Tampón higiénico

Tampón con aplicador.

Un tampón es un artículo de higiene femenina, para absorber el flujo de la menstruación. El tipo más común en la actualidad se vende en forma de unidades desechables, que se insertan manualmente hasta el fondo de la vagina y se extraen mediante un cordón. El tampón tiene forma de tubo, con un núcleo comprimido de material absorbente recubierto por una malla. También se comercializan con un aplicador formado por dos tubos de plástico, uno interior y otro exterior, que permiten la colocación del mismo sin necesidad de tocarlo con las manos.

En ocasiones, los tampones se han utilizado para interrumpir otras hemorragias, como las nasales o las ocasionadas por proyectiles. Los tampones permiten bañarse o nadar mientras se está en el período menstrual, practicar deportes y otras actividades que las compresas o copas dificultan. Algunas veces, los tampones se utilizan también para la aplicación interna de medicamentos.

Un tampón alojado en la vagina.

En el pasado, algunos tampones de alta absorbencia ocasionaron casos de síndrome de shock tóxico, una infección causada por toxinas bacterianas que puede llegar a ser mortal en casos muy raros. Aunque este riesgo sigue mencionándose en algunos ámbitos, hoy por hoy no está demostrada la relación entre el síndrome de shock tóxico y los tampones de la actualidad, pese a lo cual se recomienda utilizar los de la absorbencia apropiada para cada día del período menstrual.

En los países donde la virginidad es sinónimo de reputación femenina, es frecuente preguntar si los tampones para la menstruación pueden romper el himen de la mujer. Es prácticamente imposible que un tampón rompa el himen, porque éste tiene una apertura que es por donde baja el flujo menstrual, y es justo allí por donde se introduce el tampón.[1]

Grados de absorción

Los tampones tienen un grado de absorción asociado en relación a la cantidad de flujo que son capaces de absorber:

Grado de absorción Flujo
Menos de 6 gramos Poco flujo
De 6 a 9 gramos Flujo ligero/moderado
De 9 a 12 gramos Flujo moderado/abundante
De 12 a 15 gramos Flujo muy abundante

Es importante escoger un grado de absorción correcto ya que si es muy alta puede producirse sequedad y molestias a la hora de la extracción. En caso de duda se recomienda escoger el de menor absorción y siempre cambiar de tampón cada 4 - 8 horas dependiendo del flujo.

Other Languages
Alemannisch: Tampon
català: Tampó
čeština: Tampon
Deutsch: Tampon
Ελληνικά: Ταμπόν
English: Tampon
فارسی: تامپون
suomi: Tamponi
Gaeilge: Súitín
עברית: טמפון
हिन्दी: तंपन
magyar: Tampon
Bahasa Indonesia: Tampon
日本語: タンポン
қазақша: Тығын
norsk bokmål: Tampong
português: Tampão
Simple English: Tampon
svenska: Tampong
中文: 衛生棉條