Punto neutro

Un punto neutro o punto de intercambio de Internet (en inglés IXP, Internet Exchange Point) es una infraestructura física a través de la cual los Proveedores de Servicios de Internet (PSI o ISP, por sus siglas en inglés) intercambian el tráfico de Internet entre sus redes. Esta instalación reduce la porción del tráfico de un PSI que debe ser entregado hacia su proveedor de conectividad, lo que reduce el costo promedio por bit de la entrega de su servicio. Además, el aumento del número de rutas "aprendidas" a través del punto neutro mejora la eficiencia de enrutamiento y la tolerancia a fallos.

Propósito

El propósito principal de un punto neutro es permitir que las redes se interconecten directamente, a través de la infraestructura, en lugar de hacerlo a través de una o más redes de terceros. Las ventajas de la interconexión directa son numerosas, pero las razones principales son el costo, la latencia y el ancho de banda.[1]

El tráfico que pasa a través de la infraestructura no suele ser facturado por cualquiera de las partes, a diferencia del tráfico hacia el proveedor de conectividad de un PSI.[2]

La interconexión directa, a menudo situada en la misma ciudad que ambas redes, evita la necesidad de que los datos viajen a otras ciudades (potencialmente hacia otros continentes) para pasar de una red a otra, lo que reduce la latencia y el costo.[1]

En mercados donde hay muchos PSI pequeños, que normalmente acceden a tarifas altas de conexión, el volumen agregado del IXP puede permitir acceder a precios muchos menores.[3]

Other Languages