Sierra del Aramo

Paisaje Protegido de la Sierra del Aramo
Ref.0202.jpg
El embalse de Alfilorios y al fondo la sierra del Aramo
Situación
País Flag of Spain.svg  España
División Flag of Asturias.svg  Asturias
Datos generales
Administración Principado de Asturias
Grado de protección Paisaje Protegido
Legislación Sin declarar
N.º de localidades Concejos de Quirós, Riosa y Morcín
Superficie 53, 99 km2
[ editar datos en Wikidata]
La vista desde cerca del Angliru. En el centro se puede ver el pico Monsacro, y Oviedo es visible encima del centro a la izquierda.

La sierra del Aramo o simplemente El Aramo, es un cordal calcáreo de la Montaña Central Asturiana situado a unos 20 km al suroeste de Oviedo (área central del Principado de Asturias, España). Se extiende con dirección meridiana a lo largo de unos 15 km de longitud entre el pueblo de Peñerudes (Morcín), al Norte, y el Alto de la Cobertoria, al Sur; donde conecta con la estribación septentrional del Macizo de Las Ubiñas. Con alrededor de 7 kilómetros de anchura y un relieve que alcanza los 1.791 m en el punto más alto (Pico Gamoniteiru) este espigón calcáreo separa las cuencas de los ríos Trubia al W y Caudal al E y su territorio se extiende por los concejos de Quirós, Morcín, Riosa y, en menor medida, Lena, Santo Adriano y Proaza.[1] [1]

El Plan de Ordenación de los Recursos Naturales de Asturias (PORNA, Decreto 38/94) estableció en 1994, como integrante de la Red Regional de Espacios Naturales Protegidos (RRENP), el «Paisaje Protegido de la Sierra del Aramo». Sin embargo, esta figura no ha sido desarrollada y no cuenta con una declaración oficial ni instrumento de Gestión siendo de aplicación genérica lo dispuesto en la legislación ambiental, en un área delimitada de 53,99 km² que incluye la totalidad de la sierra, perteneciente a los ya mencionados concejos de Quirós, Riosa y Morcín.[3]

Descripción

Cabe diferenciar diversas unidades dentro de la estructura del Aramo: la plataforma calcárea culminante que se extiende en torno a 1.300 m tapizada con pequeñas manchas de arbustos de porte pequeño y pastizales entre afloramientos de la roca madre; en las empinadas laderas aparecen pastos naturales y otros creados por el hombre, arbustos diseminados (espinos, avellanos, acebos), pequeños bosquetes de haya, sauce y/o roble en las zonas más inaccesibles y grandes áreas de matorral (brezales, aulagales y helechales) fruto de las actividades agroganaderas tradicionales y el abandono de pastos; también encontramos encinares en gargantas calcáreas orientadas a solana. Y, por último, en la parte baja de los valles, labrados sobre pizarras y areniscas, abundan prados, castañedos y pequeños bosques de ribera y de frondosas que completan a grandes rasgos las formaciones vegetales de El Aramo.[4]

Sus alturas principales son: la Gamonal, La Berriscal y el Gamoniteiru , siendo este la mayor elevación, con 1786 m. El ascenso a la primera, el Angliru, alcanzó notoriedad al celebrarse en el mismo una de las etapas de la Vuelta Ciclista a España. Su forma imponente lo configura como uno de los hitos referenciales del paisaje del Centro de Asturias.

En su vertiente este, en territorio del concejo de Riosa, se localizan las evidencias más antiguas de minería conocidas en Asturias. De los filones del Aramo se extraía cobre, preservándose restos de las antiguas minerías, que no obstante, han sido destruidas en gran parte por la explotación reciente del cobre a finales del siglo XIX y en la primera mitad del XX, actividades de las que también se preservan evidencias en forma de barracones, pozos, galerías... por toda la ladera Este.

Se piensa que el orónimo Aramo derivaría del nombre de una divinidad prerromana, y también hay quien dice que Aramo sería un antiguo nombre para denominar al metal del cobre. Lo que sí parece claro es la gran carga simbólica de esta montaña, omnipresente en el paisaje central asturiano, que llevaría a la sacralización del monte por las comunidades prehistóricas, que situarían en sus collados y cordales innumerables evidencias de arquitectura megalítica.

Other Languages