Roberto Gómez Bolaños

Chespirito
Chespirito .jpg
Información personal
Nombre de nacimiento Roberto Gómez Bolaños
Otros nombres Chespirito
Nacimiento 21 de febrero de 1929
Bandera de México Ciudad de México, México
Fallecimiento 28 de noviembre de 2014
(85 años)
Bandera de México Cancún, Quintana Roo, México
Causa de muerte Enfermedad de Parkinson e insuficiencia cardíaca
Nacionalidad Mexicano
Familia
Padres Francisco Gómez Linares
Elsa Bolaños Cacho
Cónyuge Graciela Fernández (1968-1989)
Florinda Meza (2004-2014
Hijos Roberto Gómez Fernández
Paulina Gómez Fernández
Marcela Gómez
Teresa Gómez
Graciela Gómez
Cecilia Gómez [1]
Información profesional
Ocupación Actor, comediante, dramaturgo, escritor, guionista, compositor, director y productor de televisión.
Años activo 1954-2000
Rol debut Don Juan en Dos locos en escena
Premios artísticos
Otros premios Ondas Iberoamericano
2013 Trayectoria de televisión
Firma Chespirito signature.jpg
Web
Sitio web
Facebook
Twitter
[ editar datos en Wikidata]

Roberto Gómez Bolaños ( Ciudad de México, 21 de febrero de 1929- Cancún, 28 de noviembre de 2014),[5]

Biografía

Firma de Chespirito.

Fue hijo de la secretaria bilingüe Elsa Bolaños Cacho y del pintor, dibujante e ilustrador Francisco Gómez Linares.[7]

Su padre, pintor reconocido de la época, falleció cuando él tenía seis años. Su madre, que nunca llegó a conocer la fama de la serie El Chavo, falleció por cáncer de páncreas.[8]

Inició su carrera como creativo publicitario en la agencia Darcy lo que lo conectó con la radio y la televisión, en la cual fue, durante la década de 1950, un muy activo guionista. También hizo varios guiones de películas para el dúo Viruta y Capulina y se inició fugazmente como actor con ellos en Dos criados malcriados, en 1960. Sin embargo, siguió dedicando la mayor parte de su tiempo a escribir, contribuyendo con diálogos para guiones de películas y programas de la televisión mexicana.

Su nombre profesional, Chespirito, se debe al director cinematográfico Agustín P. Delgado, derivado del diminutivo de la pronunciación españolizada del apellido de William Shakespeare (fonéticamente Chekspir), debido a la estatura de Gómez Bolaños y por el talento de este para escribir historias que asemejaba a las de Shakespeare.

Entre 1960 y 1965, escribió guiones para los dos programas de mayor audiencia en la televisión mexicana: Cómicos y canciones así como El estudio de Pedro Vargas, de la cadena Telesistema Mexicano.

En 1968, iniciaba transmisiones la Televisión Independiente de México y Chespirito fue llamado como escritor con la oferta de usar a su antojo una media hora semanal a su cargo. Así, nacieron Los supergenios de la mesa cuadrada y su carrera como actor.

Escultura de «el Chavo» en Cali, Colombia.

En 1970, extendieron su horario a una hora y en un programa propio. El mismo se denominó Chespirito y nació el personaje del Chapulín Colorado. Un año más tarde, apareció el Chavo. Ambos personajes funcionaron tan bien que el programa se dividió en dos, dedicando media hora a cada uno. En 1979 inicia un breve programa llamado La chicharra, serie basada en periodistas, sin mucho éxito.

A pesar de ser muy conocido por sus papeles del Chavo y del Chapulín Colorado, también fue creador de varios personajes más, como el Chómpiras, el Doctor Chapatín, Vicente Chambón y Chaparrón Bonaparte. En una entrevista a Teresa Rodríguez, comentó que el decidió añadir palabras con ch porque era usado en «muchas groserías en México».[9]

A pesar de sus guiones recurrentes, estos programas se convirtieron en éxitos a lo largo de toda Hispanoamérica, Estados Unidos y España, en gran medida gracias a la simpatía del cuadro de actores de sus programas, integrado en distintas épocas por María Antonieta de las Nieves, Ramón Valdés, Rubén Aguirre, Carlos Villagrán, Florinda Meza, Édgar Vivar, Angelines Fernández, Horacio Gómez Bolaños y Raúl Padilla que encontraron también la fama internacional.

También protagonizó películas mexicanas, escritas y actuadas por él mismo como El Chanfle y El Chanfle 2, Don ratón y don ratero, Charrito y Música de viento.

Fuera de sus habituales personajes televisivos, a partir de 1992, representó en teatro durante varios años la obra 11 y 12, con la cual logró más de 28 000 funciones. También incursionó en el género de las telenovelas en 1991 dirigiendo y produciendo Milagro y magia en conjunto con Florinda Meza y aporta la letra de los temas musicales de La dueña en 1995 y Alguna vez tendremos alas en 1997.

Other Languages