Verbo copulativo

El verbo copulativo (del latín copŭla: 'gancho', 'puente' o 'vínculo') es un tipo de verbo (en español, ser, estar o parecer) que algunas lenguas poseen para construir la llamada predicación nominal del sujeto de una oración: el sujeto se une con este verbo a un complemento obligatorio llamado atributo que por lo general determina alguna propiedad, estado o equivalencia del mismo, por ejemplo: "Este plato es bueno". "Juan está casado". "Ese fue el culpable". Forma las llamadas oraciones copulativas o atributivas.[1]

Características

El verbo copulativo apenas posee significado, por lo cual por sí solo no informa o añade información a la oración (por ejemplo, si transformamos el sintagma "la mesa verde" en "la mesa es verde" el verbo "es" no aporta nada). Por eso se dice que funciona como un mero nexo ('cópula', 'gancho') para unir el atributo al sujeto de forma equivalente casi a su mera yuxtaposición: "este plato es bueno" equivale casi a "plato bueno". En español los verbos copulativos son tres: ser, estar y parecer. Y, aunque no suele expresar de por sí acción o proceso alguno (como sí hacen los demás verbos, llamados predicativos), el verbo copulativo sirve para señalar equivalencia o igualar al sujeto con el atributo: "Él es mi padre" = "Mi padre es él"

La falta de significado del verbo copulativo en el predicado nominal de que es parte hace que no ejerza como núcleo del mismo: dicha función pasa a desempeñarla el atributo. Por otra parte, como carece de significado y no indica acción o proceso alguno, los verbos copulativos se usan también a veces como verbos auxiliares para formar la voz pasiva o para construir algunas perífrasis verbales.

No se pueden considerar estrictamente verbos copulativos a una serie de verbos pseudocopulativos o semipredicativos (semejar, resultar, permanecer, quedarse, ponerse, volverse, hacerse, tornarse, seguir, encontrarse, sentirse, mostrarse, hallarse, revelarse... algunos gramáticos incluyen incluso el verbo parecer) que, aun siendo muy similares a los copulativos, no están semánticamente vacíos, sino que conservan algo de significado. Por ello en vez de llevar atributos estos verbos llevan complementos predicativos. Los verdaderos verbos copulativos reflejan solo matices de tipo aspectual y no propiamente semánticos y léxicos.[2]

Other Languages
العربية: عماد (لغة)
brezhoneg: Verb-stagañ
čeština: Spona (sloveso)
Deutsch: Kopula
Esperanto: Kopulo
eesti: Koopula
فارسی: فعل ربطی
suomi: Kopula
Gaeilge: Copail
עברית: אוגד
magyar: Kopula
Bahasa Indonesia: Kopula
Ido: Kopulo
íslenska: Tengisögn
日本語: コピュラ
Nederlands: Koppelwerkwoord
norsk nynorsk: Kopula
norsk bokmål: Kopula
português: Verbo de ligação
Simple English: Linking verb
slovenščina: Vez (jezikoslovje)
svenska: Kopula
Türkçe: Koşaç
татарча/tatarça: Бәйлекләр
Tiếng Việt: Từ liên hệ
中文: 系詞