Vicente Rocafuerte

Vicente Rocafuerte
Vicente Rocafuerte.jpg

Coat of arms of Ecuador (1835).svg
Presidente Constitucional de la República del Ecuador
31 de enero de 1835-31 de enero de 1839
Jefe Supremo: 31 de enero - 22 de junio de 1835
Interino: 22 de junio - 8 de octubre de 1835
VicepresidenteJuan Bernardo León
PredecesorÉl mismo
(Jefe Supremo de Guayaquil)
José Félix Valdivieso
(Jefe Supremo de la Sierra)
SucesorJuan José Flores

Coat of arms of Ecuador (1830).svg
Jefe Supremo de Guayaquil
(Presidente de facto)
10 de septiembre de 1834-31 de enero de 1835
PredecesorJuan José Flores
(Presidente del Ecuador)
SucesorÉl mismo
(Presidente del Ecuador)

Información personal
Nacimiento1 de mayo de 1783
Flag of Cross of Burgundy.svg Guayaquil, Quito, Imperio Español
Fallecimiento16 de mayo de 1847 (64 años)
Bandera del Perú Lima, Perú
Lugar de sepulturaCementerio Presbítero Matías Maestro Ver y modificar los datos en Wikidata
NacionalidadEcuatoriana Ver y modificar los datos en Wikidata
Partido políticoLiberal
Familia
Cónyuge
Información profesional
OcupaciónPolítico
[editar datos en Wikidata]

Vicente Rocafuerte y Rodríguez de Bejarano (Guayaquil, 1 de mayo de 1783 - Lima, 16 de mayo de 1847) fue un escritor, político, diplomático y presidente de la República del Ecuador.[1]​ Rocafuerte fue uno de los propulsores de la independencia de Hispanoamérica y uno de los más importantes protagonistas de los cambios políticos dentro de la era conocida como floreanismo. Fue conocido por sus ideales republicanos y liberales, aunque en la práctica fue de tendencia conservadora.

Participó en varias movilizaciones en contra de Juan José Flores y su primer gobierno, pero finalmente terminaron aliándose, contribuyendo este entendimiento en su acceso a la presidencia del Ecuador en 1835. Entre sus mayores logros como presidente está la obra cultural con base en la instrucción pública y la reorganización económica y financiera que realizó con el fin de sentar las bases de su país.[2]

Unas vez terminado su período presidencial en 1839 fue elegido gobernador de Guayaquil en el segundo mandato de Juan José Flores, colaborando con el mismo hasta 1843 cuando Flores se reeligió para una tercera presidencia. Decidió exiliarse voluntariamente a Lima para hacer la oposición al régimen. Posteriormente fue elegido plenipotenciario del Ecuador en Lima por el nuevo gobierno instaurado tras la revolución del 6 de marzo de 1845 en la cual Rocafuerte participó activamente desde su exilio para derrocar a Flores. En esta ciudad peruana falleció el 16 de mayo de 1847.[3]

Biografía

Pertenecía a una de las familias notables de Guayaquil (Rocafuerte, Rodríguez, Bejarano, Lavayen). Heredó latifundios. Estudió en los colegios de nobles de Madrid y de Paris, donde trató a Carlos Montúfar, uno de los protagonistas de la independencia quiteña, y a Simón Bolívar. A los 24 años de edad regresó a Guayaquil. Fue apresado en 1809, pues su tío el coronel Jacinto Bejarano se carteaba con los patriotas quiteños de agosto. Sirvió a la ciudad como alcalde ordinario, y Guayaquil lo eligió su representante ante las cortes de Cádiz (España). Cuatro años permaneció en Europa. Se unió a la Junta Central de Gobierno contra la invasión napoleónica de España; se integraron también Olmedo y José Mejía Lequerica con intenciones de lograr la independencia de España. Rocafuerte se unió al grupo liberal de la junta; pero fue perseguido al volver al poder el rey Fernando VII (1814). Regresó a Guayaquil en 1817. Siguió con interés el proceso de la independencia y a su modo contribuyó con él enseñando francés en textos revolucionarios como el "Contrato Social", de Rousseau. Emigró a Estados Unidos en 1819 a los 36 años. Rocafuerte no volvería a Guayaquil sino 14 años después. Se convirtió en el primer ideólogo de la soberanía de Hispanoamérica como emisario de Bolívar en España, revolucionario en México, estudioso de la libertad, la tolerancia religiosa, la democracia y la educación en los Estados Unidos, agente de los destinos de Cuba, diplomático de México en Wáshington y Londres y obrero del reconocimiento de la independencia de los estados hispanoamericanos en los Estados Unidos e Inglaterra, en Holanda y Rusia, en Suiza, Francia y Roma. Negoció préstamos para México y la Gran Colombia.[4]

Desilusionado del proyecto fracasado de integración hispanoamericana de Bolívar, regresó a Guayaquil (1833), donde contrajo un tardío matrimonio con su prima Baltasara, hija del coronel Francisco Calderón, padre de Abdón Calderón. Cansado de tanta actividad, se dedicó a cultivar sus latifundios y a explotar sus minas en Santa Elena. Fue elegido diputado por el departamento de Quito poco tiempo después al regresar a al vida pública.[4]

Como diplomático, Rocafuerte prestó sus servicios antes y después de su presidencia, lo cual se manifestó al ser nombrado diputado por la provincia de Guayaquil en las Cortes de Cádiz en 1812, junto a José Joaquín de Olmedo; además, fue nombrado ministro plenipotenciario de México en Dinamarca y el Reino de Hannover. Tras su mandato entre 1835-1839, fue gobernador de Guayaquil, fue diputado en representación de varios sectores del país, conformó la convención nacional que redactó la constitución de 1843, y participó en varias conspiraciones contra Flores, en especial para la Revolución marcista en 1845. Después de la caída definitiva del floreanismo, fue nombrado como representante del Ecuador en varios países sudamericanos. Murió en Lima, teniendo el cargo de ministro plenipotenciario del Ecuador en Perú.