Punto anguloso

Un punto anguloso (aislado) de una función es un punto donde la función es continua pero la derivada en un entorno de dicho punto es discontinua (más exactamente tiene una discontinuidad no evitable de primera especie).

Los puntos angulosos son los únicos puntos en donde una función es continua, pero no puede trazarse una recta tangente a la función en dicho punto.

Esto se debe a que una función es continua en un punto, implica que las derivadas laterales en dicho punto determinan un ángulo llano entre ellas (180º) y las rectas normales a cada derivada lateral son coincidentes entre si, (forman un ángulo de 0º).

En un punto anguloso aislado, esto no se cumple, las derivadas laterales forman un ángulo no llano lo que le da el nombre a este tipo de punto. Además, como consecuencia, no existe la normal en este punto. Además existen funciones tales que todos sus puntos son angulosos, o más exactamente donde no existe la derivada en ningún punto a pesar de que su grafo es una curva continua, uno de los primeros ejemplos de este tipo de funciones lo constituyó la función de Weierstrass:

siendo los números reales a y b tales que:

Ejemplos

Other Languages