Libro de Apolonio | ediciones

Ediciones

Aunque el primero que dio a conocer algunos versos de la obra fue José Rodríguez de Castro en el tomo segundo de su Biblioteca Española (Madrid, 1786), la primera edición completa se debe a Pedro José Pidal en diversos números de la Revista de Madrid (vol. IV, de 1840). Se trata de una edición deficiente, con numerosos errores y omisiones de lectura. En 1841, sin embargo, se volvió a publicar en la Colección de algunas poesías castellanas anteriores al siglo XV, como continuación a las ediciones del medievalista dieciochesco Tomás Antonio Sánchez, y en 1842 Eugenio de Ochoa la incluyó en su nueva edición corregida y aumentada del repertorio de Tomás Antonio Sánchez, Colección de poesías castellanas (París: Baudry, 1842). Florencio Janer también publica el texto en Poetas castellanos anteriores al siglo XV (1865), pero ninguna de estas ediciones puede considerarse crítica.

Solamente a principios del siglo XX aparece la primera de las ediciones rigurosas en el establecimiento del texto, la del hispanista Charles Carroll Marden. Es un trabajo útil y concienzudo que restaura la métrica y corrige las rimas. La primera edición modernizada es la de Pablo Cabañas, profesor de la Universidad de Nottingham (Valencia: Castalia, colección Odres Nuevos. Clásicos medievales en castellano actual. Impreso en los talleres de Tipografía Moderna, 1955). Giovanni Battista de Cesare (1974) y Carlos Alvar (1976) han intentado hacer ediciones menos conservadoras que la de Marden. De Cesare piensa que el manuscrito fue copiado por dos amanuenses distintos o en dos épocas distintas separadas por unos pocos años. Por otra parte, la de Carlos Alvar es muy ambiciosa, probablemente su obra maestra como filólogo. En 1984 hizo una edición más reducida y más atenta al vocabulario. Por último, en 1987 se publicó la edición de Carmen Monedero para Clásicos Castalia y en 1992 la de Dolores Corbella para la editorial Cátedra.

Other Languages