Shogunato Tokugawa | el bakumatsu

El bakumatsu

Comodoro Matthew Perry.

El bakumatsu (幕末bakumatsu'?) fue el período de declive del shogunato Tokugawa, que abarca entre 1853 y 1867, cuando Japón sufrió una transformación política radical, principalmente por el fin del sakoku y la división política entre el Ishin Shishi, que agrupaba a los partidarios de la restauración imperial, y las fuerzas shogunales, incluyendo a la fuerza selecta de los Shinsengumi. Estas disputas desembocaron en desorden y caos en el país y culminaron con la guerra Boshin, la entrega del poder del shōgun Tokugawa Yoshinobu en 1867, su rendición ante las fuerzas imperiales en 1868 y la posterior implantación de la Restauración Meiji, merced a la cual el emperador Meiji obtuvo el control absoluto de Japón. Sin embargo, fuerzas leales al shogunato siguieron batallando hasta junio de 1869.

El suceso que marcó el comienzo de este período fue la llegada del comodoro Matthew Perry, que arribó a la bahía de Edo con varios buques de guerra en julio de 1853, exigió enérgicamente la apertura de Japón a barcos estadounidenses en el plazo de un año y amenazó con acciones militares al shogunato si este no se avenía a ello. A pesar de la vigencia de la política de sakoku y de que algunos daimyō estaban dispuestos a luchar contra los extranjeros, el shogunato observó con preocupación la superioridad tecnológica de los buques de Estados Unidos, y prefirió por ello firmar el Tratado de Kanagawa en 1854, que abrió dos puertos a naves estadounidenses, garantizó el buen trato a los náufragos de esta nacionalidad y permitió la instalación de un cónsul de los Estados Unidos en Shimoda, al sudoeste de Edo.

Esto ocasionó un daño a la imagen del shogunato, que estaba en franca debilidad y al que criticaban los daimyō radicales; así Abe Masahiro, quien negoció con los estadounidenses, decidió realizar la Reforma Ansei de 1854 a 1856, con el objetivo de fortalecer al régimen shogunal mediante la construcción de defensas y naves con la ayuda del Gobierno holandés, y con el entrenamiento naval de parte de dicho país. Estas reformas suscitaron la oposición de parte de los fudai daimyō, por lo que Abe fue reemplazado por Hotta Masayoshi en 1855.

Entre tanto la disidencia estaba acaudillada por Tokugawa Nariaki, que tenía una lealtad militante al emperador y sentimientos xenófobos. La escuela de Mito, que tenía bases neoconfucianistas y sintoístas, también tuvo como meta la restauración del emperador, en conjunto con un acercamiento a las potencias extranjeras.

En los años finales del shogunato aumentó el contacto con las potencias extranjeras, al igual que las concesiones que el shogunato otorgó a dichos países. Un tratado con los Estados Unidos en 1859, que permitiría más libertades incluyendo la extraterritorialidad, fue el punto de discordia entre los opositores. Hotta había perdido el apoyo dentro del shogunato; esto era una señal del inmiscuimiento del emperador en la política interna, suceso que no había ocurrido en siglos. Nariaki lo aprovechó y apeló ante la Corte el apoyo de su hijo Tokugawa Yoshinobu, que a su vez tenía el apoyo de los shinpan y los tozama daimyō. No obstante los fudai daimyō presionaron e instalaron a Tokugawa Iemochi como shōgun, arrestaron a Nariaki y a Yoshinobu e hicieron ajusticiar a Yoshida Shōin, impulsor del movimiento intelectual sonnō-jōi que se oponía al tratado estadounidense y fomentaba una revolución contra el shogunato.

Tropas del shogunato Tokugawa (1864).

Durante los siguientes años, el Ejército y la Marina fueron modernizados y se fijaron las bases del Ejército Imperial Japonés y la Marina Imperial Japonesa. En los años finales, el shogunato poseía ocho naves de guerra de estilo occidental, entre los que sobresalía el acorazado Kaiyō Maru. Adicionalmente en 1867, una misión militar francesa ayudó en el adiestramiento de las tropas del shogunato.

Por otro lado, la figura del emperador Kōmei, símbolo de la unidad japonesa, fue usada por los extremistas como chivo expiatorio para realizar asesinatos contra las autoridades shogunales, feudales y extranjeros durante la década de 1860. Uno de los más graves fue el del llamado Incidente de Namamugi de 1862, en el que pereció un británico. Destacó asimismo el surgimiento de los Cuatro Hitokiri del Bakumatsu, samuráis que utilizaban el asesinato de figuras shogunales como medio de represión. Otros hechos encendieron el odio a los extranjeros, tales como el Bombardeo de Kagoshima de 1863, con el que los británicos se vengaron del incidente del año anterior y que causó daños al clan Satsuma.

La situación se tornó más crítica con la repentina muerte del shōgun Tokugawa Iemochi en 1866 y la del emperador Kōmei en 1867. Asumieron sus puestos respectivamente Tokugawa Yoshinobu y el emperador Meiji. Yoshinobu intentó reorganizar el gobierno restaurando al emperador, pero preservando el liderazgo del shōgun, en lo que se denominó kōbu gattai. En 1866, los feudos disidentes de Satsuma y Chöshü poseían un mayor poder y lograron derrotar una fuerza del shogunato que pretendía reducirlos. Yoshinobu decidió no empeorar el conflicto y abandonó la lucha, lo que en realidad dio ventaja a las fuerzas de Satsuma-Chōshū, que se dirigieron a Kioto para presionar a la Corte Imperial para que emitiera un edicto que aboliese el shogunato.

Fotografía de varios samurái del clan Satsuma, rivales acérrimos del shogunato Tokugawa durante la Guerra Boshin. Sería la última guerra japonesa en donde los samurái tendrían participación, siendo reemplazados por el ejército regular durante la Restauración Meiji. Fotografía de Felice Beato.

Poco después se realizó una conferencia con los daimyō, y la Corte Imperial promulgó un edicto que privó de poder al shogunato a finales de 1867. No obstante, los líderes de Satsuma y Chōshū, junto con otros extremistas, decidieron rebelarse y tomar el Palacio Imperial y anunciar el comienzo de la restauración el 3 de enero de 1868.

Yoshinobu no tuvo más remedio que aceptar el edicto y renunciar como shōgun, suceso que acabó con el gobierno autoritario que había dominado Japón por más de doscientos sesenta años. Aun así, temiendo que los aliados del clan Tokugawa intentaran consolidar el poder del shogunato, las fuerzas de Satsuma, Tosa y Chōshū declararon la guerra Boshin, que tuvo una duración de dieciséis meses y terminó en mayo de 1869, y en la que poco a poco las fuerzas antishogunales e imperiales forzaron la rendición de la ciudad de Edo y el arresto de Yoshinobu. Esto motivó el traslado de las fuerzas shogunales a la isla de Hokkaidō, acaudilladas por el almirante Enomoto Takeaki, que instauró la efímera República de Ezo, que duró de finales de 1868 a mediados de 1869.

En junio de 1869, los últimos remanentes de las fuerzas leales al shogunato Tokugawa fueron vencidos y así se consolidó de manera absoluta la Restauración Meiji en toda la nación; esta abolió para siempre los feudos, hizo desaparecer los samurái en Japón e inició un proceso de expansión y modernización impulsado por el emperador Meiji, quien a partir de entonces ostentó el poder absoluto en el país, cuyo nombre cambió a Imperio de Japón.

Other Languages
azərbaycanca: Tokuqava sülaləsi
Bikol Central: Shogunato kan Tokugawa
беларуская: Сёгунат Такугава
bosanski: Tokugawa
客家語/Hak-kâ-ngî: Edo mok-fú
magyar: Edo-bakufu
Bahasa Indonesia: Keshogunan Tokugawa
日本語: 江戸幕府
ქართული: ტოკუგავა
한국어: 에도 막부
Bahasa Melayu: Kesyogunan Tokugawa
Nederlands: Tokugawa-shogunaat
português: Xogunato Tokugawa
srpskohrvatski / српскохрватски: Šogunat Tokugawa
Simple English: Tokugawa shogunate
српски / srpski: Шогунат Токугава
svenska: Tokugawa
татарча/tatarça: Tokugawa sögunatı
українська: Сьоґунат Едо
Tiếng Việt: Mạc phủ Tokugawa
吴语: 江户幕府
中文: 江户幕府
文言: 江戶幕府
Bân-lâm-gú: Edo bō͘-hú
粵語: 江戶幕府