Talgo I

Talgo I fue el primer tren prototipo desarrollado por la empresa española Patentes Talgo, S.A. el cual nunca llegó a prestar servicio comercial. Su acrónimo proviene de las palabras Tren Articulado Ligero Goicoechea Oriol (TALGO). Don Alejandro Goicoechea Omar ingeniero de origen militar fué su inventor y Don José Luis de Oriol y Urigüen de familia de financieros vasconavarra, fué quien apoyó económicamente el invento de Don Alejandro.

Presentado en 1942, este tren incluía todas las novedades del diseño articulado, ligero, totalmente soldado y de bajo perfil (altura) de los remolques Talgo, sobre un chasis de estructura triangular, con un único par de ruedas (rodal) por coche, teniendo el coche de cola dos ejes. Este tren es un automotor (vehículo con la cabeza o cabezas tractoras, integradas en la rama de forma semipermanente, solo separables en talleres), su velocidad máxima alcanzada es de 135km/h, contando con un motor diésel Ganz de 200cv. Entre sus características está su original diseño, ingénuamente futurista de la cabeza tractora aerodinámica, muy innovador y rompedor para la época.

El Talgo I, tambien llamado "El Tren Español" o "Tren Oruga" tras realizar todas las pruebas y demostraciones institucionales que se le hicieron fué desguazado, pues los materiales usados en su construcción no eran completamente nuevos, ni de una buena calidad.

Se construyó en la posguerra civil española y en plena autarquía económica, declarada ya la 2a. guerra mundial, imposibilitando la importación de cualquier tipo de materiales, lo que posteriormente obligó a ir a la indústria norteamericana para construir el modelo del Talgo II. El Talgo I durante las pruebas al estar guardado en los talleres de autopropulsado (automotores diesel) de MZA en Madrid sufrió daños por un intento de sabotaje, núnca esclarecido.

Para ampliar información se pueden consultar varios números de la revista -Vía Líbre- editada por la Fundación de los Ferrocarriles Españoles, el libro -De un Sueño a la Alta Velocidad- de los autores José Luis López Gómez, Miguel Cano López-Luzatti y Manuel Galán Eruste. Varios números de revistas dedicadas al ferrocarril español como Maquetren con la separata "Documentos Talgo", Hobbytren, Revista de Historia Ferroviaria, etc, etc... Publicaciones de la misma empresa Patentes Talgo, S.A. y un faccímil del breve libro escrito por el mismo Sr. Don Alejandro Goicoechea Omar, -El Tren Español- editado por Ibercaja con motivo del seminário celebrado en la ciudad de Zaragoza por la Universidad de la capital aragonesa, con motivo del centenário del nacimiento de Don Alejandro, prologado por un nieto suyo.

  • véase también
Other Languages