Riel

Riel, silleta con clavo y traviesa de madera.

Se denomina riel,[4]

Historia

Los primeros rieles que se conocen datan de la Edad del Bronce, en el siglo V a. C., apareciendo nuevamente como rieles de madera para facilitar el transporte en las minas. La mejora de éstos en el sector minero fue lo que llevó a la aparición de los primeros carriles de hierro en el siglo XVIII en Alemania e Inglaterra, para convertirse en los carriles de acero en el siglo XIX.

Los primeros carriles fueron pequeños rieles de fundición, que no aguantaban el paso de las ruedas por su fragilidad, con lo que se pasó al acero laminado mientras que se aumentaba su longitud y su duración (en algunas situaciones llegaban a durar solo 3 meses), a la vez que se le añadía el patín plano después de estudios sobre el perfil, y llegando a durar hasta 16 años.

Ya en el siglo XIX aparecen las ruedas provistas de pestaña y la mejora de materiales, desde el acero pudelado, los sistemas Bessemer, Thomas y Martin, hasta los actuales aceros eléctricos y al oxígeno, permiten pasar de cargas sobre el eje de 3 a más de 30 toneladas, y velocidades máximas de 300 km/h (como el AVE español), e incluso pruebas a más de 500 km/h (como el TGV francés).

Other Languages
azərbaycanca: Rels
беларуская: Рэйка
беларуская (тарашкевіца)‎: Рэйка
български: Релса
bosanski: Šine
català: Rail
čeština: Kolejnice
Ελληνικά: Σιδηροτροχιά
English: Rail profile
Esperanto: Relo
eesti: Rööbas
français: Rail
hrvatski: Tračnice
magyar: Sín
Հայերեն: Ռելս
Ido: Relo
italiano: Rotaia Vignoles
日本語: 軌条
қазақша: Рельс
latviešu: Sliede
Nederlands: Railprofiel
norsk nynorsk: Skjene
norsk bokmål: Skinneprofil
português: Trilho
română: Șină
русский: Рельс
srpskohrvatski / српскохрватски: Tračnica
slovenčina: Koľajnica
slovenščina: Tirnica
српски / srpski: Шине
svenska: Räls
українська: Рейка (транспорт)