Tom Boonen

Tom Boonen
Gent - Omloop Het Nieuwsblad, 28 februari 2015 (E05).JPG
Información personal
Nombre completo Tom Boonen
Apodo Tommeke, Tornado Tom, Torpedo Tom
Fecha de nacimiento 15 de octubre de 1980 (36 años)
Lugar de nacimiento Mol, Región Flamenca, Bélgica
País Flag of Belgium.svg  Bélgica
Altura 1,93 m
Peso 82 kg
Información de equipo
Equipo actual Etixx-Quick Step
Disciplina Carretera
Papel Ciclista
Tipo de ciclista Sprinter
Clasicómano
Equipos profesionales
2002
2003-actualidad
US Postal Service
Quick Step/Omega Pharma/Etixx
Grandes victorias
Campeón del Mundo de ruta 2005 Gold medal with cup.svg MaillotMundial.PNG
Paris-Roubaix (2005, 2008, 2009, 2012)
Tour de Flandes (2005, 2006, 2012)
Gante-Wevelgem (2004, 2011, 2012)
E3 Harelbeke (2004, 2005, 2006, 2007, 2012)
6 etapas del Tour de Francia
2 etapas de la Vuelta a España
Campeonato de Bélgica en Ruta Gold medal with cup.svg MaillotBélgica.PNG (2009, 2012)
Estadísticas
Tom BoonenProCyclingStats

Tom Boonen Mol, 15 de octubre de 1980) es un ciclista de ruta belga profesional desde 2002 y alctual miembro del Etixx-Quick Step, de categoria UCI ProTeam.

Destaca como velocista, y sobre todo es un especialista en las clásicas de primavera, donde ha ganado cuatro veces la París-Roubaix y tres veces el Tour de Flandes entre otras. También fue campeón del mundo en ruta en 2005 y ganó la clasificación por puntos del Tour de Francia 2007.

Biografía

Tom Boonen se convirtió en profesional en la temporada 2002. Tras correr con US Postal en 2002, pasó al conjunto Quick Step en 2003, donde continúa hasta la actualidad.

2002: Breve paso por US Postal

Con el equipo de Johan Bruyneel, el joven Boonen buscó confirmar sus excelentes prestaciones en el campo amateur, donde obtuvo, en el año 2000 triunfos del calibre de la París-Tours sub23 o podios en pruebas como la París-Roubaix para amateurs. Tras realizar una gran temporada en su primer año como profesional, en la que logró ser tercero en la París-Roubaix, ante los mejores corredores del mundo en la especialidad, pronto advirtió que el apoyo que podía obtener para desarrollarse como corredor en un equipo fervientemente dedicado a ayudar a Lance Armstrong, en aquel momento tres veces ganador del Tour de Francia, sería muy reducido en comparación al que podría obtener disputando dichas pruebas en un conjunto de su país, lo que le animó a fichar por el recién formado Quick Step - Davitamon, dirigido por Patrick Lefevere y Wilfried Peeters.

2003 - 2005: Llegada a QuickStep. La consagración

A pesar de que los éxitos no se hicieron esperar (llegando a ser el segundo hombre en triunfos de la temporada 2004, con victorias al esprint en numerosas vueltas por etapas y sus primeras victorias en el conjunto belga sobre clásicas flamencas como la Gante-Wevelgem), su explosión definitiva se produciría en el año 2005, cuando se convertiría en el octavo corredor en la historia capaz de firmar doblete en las dos clásicas sobre adoquines más importantes del mundo: Tour de Flandes y París-Roubaix. En la prueba flamenca, lo hizo atacando entre un grupo selecto de escapados a pocos kilómetros del final; en el caso de la carrera francesa, esperó al esprint final en el velódromo de Roubaix para batir con facilidad al estadounidense George Hincapie y al español de origen argentino Juan Antonio Flecha.

Boonen vestido con el maillot verde en el Tour de Francia 2005

Su excelente temporada no finalizaba ahí. Tras haber realizado un primer contacto serio con el Tour de Francia en 2004, en cuya edición se llevó dos etapas (incluyendo la de la última jornada en el esprint de los Campos Elíseos de París), se convertiría en el dominador de las primeras volatas de la ronda gala venciendo en las dos primeras etapas en línea con finales en Les Essarts, en la región de Vendée, y un día más tarde en la Avenue Grammont de Tours, donde ya ganara seis años atrás su primera gran clásica como amateur; todo ello le valdría para vestir el maillor verde de la regularidad durante unos días, condición que perdió en la segunda semana de carrera, tras sufrir una aparatosa caída en la bajada del Courchevel, en la segunda jornada alpina de aquella edición. No obstante, una rápida recuperación le permitió recuperarse y encontrar buenas sensaciones en la Vuelta a España, donde no pudo sumar ningún triunfo pero sí una fuerza y forma indispensables para obtener el que es, hasta el día de hoy, el mayor logro de su carrera.

Boonen aseguraba en una rueda de prensa celebrada durante la ronda española que su condición estaba algo lejos de la mejor posible, pero que, sin embargo, se encontraba en buenas condiciones para capitanear a su selección en la prueba en ruta del Mundial, que tendría lugar una semana después del final de la Vuelta en la capital de España, Madrid. Boonen se aprovechó del perfecto trabajo de sus compañeros y de la falta de colaboración en las distintas escapadas que se formaron en las últimas vueltas de aquel Campeonato del Mundo para vencer en la recta de meta del Paseo de la Castellana por delante del murciano Alejandro Valverde, capitán en aquella carrera de la selección española, y de un sorprendente Anthony Geslin, perteneciente al combinado francés. Tom Boonen se vestía así con un maillot arcoiris el cual, a diferencia de otros muchos corredores que le precedieran como acreedor de tan alto honor, le daría alas para seguir consechando grandes éxitos en la temporada en la que lo vestiría.

2006 - 2007: consolidación

Tom Boonen en 2006, con el maillot de campeón del mundo

Boonen continuaría su racha de éxitos en la temporada 2006, en la que sería, por primera vez, el corredor con mayor número de triunfos en la temporada. El año comenzó de forma magnífica para el ciclista belga, anotándose 4 etapas y la clasificación general en el Tour de Qatar, triunfos a los que daría continuidad en el mes de febrero con una trabajada victoria en la Ruta del Sol, en un duelo cerrado con el que es, a día de hoy, su mayor rival en la carretera, el italiano Alessandro Petacchi. Boonen seguiría afinando su estado de forma de cara a las clásicas de primavera consiguiendo tres triunfos en la París-Niza (en las etapas de Saint-Amand-Montrond, Belleville y Rasteau, todas ellas al esprint) y siendo cuarto en la prestigiosa Milán-San Remo, ganada por su compañero de equipo, Filippo Pozzato.

Tras volver a vencer, por tercer año consecutivo, en el Gran Premio de Harelbeke, con mayor superioridad incluso que en las anteriores ocasiones, se presentó en la salida del Tour de Flandes con la vitola de máximo favorito. No decepcionó y dejó boquiabiertos a propios y extraños realizando la selección definitiva de la carrera en los momentos clave de la misma y reaccionando a los ataques de sus máximos rivales, como Leif Hoste, a quien batió en la meta de Meerbeke para alzarse con su segundo triunfo en la prueba más importante del ciclismo flamenco. Sin embargo, no pudo repetir su hazaña de ganar también la París-Roubaix, terminando la prueba en segunda posición tras el suizo Fabian Cancellara.

A pesar de no obtener los resultados deseados, el ciclista belga no bajó su nivel de rendimiento durante los meses posteriores y siguió sumando triunfos en la Vuelta a Bélgica, en la Veenendaal-Veenendaal, o en el Tour de Suiza, donde mantuvo una interesante lucha con el triple campeón mundial de origen cántabro Óscar Freire, llevándose una etapa.

El segundo gran objetivo de su calendario estaba situado en el Tour de Francia, donde su gran objetivo, por primera vez, era situarse como líder por primera vez y vestir el maillot amarillo aprovechando la gran cantidad de etapas de perfil llano previas a la primera contrarreloj individual. Sí pudo cumplir su objetivo, colocándose como líder de la prueba tras la cuarta etapa con final en Valkenburg (Holanda), y perdiendo dicha condición cuatro días después en la contrarreloj de Rennes, pero no pudo sumar ninguna etapa y acabó marchándose de vacío a pocos días de la conclusión, aquejado de cansancio e incapaz de seguir el ritmo en las etapas de alta montaña.

A pesar de que siguió completando su fantástico palmarés con triunfos en el Tour del Benelux, donde sumó tres victorias, una en Balen ante sus paisanos, entre ellos sus abuelos, oriundos de dicha localidad, o también en la Vuelta a Gran Bretaña, llevándose la última etapa en Londres, no pudo revalidar su título de campeón mundial en Salzburgo, el cual recaería en su compañero de equipo, el campeón italiano y olímpico Paolo Bettini.

En 2007 acumulaba, hasta la disputa del Tour de Flandes ocho triunfos: cuatro etapas al esprint en el Tour de Qatar, una etapa en la Ruta del Sol, la Kuurne-Bruselas-Kuurne, la clásica A través de Flandes y el Gran Premio de Harelbeke, en el que se impuso por cuarta vez consecutiva. Boonen no pudo revalidar sus dos triunfos anteriores, finalizando undécimo en una prueba que se adjudicó el italiano Alessandro Ballan. Igualmente, no pudo obtener su segunda victoria en la clásica París-Roubaix, prueba que fue a parar a manos del australiano Stuart O'Grady. Tras unas semanas de descanso, Boonen recuperaría su mejor forma en la Vuelta a Bélgica, anotándose un triunfo parcial, antes de ser segundo en el campeonato nacional de su país y tomar la salida en el Tour de Francia, donde logró dos triunfos de etapa y maillot verde por puntos de la carrera.

2008: Polémicas por su "affaire" con las drogas

Boonen en la Paris-Roubaix 2008

En la temporada siguiente, Boonen volvería a retomar la senda de la victoria desde el principio de año, con tres nuevos triunfos de etapa y la clasificación general del Tour de Qatar, más una victoria en la Tour de California durante el mes de febrero. Durante las clásicas preparatorias para las grandes carreras de la temporada, Boonen no realizó grandes exhibiciones, si bien demostró su buen estado de forma al pelear con el suizo Fabian Cancellara por una buena posición en el Gran Premio de Harelbeke, el cual finalmente se adjudicaría Kurt-Asle Arvesen. En el Tour de Flandes de aquel año, Boonen, más fuerte que en la edición de 2007, controló perfectamente la carrera, a sabiendas de que era el hombre más vigilado, con el fin de que un compañero de equipo, el también belga Stijn Devolder, obtuviese el triunfo. La colaboración entre ambos se materializó en la París-Roubaix, disputada una semana después, en la que Boonen se marchó en un grupo delantero, junto con Cancellara y Ballan, mientras el propio Devolder controlaba la carrera en un segundo grupo. Consciente de su superioridad al esprint, Boonen esperó hasta la llegada en el velódromo de Roubaix para superar con comodidad a sus dos compañeros de fuga y anotarse su segundo triunfo en el llamado "Infierno del Norte". Pocos días después, en el Scheldeprijs Vlaanderen, Boonen estuvo a punto de sumar un nuevo triunfo, pero un despiste al celebrar de forma precipitada la victoria al esprint provocó que el británico Mark Cavendish le adelantase en el último "golpe de riñón".

Sin embargo, su carrera se vio frustrada por un positivo por cocaína en mayo de 2008, en un control policial fuera de competición.[1] Por tal razón, la organización del Tour de Francia le impide correr la edición de 2008, lo que le obliga a dedicarse a objetivos menores, lo que no le impide seguir venciendo. En el Ster Elektrokoer holandés sumará una victoria al esprint, hecho que repetirá en Viena, donde se lleva la última etapa de la Vuelta a Austria, y en la Vuelta a Valonia, donde gana la primera etapa y se coloca como líder para la jornada siguiente. Aun así, su participación en el equipo olímpico para los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 fue descartada por la federación belga de ciclismo.

Su participación en la Vuelta a España se saldó con dos victorias parciales en las etapas de Córdoba y Zamora, antes de abandonar la carrera en la etapa de Valladolid, cediendo el liderato del equipo en las llegadas a su compañero de equipo Wouter Weylandt. Su buen estado de forma para el Campeonato del Mundo de Varese no se vio recompensado con resultados, ya que no consiguió entrar en el grupo que dio la victoria a Alessandro Ballan y acabó en el pelotón sin disputar la carrera. Antes de acabar el año, aún conseguiría vencer en Mons-en-Pévèle, escenario de la primera etapa del Circuito Franco - Belga.

2009 : Tercera victoria en la Paris-Roubaix

Tom Boonen ganando la Paris-Roubaix 2009

Boonen comenzó el 2009 por tierras qataries: Ganó por tercera vez el Tour de Qatar. Después ganó por segunda vez la Kuurne-Bruselas-Kuurne. Boonen participó más tarde en la Milan-San Remo, donde termina 15º a pesar del trabajo de su compañero de equipo Sylvain Chavanel. Preparó brillantemente las clásicas del pavés terminando tercero en A través de Flandes, favoreciendo la victoria a su cmpañero Kevin Van Impe y después terminó segundo en el E3 Prijs Vlaanderen-Harelbeke, batido por Filippo Pozzato. Se consagra así de nuevo como uno de los grandes favoritos para ganar el Tour de Flandes,[2] aunque es finalmente su compañero Stijn Devolder quien se impone. Boonen ganó la Paris-Roubaix por tercera vez, aunque esta vez lo hizo en solitario.

Tom Boonen dio de nuevo positivo por cocaina a finales del mes de abril. Es suspendido por su equipo, Quick Step,[3] hasta el 2 de junio de 2009. Sin embargo, este control que ocurrió fuera de la competición, hace que ninguna sanción pueda ser tomada por la LVB (Liga Ciclista Belga) o la UCI. Esta cuestión sigue siendo un asunto privado. También admite que él está en un estado de depresión psicológica y se enfrenta a problemas con el alcohol.

En junio, Tom Boonen se convierte en campeón de Bélgica en Ruta. Debido a su positivo por cocaina, Boonen se encontraba a la espera de saber si podía participar en el Tour de Francia. En vísperas del Tour de Francia, la Cámara Arbitral del Deporte de comité Nacional Olímpico y Deporte Francés (CNOSF) autorizó a Tom Boonen a formar parte de la Grande Boucle. Pero en este Tour, Boonen pasa desapercibido y debido a una caída en la 15ª etapa se acaba retirando.[4] Termina su temporada en la Paris-Tours donde es batido al esprint por Philippe Gilbert.

2010 : Fracaso en las clásicas

Después de haber ganado dos etapas del Tour de Qatar, una etapa del Tour de Omán y una de la Tirreno-Adriatico, fue batido por Oscar Freire en la Milan-San Remo. Además, no pudo contener a Fabian Cancellara en las clásicas de su país, ni en el E3 Prijs Vlaanderen-Harelbeke ni en el Tour de Flandes (terminó segundo en ambas carreras) ni en la Paris-Roubaix. Inicialmente seleccionado para correr el Tour de Francia,[8]

2011 : Segunda victoria en la Gante-Wevelgem

A comienzo de la temporada, Tom Boonen ganó la primera etapa del Tour de Qatar. A finales del mes de marzo, gana por segunda vez la Gante-Wevelgem. Termina cuarto del Tour de Flandes. Sin embargo en la Paris-Roubaix, abandonó a 50 km de meta, debido a un problema mecánico en el tramo de Arenberg y a dos caídas. La segunda baza del Quick Step en esta clásica, Sylvain Chavanel, sufrió un pinchazo y luego una fuerte caída, la cual privó al equipo de cualquier esperanza de victoria. El 22 de junio, Tom Boonen prolonga su contrato dos años más con el equipo Quick Step.[9] participó en el Tour de Francia. Sin embargo sufrió una caída en la 5ª etapa, cuyas consecuencias le obligaron a abandonar dos días más tarde. Después participó en la Vuelta a España, en la cual se fractura el escafoides de la mano izquierda, lo que le obliga a abandonar.

Other Languages
العربية: توم بونن
català: Tom Boonen
čeština: Tom Boonen
dansk: Tom Boonen
Deutsch: Tom Boonen
English: Tom Boonen
euskara: Tom Boonen
suomi: Tom Boonen
føroyskt: Tom Boonen
français: Tom Boonen
galego: Tom Boonen
עברית: טום בונן
magyar: Tom Boonen
Bahasa Indonesia: Tom Boonen
italiano: Tom Boonen
Lëtzebuergesch: Tom Boonen
latviešu: Toms Bonens
македонски: Том Бонен
Bahasa Melayu: Tom Boonen
Plattdüütsch: Tom Boonen
Nederlands: Tom Boonen
norsk bokmål: Tom Boonen
polski: Tom Boonen
português: Tom Boonen
русский: Бонен, Том
Simple English: Tom Boonen
slovenčina: Tom Boonen
slovenščina: Tom Boonen
svenska: Tom Boonen
Türkçe: Tom Boonen
West-Vlams: Tom Boonen