Shogunato Tokugawa | economía

Economía

El Centro Comercial de Nagasaki y la isla de Dejima (al fondo con la bandera holandesa) eran los únicos puntos donde se podía hacer comercio exterior desde y hacia Japón.

Durante el régimen de shogunato, el país alcanzará distintos niveles económicos, en los primeros años hay un crecimiento económico, todo esto con la pacificación de Japón y la redistribución del mapa político y social dentro del país. La población regresa a sus lugares de origen, la mayoría desalojados de los campos rurales por los sucesos de la guerra civil; con este sedentarismo se refleja en un crecimiento de los ingresos de unos 18,5 millones de koku al inicio del shogunato en 1603, hasta unos 25,8 millones de koku en 1700.

Se innova la tecnología agrícola con el establecimiento de sistemas de riego y nuevas herramientas, con lo que trae como consecuencia un aumento de la producción. Con la mejoría económica del campesinado se aplican los trabajos de asalariados y de contratos por arrendamiento. Al final, la producción de arroz que estaba en exceso, se aplica para productos manufacturados como sake, entre otros productos derivados del arroz. Al haber un aumento en la producción agrícola y de manufactura, también hay un aumento del comercio interno y externo, dando como consecuencia un aumento de la población en las ciudades.

Con el aumento del comercio en el país, los daimyō ven esta actividad como muy lucrativa para el sostenimiento y crecimiento de sus dominios; por lo que algunos clanes vasallos al shogunato como el clan Chōshu y Satsuma establecerían el monopolio comercial como fuente de riqueza. Adicionalmente el shogunato Tokugawa tomó control de la acuñación de monedas y en la recaudación de impuestos.

Sin embargo, después hubo problemas económicos, en gran parte por la autonomía que tenían los daimyō dentro del sistema baku-han, en especial con la concesión de la política fiscal a éstos, así obligando al shogunato una dependencia de sus propios recursos. Adicionalmente las inversiones y la descuidada política de gastos provocarán el deterioro del presupuesto del shogunato hasta a finales del siglo XVII cuando el shōgun Tokugawa Tsunayoshi realiza reformas fiscales, un nuevo censo y logra cancelar la deuda del shogunato con la clase comerciante, que después de este hecho no se comprometen como prestamistas del shogunato.

Debido a que la agricultura era la principal fuente económica del país, las malas cosechas ocurridas en 1675, 1680 y 1732 ocasionan crisis económicas que desembocan en rebeliones populares, sobre todo en el último año. Con la reducción de las cosechas agrícolas, el shogunato y los daimyō tienen mayores problemas en obtener ingresos, haciendo que los agricultores aumenten su capacidad de producción más allá de sus límites, provocando un bajón en la industria manufacturera, artesanía y comercio, limitando la capacidad financiera del shogunato. Esta situación se vería paliada con algunas reformas económicas durante el siglo XVIII y comienzos del siglo XIX.

Other Languages
azərbaycanca: Tokuqava sülaləsi
Bikol Central: Shogunato kan Tokugawa
беларуская: Сёгунат Такугава
bosanski: Tokugawa
magyar: Edo-bakufu
Bahasa Indonesia: Keshogunan Tokugawa
日本語: 江戸幕府
ქართული: ტოკუგავა
한국어: 에도 막부
Bahasa Melayu: Kesyogunan Tokugawa
Nederlands: Tokugawa-shogunaat
português: Xogunato Tokugawa
srpskohrvatski / српскохрватски: Šogunat Tokugawa
Simple English: Tokugawa shogunate
српски / srpski: Шогунат Токугава
svenska: Tokugawa
татарча/tatarça: Tokugawa sögunatı
українська: Сьоґунат Едо
Tiếng Việt: Mạc phủ Tokugawa
吴语: 江户幕府
中文: 江户幕府
文言: 江戶幕府
Bân-lâm-gú: Edo bō͘-hú
粵語: 江戶幕府