Microtonalismo | teoría

Teoría

A principios del siglo XX, los músicos empezaron a estudiar la posibilidad de ampliar la riqueza del temperamento de doce sonidos empleando tercios y cuartos de tono, y este mismo interés los llevó a estudiar la música india, árabe, eslovaca, rumana, húngara, así como a estudiar a esos teóricos del pasado para integrar a la música occidental los nuevos intervalos. Evidentemente el interés de los músicos del siglo XX y los de siglos anteriores era diferente:

  • En la antigüedad, los intervalos surgían como el reflejo de un sistema diatónico transportado a diversas alturas, o de las 53 comas de Pitágoras.
  • En el siglo XX los intervalos surgían de la división intencional de la octava no en 12 semitonos, sino en 18 tercios de tono, o 24 cuartos de tono (incluso unos años después se instó a dividir la escala en 17, 19, 20, 22, 27 o cualquier número de partes llamadas microtonos).

La búsqueda fue ardua, pues los nuevos intervalos requerían

  • una notación diferente,
  • instrumentos temperados (como el piano o la guitarra) que los produjeran y sirvieran de guía a los no temperados (como violines y violonchelos) para la afinación exacta,
  • nuevas reglas de armonía y contrapunto y
  • la revisión de los fundamentos teóricos del sistema de doce sonidos.

Los músicos que se ocuparon del asunto fueron muchos, algunos se conformaron con especulaciones teóricas, otros con unos cuantos ejercicios en instrumentos adaptados para tal fin, y unos cuantos llevaron al límite sus intentos construyendo nuevos instrumentos, creando una nueva teoría musical para microintervalos, componiendo una buena cantidad de obras y presentándolas en conciertos.

Other Languages