Txomin Agirre

Txomin Agirre Badiola o moro Aguirre ( Ondárroa, 1864- Zumaya, 1920) fue un sacerdote y escritor español en lengua vasca. Sus obras más importantes son la novela histórica Auñemendiko Lorea (La flor del Pirineo, 1898), y las costumbristas Kresala (Agua de mar, 1906), cuyos hechos ocurren en el ambiente del mar, y Garoa (El helecho, 1912), que sucede en el ambiente del caserío. Destaca tanto por su realismo como por su afán moralizador.

Trayectoria literaria

Nació en una familia humilde. Tras ordenarse sacerdote, fue capellán de las Carmelitas de la Caridad de Zumaya. Fue amigo del también sacerdote Resurrección María de Azkue, una de las grandes figuras de la recuperación del euskera; gracias a él, Agirre ingresó en la Real Academia de la Lengua Vasca.

Agirre es autor de tres novelas. Auñemendiko Lorea (La flor del Pirineo, en español), publicada en 1898, sigue el modelo de las novelas históricas del Romanticismo: ha sido comparada con la obra de Navarro Villoslada Amaya o los vascos en el siglo VIII. En cambio, sus otras dos novelas se inscriben en la tradición costumbrista, y en alguna ocasión se las ha comparado con las obras de Pereda:[3] En la novela aparecen todos los lugares comunes del nacionalismo vasco.

Auñamendiko Lorea y Kresala están escritos en dialecto vizcaíno, mientras que Garoa se escribió en dialecto guipuzcoano. Se ha insistido en el hábil manejo del lenguaje popular por parte del autor.[1]

Other Languages
euskara: Txomin Agirre
français: Txomin Agirre