Segunda Venida

Las profecías de una segunda venida son varias y están presentes en muchas religiones y culturas.

Esta creencia está fuertemente ligada a la creencia en Dios, en una visión providencialista de la Historia (que existe un plan divino para el devenir de la humanidad, pero que no abarca todos los aspectos de la vida humana, puesto que para ello existe el libre albedrío) y la creencia en profetas, a veces llamados mensajeros o manifestaciones, quienes tienen un nivel de divinidad o santidad o cercanía a Dios que les permite acceder a lo que sucederá en el futuro. Casi todas las tradiciones religiosas tienen una forma de profecía del regreso de una de estas figuras, o la venida de una nueva figura.

Cristianismo

La amplia mayoría de aquellos que se identifican a sí mismos como cristianos esperan la segunda venida o el segundo advenimiento de Jesucristo. Entre las diversas denominaciones cristianas, los detalles de la segunda venida de Cristo son relativamente distintas. Muy pocos se atreven a asegurar una interpretación autoritativa y completa de las fuentes bíblicas, que son típicamente simbólicas y proféticas. Lo que comúnmente se acepta es que: jesus murio por todos nosostros derramo su sangre para limpiar nuestros pecados

  1. Jesucristo murió en la cruz.
  2. Al morir, redimió los pecados de las personas.
  3. Se levantó de los muertos y ascendió al cielo.
  4. Va a regresar a juzgar al mundo y establecer el Reino de Dios,
  5. Nadie sabe el día o la hora del regreso de Cristo, excepto el Padre.

El Libro de Daniel, el Evangelio según Mateo y el Apocalipsis son considerados la mayor fuente de estudio, aunque muchas partes de la Biblia aparecen referencias al día final y la Segunda Venida de Cristo. Una pequeña referencia está contenida en el Credo Niceno: «Él [Jesucristo] vendrá de nuevo con gloria para juzgar a los vivos y a los muertos y su reino no tendrá fin».

Sobre el tiempo en que ocurrida la segunda venida la Biblia dice en el Evangelio de Marcos (13.32): «Pero acerca de aquel día o de la hora, nadie sabe; ni siquiera los ángeles en el cielo».

Sin embargo, el pastor estadounidense William Miller y su movimiento millerista esperaban la segunda venida el 22 de octubre de 1844. El hecho de que esto no ocurriera fue posteriormente llamado el Gran Chasco. Algunos de sus seguidores crearon la Iglesia Adventista del Séptimo Día y los Testigos de Jehová, la primera apoyándose sobre la interpretación de Apocalipsis 10 versículos 9, 10 y 11.

Other Languages