Visita de Juan Pablo II a Chile

Folleto de la Democracia Cristiana dirigido al pontífice.

La visita de Juan Pablo II a Chile, realizada entre el 1 y el 6 de abril de 1987, fue el único viaje de ese papa a ese país y, hasta el momento, es la única oportunidad en que un pontífice ha visitado Chile.

Este hecho histórico, que se enmarcó dentro del 33.er viaje apostólico de Juan Pablo II (en el cual también visitó Argentina y Uruguay), revolucionó a los fieles del catolicismo y contrajo múltiples significados y hechos, debido a que se desarrolló durante el Régimen Militar de Augusto Pinochet, sirviendo para distender en cierta medida las tensiones políticas de ese entonces.[1]

Antecedentes

El 16 de julio de 1985, los obispos chilenos enviaron al papa Juan Pablo II una carta donde le reiteraban su invitación al país: «Los obispos de Chile solicitamos por unanimidad vuestra visita pastoral a nuestra patria». La respuesta del pontífice fue dada a conocer por la nunciatura apostólica el 21 de octubre de 1985, cuando se anunció su visita para el primer trimestre de 1987.[2]

Other Languages