Real Madrid Club de Fútbol

Real Madrid C. F.
Datos generales
Nombre completo Real Madrid Club de Fútbol
Apodo(s) Blancos,[3]
Fundación 6 de marzo de 1902 (115 años)[n. 1]
como (Sociedad) Madrid Foot-ball Club
Propietario(s) 99 781 socios
Presidente Bandera de España Florentino Pérez
Pdte. de honor Bandera de España Paco Gento[4]
Entrenador Bandera de Francia Zinedine Zidane
Instalaciones
Estadio Santiago Bernabéu
Ubicación Av. de Concha Espina, 1, 28036
Bandera de España Madrid, España
(Coord. 40°27′11″N 3°41′18″O / 40°27′11″N 3°41′18″O / -3.6883445)
Capacidad 81 044 espectadores[5]
Inauguración 14 de diciembre de 1947 (69 años)[n. 2]
como Estadio Real Madrid Club de Fútbol
"Nuevo Estadio de Chamartín"
Otro complejo Ciudad Real Madrid, Valdebebas
Uniforme
Kit left arm realmadrid1718h.png
Kit body realmadrid1718h.png
Kit right arm realmadrid1718h.png
Kit shorts realmadrid1718h.png
}}
Titular
Kit left arm realmadrid1718a.png
Kit body realmadrid1718a.png
Kit right arm realmadrid1718a.png
Kit shorts realmadrid1718a.png
}}
Alternativo
Kit left arm realmadrid1718t.png
Kit body realmadrid1718t.png
Kit right arm realmadrid1718t.png
Kit shorts realmadrid1718t.png
}}
Tercero
Actualidad
Actualidad Soccerball current event.svg  Temporada 2017-18
Sitio web oficial
[ editar datos en Wikidata]

El Real Madrid Club de Fútbol, más conocido simplemente como Real Madrid, es una entidad polideportiva con sede en Madrid, España. Fue declarada oficialmente registrada por sus socios el 6 de marzo de 1902 con el objeto de la práctica y desarrollo del fútbol —si bien sus orígenes datan al año 1900,[8]

Identificado por su color blanco —del que recibe el apelativo de «blancos» o «merengues»—,[n. 4]

Abocado desde sus inicios al desarrollo del fútbol pronto adquirió un carácter multideportivo y desarrolló varias otras disciplinas que fueron desapareciendo con el devenir de los años,[n. 8]

Es miembro creador, fundador y cofundador de varias de las competiciones españolas más longevas antes de la existencia de los pertinentes órganos rectores: el Campeonato Regional Centro, o la Copa de España.[31]

En cuanto a los logros deportivos, es una de las entidades más laureadas y reconocidas del mundo en ambas disciplinas,[n. 11]​ octavo sumando secciones que el club no posee.

Un 32,4% de los aficionados al fútbol encuestados en España por la Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación (AIMC) a fecha de mayo de 2017 lo señalan como el club más popular,[42]

Posee una fundación, carente de ánimo de lucro, dedicada una labor social de cooperación internacional en favor del desarrollo alrededor del mundo.[46]

Historia

Exquisite-kfind.png Para un completo desarrollo véase Historia del Real Madrid Club de Fútbol

Antecedentes y un confuso origen

Tras los primeros protoclubes[54]

Apenas unas cuantas decenas de socios formaban la entidad debido a la poca extensión del fútbol en el país, deporte que no poseía aún recintos propios o debidamente conformados para su práctica.[58]

Julián Palacios, presidente desde 1900 que llevó al club a su legalización en 1902.

En la Junta General Extraordinaria celebrada el 6 de marzo de 1902 fueron aprobados sus primeros estatutos tal y como se instaba a los clubes futbolísticos por el Real Decreto del Gobierno del 19 de septiembre de 1901 para su regularización e inscripción en el Registro de Asociaciones, siendo así la fecha fundacional a efectos oficiales.[59]

Los integrantes eligieron a sus primeros dirigentes, encabezados por Juan Padrós como primer presidente electo y Enrique Varela como vicepresidente,[52]

Blanco en pantalón y camisa con medias negras y casquete azul oscuro fueron los colores aprobados y que venían siendo habituales desde 1900,[63]

“Juan Padrós y Rubio, del Comercio de Madrid, que habita en la calle de los Madrazo, 25-3Q izquierda, a V.E. respetuosamente expone: Que con objeto de constituir una Sociedad de juegos de Sport, que se denominará MADRID FOOT BALL CLUB, le acompaña las bases por que ha de regirse, para su aprobación.”

Juan Padrós. 18 de marzo de 1902. Madrid

Así, dicha acta fundacional conformó las que fueron las primeras bases legales del club, pese a que ya funcionase tiempo atrás. A continuación se reproducen algunos de los puntos más notables dictados en su sede de Alcalá 48:[64]

“TÍTULO 2.º - OBJETO DE LA SOCIEDAD
Artículo 17.º - Con el fin de fomentar la afición al juego del foot-ball, la sociedad organizará partidos siempre que sea posible y en épocas determinadas celebrará concursos e intervendrá directa o indirectamente en las fiestas de esta índole que se organicen y crea pueden aumentar la afición.

CAPÍTULO 4.º

Artículo 18.º - Para tomar parte en los partidos será preciso: 1º. El pago previo del mes o la cuota de entrada, según los casos. 2º. Usar el uniforme reglamentario. 3º. Llegar al campo de juego antes de la hora señalada para el comienzo del partido. El uniforme reglamentario será para los partidos ordinarios pantalón azul oscuro, corto y recto, blusa blanca y medias oscuras, y para los partidos extraordinarios será: pantalón y blusa blanca, medias negras con vuelta y cinturón con los colores nacionales, completando este uniforme un casquete azul oscuro.
Artículo 19.º - Los partidos se jugarán siguiendo estrictamente el reglamento de la Football Asociation de Inglaterra, de 1901-1902, y el socio que faltase alguna de sus reglas, será amonestado por la primera vez por el árbitro, y en caso de reincidencia, éste lo pondrá en conocimiento de su junta directiva para que tome la resolución que juzgue procedente.”

Junta directiva del club. 18 de abril de 1902. Madrid.

En la década de los años cincuenta las medias pasaron a ser blancas, y desde entonces ese es el único color distintivo de la institución al unirse a camiseta y calzones.[67]​ Fue la competición que dio origen al Campeonato de España de Copa.

Crecimiento como institución. Un club Real

A la conclusión del certamen nacional encaminó sus actos hacia un mayor crecimiento institucional, iniciado con incorporaciones de jugadores a una plantilla entre la que destacaba el conocimiento del juego de su integrante inglés Arthur Johnson.[72]

Instantánea de los vencedores del Campeonato de España de 1906.

Cumplido el primer lustro de siglo germinaron en la capital numerosos equipos de fútbol que acrecentaron la competencia,[n. 16]

Saldó el club su primera década de vida con numerosas victorias en las competiciones recientemente surgidas por impulso de Padrós a través de la Agrupación Madrileña de Clubs de Foot-ball, o Federación Madrileña de Sociedades de Foot-Ball,[80]
Con el devenir de los años fueron adquiriendo importancia los detalles tácticos durante el transcurso de los partidos, por lo que el inglés Johnson fue nombrado primer entrenador de las historia del club por su conocimiento del juego y para su perfeccionamiento.[53]

Trasladados ya a su primer campo de uso exclusivo, un costoso Estadio de O'Donnell que cubría el rápido crecimiento social y popular entre los aficionados[83]

La magnitud que fue adquiriendo el club se hizo cada vez más notable,[85]

Reproducción de la misiva de la concesión del título «Real» y el derecho a usarlo en su denominación.

“Su Majestad el Rey (q. D. g.) se ha servido conceder con la mayor complacencia el Título de "Real" a ese Club de Football, del que V. es digno presidente, el cual, en lo sucesivo, podrá anteponerse a su denominación. Lo que de Real orden participo a V. para su conocimiento y efectos consiguientes. Dios guarde a V. muchos años.”

Alfonso XIII de Borbón. 29 de junio de 1920. Madrid.

Desde ese momento adquirió el club una denominación que mantiene en la actualidad, Real Madrid Foot-Ball Club,[86]

Bajo los nuevos aires el equipo dominó los campeonatos regionales de la década de los años veinte, suerte que no se tradujo en la Copa de España. Atravesó así una sequía de títulos en la que era la máxima competición futbolística del país que sin embargo no frenó su expansión.[90]​ Aunque el balance no fue muy positivo en una época en la que jugar de visitante era un hándicap debido a la poca información que se tenía sobre los equipos rivales y sus estilos de juego, el club obtuvo un mayor reconocimiento e ingresos que permitieron que la entidad siguiese con su evolución.

Entre los numerosos e ilustres jugadores de la época, uno sobresalió entre el resto por su enorme carisma y capacidad goleadora, y que años más tarde terminó por ser una de las mayores figuras de la entidad: Santiago Bernabéu.[53]

El profesionalismo y las dificultades de la guerra

En 1926 arribó la profesionalización del fútbol a España,[94]

Finalizó en el segundo puesto de la clasificación en detrimento del F. C. Barcelona tras perder en la última jornada frente al Athletic Club, quedando constancia de la gran disputa que ya manifestaban dichos tres equipos y que acrecentó su rivalidad en años siguientes.[100]

Sección de rugby en su primer partido en 1925. El club empieza a ser una entidad polideportiva.

Tras la conclusión del campeonato abdicó el rey de España y se proclamó la Segunda República Española con lo que se suprimió todo símbolo o alusión a la reciente etapa monárquica en el país. Por ello la entidad perdió el título de realeza concedido por Alfonso XIII de Borbón y pasó a denominarse Madrid Foot-Ball Club nuevamente.[104]

El basket-ball, introducido en España por Eusebio Millán,[106]

Nuevas contrataciones sirvieron para reconducir los pasados éxitos en fútbol y obtuvieron la primera liga del club, de manera invicta, en su cuarta edición. Fue el primer equipo español en lograrlo de tal modo. Tras revalidar el título con Manuel Olivares como « pichichi» del campeonato,[101]

Sin embargo la guerra dejó al Real Madrid muy mermado y sin apenas integrantes debido al ostracismo y marcha de algunos de ellos a otros clubes,[112]

La presidencia de Santiago Bernabéu. La época dorada de Di Stéfano

Santiago Bernabéu, ligado al club durante más de 60 años, fue el artífice del nuevo estadio, el mayor de la época en Europa.

En el período reconstructivo se restableció la sección de atletismo, y a ella se unió después la que con el tiempo fue la tercera disciplina más importante del club: la sección de voleibol.[102]

Antes tuvieron lugar dos acontecimientos: el 13 de junio, en la vuelta de las semifinales de la Copa del Generalísimo de 1943, el equipo de fútbol logró la mayor goleada de su historia frente al C. F. Barcelona tras vencer por once goles a uno;[121]

Bajo el mandato de Bernabéu, el club vivió su «primera época dorada»,[126]

Se llegó así al 6 de marzo de 1952, fecha del 50.º aniversario de la fundación de la entidad, para la cual el presidente Bernabéu organizó diversos actos entre los que destacaron la disputa de un torneo internacional de fútbol y otro de baloncesto.[131]​ Ellos fueron los grandes pilares deportivos que llevaron al club a sus éxitos internacionales.

En torno a Di Stéfano se formó uno de los equipos más recordados y dominantes de Europa.

Reforzados posteriormente con Raymond Kopa,[134]​ el equipo fue conocido como el « Madrid de Di Stéfano» y marcó una época tanto a nivel nacional como internacional. Las Copas Latinas, un primer intento de organizar un torneo de prestigio entre clubes del Viejo Continente, fueron el preludio de la más prestigiosa competición europea lograda por el grupo.

La iniciativa de Gabriel Hanot, editor del diario francés L'Équipe, de fundar una Copa de Europa de clubes fue secundada por Santiago Bernabéu como vicepresidente y colaborador directo.[136]

“Real wanders through Europe as the Vikings once walked, destroying everything in its path”
(“El Real Madrid se pasea por Europa como antaño se paseaban los vikingos, arrasándolo todo a su paso”)

The Times. 19 de mayo de 1960. Londres.

Fue una hazaña que con el paso del tiempo fue histórica ya que no ha sido capaz de igualarse en los más de sesenta años de la competición. Las cinco Copas de Europa consecutivas se mantienen como la mejor actuación lograda nunca por un equipo en la historia de la competición a fecha de 2017. Además, como consecuencia del último título, el club participó y ganó una nueva competición recientemente instaurada por la UEFA y la Confederación Sudamericana de Fútbol (CONMEBOL) de manera conjunta: la Copa Intercontinental.[139]

«El Madrid de Di Stéfano» situó así al club como referente y recibió reconocimiento y loas por parte de medios, aficionados y equipos rivales.[149]

El relevo generacional continúa la estela

Al año siguiente, el que con el paso de los años se convirtió en su mayor rival, el C. F. Barcelona, le infligió su primera eliminación europea.[21]

«Paco» Gento (arriba), fue uno de los líderes deportivos del club junto a Amancio Amaro (abajo) del « Madrid Yé-yé».

Los viejos ídolos del club dieron paso un equipo de jóvenes españoles como Enrique Pérez Pachín, Pedro de Felipe, Manuel Sanchís, José Martínez Pirri, Ignacio Zoco, Paco Serena, Amancio Amaro, Ramón Grosso o Manuel Velázquez; todos ellos capitaneados por el veterano Paco Gento. Frente a los grandes logros, hubo que lamentar dos circunstancias: nuevas desapariciones de secciones como las de béisbol, balonmano, o rugby, así como el secuestro de Di Stéfano por miembros de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional de Venezuela durante la Pequeña Copa del Mundo de Caracas. Dos supuestos policías se presentaron en el hotel de concentración invitándole a acompañarles a comisaría por un delito de tráfico de drogas. En el coche confirmaron el secuestro que finalizó con su liberación dos días después sin mayor problema:[150]

“Esto es un secuestro. No le va a pasar nada. Somos revolucionarios que no estamos de acuerdo con el régimen de nuestro país. Le soltaremos enseguida”.

Secuestradores de Di Stéfano. 20 de agosto de 1963. Caracas

Fue tras la retirada del jugador hispano-argentino en 1966 cuando el conjunto blanco volvió a ganar la Copa de Europa tras derrotar al Fudbalski klub Partizan de Belgrado por 2-1. El equipo fue recordado popularmente como el « Madrid Yé-yé».[153]​ mientras que el club sumó ocho finales en once años de competición.

Por aquel entonces, Raimundo Saporta alcanzó la vicepresidencia del club, y sus actos no hicieron sino ayudar al firme crecimiento de la sección de baloncesto en particular, y del club en general.[130]

“Vive en España un hombre que ustedes conocen muy bien. Se llama Ladislao Kubala. Van a hacer casi trece años que desea abrazar a su anciana madre que sigue viviendo en Hungría. Ustedes saben, tanto como yo, que diversos problemas de orden político impiden que estos dos seres se puedan ver. Yo quiero en estos instantes que ustedes me ofrezcan la posibilidad de brindar a Kubala, que no juega para mi club, el abrazo de su madre...”

Santiago Bernabéu. Mes de diciembre de 1961. Budapest.

Fue así como pocos días después la madre de Ladislao Kubala, entrenador y emblemático ex-jugador de sus rivales barcelonistas pudo viajar a España tras casi trece años sin ver a su hijo merced a un visado especial para pasar las Navidades con él y sus nietos. Quedó así de manifiesto la filosofía del club de anteponer las personas antes que las entidades.[130]

Referente mundial

Los éxitos y crecimiento de las demás secciones llevaron al club a construir su primer recinto de baloncesto en 1966, el Pabellón de la Ciudad Deportiva,[156]​ Unas instalaciones necesarias para ampliar y albergar las secciones deportivas dado su incipiente crecimiento; un espacio donde reunirlas a todas y fomentar su ambiente y desarrollo.
Consiguió convertirse también en el mejor club europeo de baloncesto tras conquistar la Copa de Europa en cuatro ocasiones, llegando a siete finales en ocho ediciones,[159]

Los éxitos se sucedieron en el plano polideportivo, donde los equipos de voleibol y béisbol se proclamaron campeones de liga y copa. En tenis, que había sido reforzado por distintos jugadores, destacó la figura de Manuel Santana, campeón del Campeonato de Wimbledon de 1966 con el escudo del club madridista en el pecho.[102]​ Fue uno de los éxitos más reseñables en la historia blanca en uno de los torneos más prestigiosos del mundo.
Lamentablemente, no todo son buenas noticias, y las dificultades económicas que supone mantener algunas de las secciones de menor repercusión pasaron factura y a principios de la década de los años setenta se suprimieron varias de ellas, mientras el equipo que realiza las funciones de filial en fútbol, la Agrupación Deportiva Plus Ultra se vio abocado a la desaparición. Fue entonces cuando Bernabéu, para evitarlo, compró sus derechos federativos y pasó de manera oficial a ser dependiente del primer equipo como Castilla Club de Fútbol. El club, durante esta década, sumó entre todas sus secciones diecisiete Ligas, catorce Copas, dos Copas de Europa, y tres Copas Mundiales,[160]​ además de numerosos otros de carácter menor que llevan a la fundación de nuevas ramas como el tiro con arco, hockey hielo, patinaje artístico, fútbol sala o esgrima.

Un año después del 75.º aniversario llegó uno de los hechos más tristes del club: el fallecimiento de Santiago Bernabéu el 2 de junio de 1978, reconocido como el mejor y más carismático presidente que había tenido el club a lo largo de su historia, y uno de los que más favoreció su evolución.[161]

El esplendor de los años ochenta y el denominado «fútbol moderno»

Ante la sorpresa de los directivos del club,[163]

Clifford Luyk, uno de los mejores baloncestistas de la historia del club.

En la disciplina baloncestística se incorporaron Mirza Delibašić, Steve Malovic y un jovencísimo Fernando Martín, mejor pívot que ha vestido nunca la camiseta blanca y primer español y segundo europeo en disputar la National Basketball Association (NBA).[164]​ El equipo filial de fútbol vivió sus mejores años conseguiendo un subcampeonato en la Copa del Rey de 1980, cuya final fue una loa al madridismo ya que se disputó en el Estadio Santiago Bernabéu entre sus dos equipos profesionales: el Real Madrid C. F. y el Castilla Club de Fútbol.
Se impuso el primer equipo por 6-1, y fue la primera vez que dos equipos de un mismo club copaban las dos plazas para la disputa de un campeonato, algo nunca sucedido en Europa,[166]

Con la nueva década, el club de nuevo dejó su nombre grabado en Europa en ambas secciones. Un subcampeonato en la Copa de Europa de fútbol de 1981, final a la que llegó después de quince años de intentos,[168]

Estas nuevas generaciones en todas sus secciones siguieron con la estela marcada por Di Stéfano y los suyos, aumentando el palmarés y el dominio del club con más de cien títulos en apenas cuatro décadas desde los años cicuenta, afianzándose así como referente deportivo mundial.[170]


Durante la década de los ochenta el club vivió un nuevo esplendor abanderado por sus secciones de fútbol y baloncesto, casi ya las únicas dos representantes de la entidad al haber sido clausuradas la mayoría de las otras secciones deportivas.[14]

Dražen Petrović, segundo baloncestista del club en marchar a la NBA.

En baloncesto, el equipo estuvo cerca de ganar todos los títulos en liza en la temporada 1984-85, tras proclamarse campeón de Liga, Copa, Supercopa española, y caer derrotado en la final de la Copa de Europa,[102]

A finales de la década los triunfos de la sección de baloncesto acompañaron a los del fútbol, y el equipo se desquitó por fin frente a los balcánicos. Los retornos a la disciplina de Pedro Ferrándiz, Lolo Sáinz y Fernando y Antonio Martín, llevaron al club a conquistar la Copa Korać, único título baloncestístico de los hasta el momento vigentes en Europa que faltaba en las vitrinas del club.[172]​ El club retiró el dorsal 10 en su honor; el único retirado por los madrileños. Una trágica paradoja cruzó nuevamente los caminos de dos de los más grandes baloncestistas de la historia del club: Dražen Petrović falleció en Alemania en similares circunstancias a las de Fernando apenas un año después.

«La Quinta del Buitre»

En el fútbol, la conocida como la generación de futbolistas de « La Quinta del Buitre»[141]

Con estos jóvenes futbolistas asentados en el primer equipo y liderados por el madrileño Emilio Butragueño, que daba nombre al grupo,[173]​ el club conquistó una Copa del Rey en 1989, dos títulos consecutivos de la Copa de la UEFA, en 1985 y 1986, y cinco Ligas consecutivas (1986-90) —igualando el récord del Madrid de los años sesenta de Di Stéfano y como únicas veces que algún equipo ha logrado dicho registro—.

Las remontadas acontecidas en los torneos europeos forjaron el término de « miedo escénico», en referencia al fervor de los aficionados en el Estadio Santiago Bernabéu y la supuesta influencia de éstos sobre el rival, señalado como uno de los factores de los resultados favorables, dando la vuelta a las eliminatorias en algunos de resultados muy adversos.
Ese término se acuñó a raíz de la primera remontada, que permitió posteriormente su primer título de la Copa de la UEFA.[176]

Emilio Butragueño, líder generacional de la « Quinta de El Buitre».

“Noventa minuti en el Bernabéu son molto longo...[sic]”
(“Noventa minutos en el Bernabéu son muy largos...”)

Juan Gómez. 10 de abril de 1985. Milán.

El Madrid remontó la eliminatoria tras vencer por 3-0 a los italianos para acceder a la final. En la siguiente edición, acontecieron otras dos grandes remontadas. La primera ante el Borussia Mönchengladbach alemán ante el que remontaron un 5-1 de la ida, para vencer por cuatro goles a cero en Madrid merced al valor doble del gol en campo rival. En semifinales se cruzó de nuevo con el F. C. Internazionale Milano. En el partido de ida, el equipo blanco perdió por 3-1 y los italianos celebraron la victoria como si de la final se tratase. Sin embargo, nuevamente el equipo remontó el resultado catorce días después, cuando vencieron por un 5-1 accediendo así a la final tras una prórroga.[177]

Además de los otros cuatro integrantes de «La Quinta», ( Míchel González, Manolo Sanchís, Rafael Martín Vázquez, y Miguel Pardeza, que no llegó a afianzarse en el primer equipo), formó parte de esta generación el goleador mexicano Hugo Sánchez, procedente del Atlético de Madrid: fue uno de los mejores goleadores que ha pasado por la historia del club, y junto a Rafael Gordillo, Paco Buyo, Juanito Gómez, Fernando Hierro, y Bernd Schuster crearon un equipo casi imbatible denominado como « La Quinta de los Machos»[180]​ El máximo título continental se le resistía al club desde hacía ya veinte años.

Esta generación, considerada por muchos aficionados como la mejor formación de canteranos que ha dado el club, cerraba unos gloriosos años que dejaban paso a la etapa reciente del club, donde su dominio enflaqueció, para vivir los años de mayor disputa futbolística vividos en España desde los primeros años del siglo xx.

Máxima competencia y disputa hegemónica con el F. C. Barcelona

Raúl fue el relevo generacional y futbolístico de Butragueño, ambos representantes de dos de las mejores generaciones de canteranos que ha formado el club.

Con la nueva década el polémico y carismático ex-futbolista del club Juan Gómez Juanito,[182]

El equipo, afectado por el hecho,[184]

Mientras «la quinta del Buitre» se disolvió con la marcha de Butragueño, Martín Vázquez, Hugo Sánchez y Míchel para dar paso a una nueva generación, surgió otro jugador de la cantera que posteriormente fue uno de los mejores del club: Raúl González.[189]

En este período se sucedieron notables cambios en el panorama futbolístico, esencialmente relacionados con la mercadotecnia, que provocaron que se comenzase a acuñar el término de «fútbol moderno»,[197]

Los españoles y canteranos José María Gutiérrez Guti y Álvaro Benito, fueron una excepción a las contrataciones Davor Šuker,[204]

La llegada de Florentino Pérez. El mejor club del siglo xx

Vicente del Bosque, ex-jugador y ex-entrenador del Real Madrid.

Previo a dicho período inestable, el club conquistó la denominada por la afición madridista como «la séptima» Copa de Europa —competición renombrada desde la edición 1992-93 como Liga de Campeones— tras vencer a la Juventus Football Club con un solitario gol de Peđa Mijatovic.
Pese al triunfo, obtuvo una mala clasificación en Liga, por lo que el presidente despidió tan sólo seis días después a Heynckes, patente de la alta exigencia del club con respecto a los entrenadores.[208]

Sabedor de la importancia histórica de la cantera, dio confianza al joven y prometedor portero Iker Casillas —quien debutó en un partido frente al Athletic Club en «La Catedral» con apenas dieciocho años—, y que con el paso de los años llegó a ser considerado como el mejor portero del mundo, según la FIFA y la IFFHS.[34]

Del Bosque lideró la conquista de la «la octava» Copa de Europa tras derrotar por 3-0 al Valencia C. F. en París, final que por vez primera contó con dos equipos del mismo país.[213]

En el plano baloncestístico mantuvo la línea de buenos resultados y se alzó con su octava Copa de Europa y con dos nuevas Recopas de Europa (1992 y 1997) para ser en ambas competiciones el equipo más laureado.[102]

Zinedine Zidane y David Beckham, dos de los máximos exponentes del club en la época.

Tras los triunfos internacionales el 16 de julio del año 2000 el club convocó elecciones presidenciales. Sanz perdió en su reelección ante Florentino Pérez, que a partir de este momento se convirtió en el decimoquinto presidente de la entidad con las promesas de acabar con la gran deuda económica del club y llevarlo a ser el equipo referencia en el mundo[218]

Desde entonces el club siguió la política de contratar a los mejores jugadores del mundo para dar mayor proyección e ingresos al club.[220]

“En el club históricamente siempre han convivido los mejores jugadores del mundo con los jugadores provenientes de la cantera, los "Zidanes" y los "Pavones". [...] Lo único que he hecho es seguir el camino que nos marcó Santiago Bernabéu: grandes jugadores de los mejores del mundo (Di Stéfano), los mejores de España (Amancio) y, con ellos, los que se forman en la cantera (Raúl)”

Florentino Pérez. 9 de junio de 2009. Madrid.

Dos nuevos títulos de Liga y en especial la novena Copa de Europa en 2002 —lograda frente al Bayer Leverkusen Fußball por 2-1 gracias a un histórico gol de volea de Zidane reconocido por la UEFA como el mejor de las finales de la competición—,[224]

Encaminado en esa línea el club inició extensas y numerosas giras para proseguir con la expansión de la entidad llegando a sus más altos registros económicos y de popularidad que se vieron reforzados con numerosos acuerdos entre los que destacó la venta de la Ciudad Deportiva del Paseo de la Castellana, merced a la cual el club llevó a cabo años después uno de sus más ambiciosos proyectos: la construcción de la Ciudad Real Madrid.[225]

Colapso del modelo deportivo y la inestabilidad institucional

El buen devenir del centenario dio paso a una etapa de tres años consecutivos sin títulos y malos registros como el de perder cinco partidos consecutivos, la peor racha de la historia liguera del club. Provocados por una mala reconstrucción deportiva y la inestabilidad establecida entre los entrenadores, donde en dieciocho meses llegaron a pasar por el banquillo hasta cuatro entrenadores, afectaron a la entidad.[228]

Con Ramón Calderón en la presidencia tras unas polémicas elecciones por un presunto amaño en los resultados,[236]

Máxima expansión mundial; un club universal

Iker Casillas dejó el club tras 725 partidos y 19 títulos en 16 temporadas en el primer equipo.

Reelegido Florentino Pérez como presidente, centró sus tareas a sanear deportiva y socialmente al club. Las incorporaciones de Cristiano Ronaldo —protagonista del desembolso más grande realizado hasta la fecha por un jugador—,[241]

La irregularidad reinante provocó una reestructuración de las áreas directivas y se trazó un proyecto firme a largo plazo con la contratación del técnico José Mourinho, vigente campeón de Europa,[245]​ al ser sólo ellos dos los dominantes de las competiciones locales.

Tras reforzar el equipo con varios fichajes de futuro, conquistó después de dieciocho años la Copa del Rey de 2011. Para consolidar aún más el proyecto se le otorgó al técnico el control de toda la parcela deportiva,[250]

Pese al buen devenir el técnico portugués no continuó en el club. El trasfondo de las discrepancias del técnico con la prensa española abocaron a su marcha tras un acuerdo con el presidente en beneficio para ambas partes.[255]
La circunstancia del movimiento económico —igualmente acontecida en el fútbol inglés[260]​ y que continuaba con un exponencial crecimiento del ya mencionado «fútbol moderno de empresa».

Segunda época dorada

Cristiano Ronaldo se convirtió en siete temporadas en el máximo goleador de la historia del club. [261]

La conquista de un nuevo título de Copa del Rey de nuevo frente al F. C. Barcelona,[268]

La sección de baloncesto alcanzó de nuevo la final de la Euroliga, sin embargo perdida por segunda vez consecutiva, privando al club de lograr el doblete europeo en ambas secciones.[269]​ Pese al resultado, la institución lograba situar de nuevo a sus dos secciones en lo alto del panorama internacional.

La nueva normativa UEFA sobre la inclusión en los equipos profesionales de un número mínimo de jugadores nacionales y formados en las categorías inferiores del propio club para participar en competiciones europeas,[277]​ Ambos son dos de los jugadores españoles del club que consiguieron proclamarse vencedores de la Eurocopa y de la Copa Mundial de selecciones y conseguir el «triplete».

La sección de baloncesto consiguió unos registros históricos en su trayectoria tras lograr cuatro títulos en una misma temporada entre los que destacó finalmente la novena Copa de Europa. Ésta, la primera bajo el actual formato de Euroliga y tras disputar su tercera final consecutiva, completó la tercera triple corona de su palmarés y su undécimo doblete nacional.[282]

Actualidad

Sergio Ramos, capitán del equipo desde 2015 y jugador en activo con más partidos del club.

Durante estos años del segundo mandato en el club de Florentino Pérez, se trabajaron y gestionaron diversas iniciativas para consolidar el modelo de club, ya no sólo a nivel nacional o europeo, sino universal,[289]

La dinámica deportiva, reflejo de la buena salud de la entidad en todos los ámbitos, le permitió lograr varios registros a señalar. Entre ellos destacaron el de sumar siete presencias consecutivas en las semifinales de la Liga de Campeones, récord histórico de la competición,[297]

Other Languages
Afrikaans: Real Madrid
Alemannisch: Real Madrid
العربية: ريال مدريد
azərbaycanca: Real Madrid FK
Boarisch: Real Madrid
беларуская: ФК Рэал Мадрыд
беларуская (тарашкевіца)‎: Рэал Мадрыд
български: Реал Мадрид КФ
bosanski: Real Madrid CF
čeština: Real Madrid
Deutsch: Real Madrid
Zazaki: Real Madrid
Ελληνικά: Ρεάλ Μαδρίτης
Esperanto: Real Madrid
euskara: Real Madril
føroyskt: Real Madrid C.F.
hrvatski: Real Madrid
Հայերեն: Ռեալ Մադրիդ
Bahasa Indonesia: Real Madrid C.F.
íslenska: Real Madrid
Basa Jawa: Real Madrid CF
Qaraqalpaqsha: Real Madrid C.F.
қазақша: Реал Мадрид
Latina: Real Madrid
Ladino: Real Madrid
Lëtzebuergesch: Real Madrid
lietuvių: Real Madrid CF
Baso Minangkabau: Real Madrid C.F.
македонски: ФК Реал Мадрид
монгол: Реал Мадрид
Bahasa Melayu: Real Madrid C.F.
မြန်မာဘာသာ: ရီးယဲလ် မဒရစ်
مازِرونی: رئال مادرید
Nederlands: Real Madrid CF
norsk nynorsk: Real Madrid
Papiamentu: Real Madrid
polski: Real Madryt
Runa Simi: Real Madrid
română: Real Madrid CF
sicilianu: Real Madrid
srpskohrvatski / српскохрватски: Real Madrid CF
Simple English: Real Madrid C.F.
slovenčina: Real Madrid CF
Soomaaliga: Riyaal Madrid
српски / srpski: ФК Реал Мадрид
Sranantongo: Real Madrid C.F.
Basa Sunda: Real Madrid C.F.
svenska: Real Madrid
ślůnski: Real Madryt
Türkmençe: Real Madrid CF
Türkçe: Real Madrid CF
українська: Реал Мадрид
oʻzbekcha/ўзбекча: Real Madrid C.F.
vèneto: Real Madrid
Tiếng Việt: Real Madrid C.F.