Señor de los Temblores

Señor de los Temblores
SenorTembloresCuzcoMerced2010.jpg
Imagen del "Señor de los Temblores" durante la procesión de Lunes Santo, cubierto en flores Ñucchu.
AutorAnónimo
Creación1620
UbicaciónCatedral-Basílica de Cusco (Cusco, Perú)
Materialfibra vegetal de lino, maguey, madera balsa, etc.

El Señor de los Temblores, Taytacha de los temblores (llamado en quechua como neologismo, Taytacha Timplures[3]​ es una efigie que simboliza a Jesús de Nazaret enclavado en tres puntos de una cruz.

La sacra imagen es venerada en la Catedral-Basílica del Cusco en el Perú, donde acoge la profunda y testimonial reverencia de todas las clases sociales. Es célebre en el Perú y fuera del país, pues se cree que amainó los estragos de un gran terremoto que destrozó la urbe andina. Es el "Patrón Jurado del Cusco" y una de las imágenes del país con mayor predicamento de credo y providencia.

Descripción

La escultura, de facciones grotescas y anatomía asimétrica, se creía que fue modelada en pergamino de llama, con el busto hueco y muy poco valor estético. Al analizar su composición durante una restauración en 1985 los artistas se dieron cuenta que el cuerpo no estaba hecho de pergamino o cuero de camélido, sino de fibra vegetal de lino. La cabeza es de maguey, mientras que los pies y las manos están hechos con madera balsa, materiales comunes en la región andina. Por lo tanto se considera que el Taytacha de los Temblores es autóctono y original.

El Cristo está majestuosamente adornado. Los clavos de sus manos y de sus pies son de oro puro con incrustaciones de piedras preciosas, tenía una corona de oro puro con piedras que pesaba 1,3 kg, obsequio del Virrey Francisco de Borja y Aragón, que en la década de 1980 fue robada. La que ahora usa es áurea también, pero es más liviana. Con el paso del tiempo se le añadieron en el altar las imágenes de la Virgen de los Dolores y San Juan Evangelista.