The Fast and the Furious (película de 2001)

The Fast and the Furious (A todo gas en España; Rápido y furioso en Hispanoamérica) es una película de acción estadounidense de 2001 dirigida por Rob Cohen y protagonizada por Paul Walker, Vin Diesel, Michelle Rodríguez y Jordana Brewster. Es el primer film de la saga The Fast and the Furious.

Con un guion de los escritores Ken Li y Gary Scott Thompson[1] y producida por Neal H. Moritz y John Pogue para Universal Studios, se estrenó en diferentes fechas del año 2001, tras comprar los derechos del título para el filme de su homónima de 1955.

La película pretende presentar historias ficticias situadas en el peligroso mundo de las carreras callejeras,[2] con coches modificados que realizan acrobacias. Consta de seis entregas posteriores y la trama transcurre en su totalidad en Los Ángeles, aunque posteriormente los protagonistas por diversos motivos viajan a otras ciudades. La música de esta primera parte está a cargo principalmente de artistas del rap como Ja Rule, DMX o R. Kelly, entre otros.

Argumento

El conductor callejero y ex convicto Dominic "Dom" Toretto ( Vin Diesel) y los miembros de su equipo: Jesse ( Chad Lindberg), Leon ( Johnny Strong), Vince ( Matt Schulze) y su novia Letty ( Michelle Rodriguez) perpetran una serie de secuestros de camiones semi-remolque a alta velocidad, llevándose más de 6 millones de dólares en mercancía. El oficial de policía Brian O'Conner ( Paul Walker) es enviado encubierto en una investigación conjunta de la policía de Los Ángeles y el FBI para detener a la banda.

Brian utiliza su trabajo encubierto en The Racer's Edge, una tienda de piezas de recambio, para hacer conexiones e infiltrarse en el escenario de las carreras callejeras. Brian desayuna en el bar de Toretto y coquetea con su hermana Mia ( Jordana Brewster). Dom y sus compañeros están sentados en la parte trasera y uno de ellos, Vince, quien está enamorado de Mia, inicia una pelea con Brian pero es separado por Dom. Una noche, durante una reunión de carreras locales, Brian llega con su Mitsubishi Eclipse RS 420A 1995. Dominic organiza una carrera de velocidad con un corredor de apuestas local llamado Héctor, y otros dos pilotos. Brian pierde frente al Mazda RX-7 FD3S 1993 modificado de Dom. Cuando Brian se prepara para darle las llaves, llega la policía de Los Angeles, obligando a todos a huir. Dominic conduce a un garaje y aparca allí, con la intención de caminar a casa, pero es descubierto por una patrulla de policía. Sin embargo, Brian llega a tiempo para evitar que Dom fuera capturado y se gana su confianza. Al huir, Dom y Brian accidentalmente llegan a Little Saigon, en el sur de California, territorio de rival de Dom; Johnny Tran ( Rick Yune) y su banda, entonces los rodean y empiezan a discutir sobre el trato que tenian el cual era que si Dom se mantenía alejado de Little Saigon Jonnhy lo dejaría en paz (esto se debe a que Dom se acosto con la hermana de Johnny además de un fallido negocio entre los dos) entonces la discusión cambia cuando Jonnhy pregunta de quien es el coche, a lo que Brian responde que era de el pero ahora es de Dom, sin embargo Dom todavía no tiene la factura del coche, entonces Tran concluye que "el coche no es de nadie", acto seguido le ordena a su banda marcharse no si antes decirle a Dom que lo vera en la carrera del desierto el mes que viene, entonces se van y cuando Brian y Dom estan a punto de marcharse aparecen Jonnhy y su primo Lance quienes abren fuego a su coche con metralletas Uzis con silenciadores, lo que provoca la ruptura del tanque de óxido nitroso y la destrucción del Eclipse al explotar el gas. Después de esto, Dominic informa a Brian que le debe un coche de “diez segundos” (un coche que puede conducir un cuarto de milla en menos de 10 segundos, desde un punto muerto).

Al día siguiente, Brian lleva un Toyota Supra 2JZ Turbo 1994 destruido al taller de Dom y ofrece su talento como piloto para pagar la deuda contraída por perder la carrera. Mientras arreglan el coche, Brian comienza a salir con la hermana de Dom. La investigación conduce a Brian a sospechar de Tran y su banda de realizar los secuestros y lleva el informe de los resultados a su superior, el sargento Tanner ( Ted Levine) y al agente especial del FBI Bilkins ( Thom Barry). Cuando Brian se mete en el garaje de Tran encuentra mercancía que se encontraba en el camión que fue asaltado, pero cuando sale es acorralado por Vince y Dominic, que exigen una explicación. Brian miente y dice que está comprobando los coches de sus rivales para las próximas “Race Wars”, un evento de carreras callejeras en el desierto. Brian, Vince y Dominic comprueban el garaje de Tran, y Brian avisa a sus superiores sobre lo ocurrido. Entonces Jesse llama a Dom y le advierte por teléfono que Tran y su banda van de camino y entonces se esconden cerca de unos coches, y mientras estan escondidos observa como Tran y su banda traen a un traficante de motores y lo rocían con aceite de motor para que les diga donde estan los motores que necesitan para la carrera entonces el traficante les dice que estan en el almacén, posteriormente Tran le obliga a que bese sus zapatos y lo tira al piso de una patada, entonces Tran y su banda se van a buscar los motores.

Entonces, ocurre un nuevo robo y, consecutivamente, la policía actúa para detener a Tran y a su banda. Sin embargo, después de efectuar los arrestos, se encuentra que Tran y su banda estaban limpios y que la mercancía hallada por Brian en el garaje fue adquirida legalmente, demostrando que son inocentes. Entonces, Tanner y Bilkins regresan a su hipótesis original de que Dominic y su banda son los autores. Tanner advierte Brian para que no deje que sus sentimientos por Mia o su amistad con Dom nublen su juicio, y Bilkins le da a Brian 36 horas para resolver el caso.

Con el Supra totalmente preparado para la carrera, Brian presiona a Dom para obtener información sobre sus ingresos, diciendo que la tienda por sí sola no puede pagar los gastos de todas las carreras. Dom le da a Brian una invitación para la "Race Wars y le informa que van a hablar una vez que Brian haya demostrado su experiencia en la pista. Jesse compite y pierde el Volkswagen Jetta III 1995 de su padre frente al Honda S2000 F20C de Tran. Jesse entra en pánico y huye a toda prisa de la pista, lo que provoca que Tran haga frente a Dom y le exija recuperar el coche. Dom se niega y esto causa que Tran crea que Dom había presuntamente provocado que la policía lo hubiese arrestado a el y a Lance y esto provoca una pelea en la que Dom golpea brutalmente a Tran y es sacado por Vince y dos guardias de seguridad de la carrera. A la mañana siguiente, Dom y su equipo salen de la “Race Wars” para cometer otro secuestro.

Brian confiesa a Mia su condición de policía encubierto y le convence de ir con él para salvar a su hermano y sus amigos de los conductores de camiones, ya que están armados. Localiza su posición mediante la señal del teléfono móvil de Dom y una vez allí encuentran a Letty, gravemente herida al volcar su coche, y a Vince, que resultó gravemente lesionado después de haber sido disparado por el conductor del camión. Brian y Mia trabajan junto con Dom, Leon y Letty para rescatar a Vince, que está enganchado de la puerta del camión. Brian decide saltar al camión y salva a Vince. Más tarde, toma la difícil decisión de revelar su verdadera identidad al llamar a un helicóptero médico. La revelación enfurece a Dom, pero se contiene a sí mismo y huye con Leon, Letty y Mia cuando el helicóptero llega por Vince.

Brian sigue a Dom hasta su casa y lo amenaza a punta de pistola para impedir que huya pero Dom, armado con una escopeta responde no querer huir sino buscar y proteger a Jesse. Jesse llega poco después, pidiendo disculpas por sus acciones en “Race Wars” y pide ayuda a Dom. Momentos más tarde, Tran y su primo Lance ( Reggie Lee) llegan en sus motocicletas, disparan y matan a Jesse. Brian y Dom los persiguen, con Dom al volante de un Dodge SuperCharger R/T 1970 de su difunto padre. Dom saca a Lance de la carretera, hiriéndolo gravemente, mientras que Brian dispara y mata a Tran. Después, Brian y Dom deciden hacen una carrera callejera improvisada, tratando de pasar un tren en marcha. Dom queda muy malherido al chocar con un camión rodando su coche dos veces, haciendo inutilizable el Charger.

En lugar de arrestarlo, Brian le da las llaves del Supra aludiendo que le debía un coche de 10 segundos y permite que Dom escape. En una escena post-créditos,[3] aparece Dom conduciendo en Baja California, México, en un Chevrolet Chevelle SS 1970 diciendo: "Vivo la vida a un cuarto de milla a la vez, nada más importa, pero en esos 10 segundos o menos, soy libre."

Other Languages