Provincia de Azuay

Azuay
Provincia
Bandera Provincia Azuay.svg
Bandera
Escudo de Azuay.png
Escudo
Otros nombres: Cuna Arquitectónica del Ecuador
Himno: Himno de Azuay
Azuay in Ecuador (+Galapagos).svg
Ubicación de Azuay en el Ecuador
Coordenadas 2°53′00″S 79°00′00″O / -2.8833333333333, 2°53′00″S 79°00′00″O / -79
Capital Cuenca
 • Población 331 888
Idioma oficial español y kichwa
Entidad Provincia
 • País Ecuador
Prefecto Paúl Carrasco Carpio
Subdivisiones
Eventos históricos  
 • Fundación 1824
Superficie Puesto 12.º
 • Total 8309,58 km²[1]
Altitud  
 • Media 2500 m s. n. m.
Población (2013) Puesto 5
 • Total 781 919 hab.
 • Densidad 94,1 hab/km²
Gentilicio azuayo-a
PIB (nominal)  
 • Total USD 3 944 millones[2]
 • PIB per cápita USD 5 138
IDH 0.882 ( ) muy alto
Huso horario UTC -5
Prefijo telefónico 7 (+593-7)
Sitio web oficial
[ editar datos en Wikidata]

La Provincia de Azuay es una de las 24 provincias que conforman la República del Ecuador, situada al sur del país, en la zona geográfica conocida como región interandina o sierra, principalmente sobre la hoya de Paute en el noreste y la hoya de Jubones en el suroccidente. Su capital administrativa es la ciudad de Cuenca, la cual además es su urbe más grande y poblada. Ocupa un territorio de unos 8.639 km², siendo la duodécima provincia del país por extensión. Limita al norte con Cañar, al sur con Loja, por el occidente con Guayas, al suroccidente con El Oro, al este con Morona Santiago y al sureste con Zamora Chinchipe.

En el territorio azuayo habitan 712.127 personas, según el último censo nacional (2010), siendo la quinta provincia más poblada del país después de Guayas, Pichincha, Manabí y Los Ríos. La Provincia de Azuay está constituida por 15 cantones, de las cuales se derivan 27 parroquias urbanas y 60 parroquias rurales. Según el último ordenamiento territorial, la provincia de Azuay pertenecerá a una región comprendida también por las provincias de Cañar y Morona Santiago, aunque no esté oficialmente conformada, denominada Región Centro Sur.

Es uno de los más importantes centros administrativos, económicos, financieros y comerciales del Ecuador. El desarrollo de la industria en la Azuay, en general se basó en las destrezas manuales de su habitantes. Tiene una importancia muy singular para la historia del austro del Ecuador, por ser un punto medio entre la costa y la amazonía, desde tiempo ancestral se constituyó como una zona de encuentro entre culturas, comerciantes y eventos de connotación religiosa.

Los primeros asentamientos registrados datan de 10 mil años de antigüedad en Chobshi y Cubilán. Tuvo distintos períodos migratorios provenientes de la serranía como los Cañaris. Más adelante fue conquistada por los incas al mando de Túpac Yupanqui. La colonización española se dio cuando Francisco Pizarro, comisionó al Capitán Rodrigo Núñez de Bonilla para que ejerza las funciones de encomendero en el repartimiento de la Provincia de los Cañaris o Tomebamba en 1538; durante ese período la entidad máxima y precursora de la provincia sería el Corregimiento de Cuenca, después de la guerra independentista y la anexión de Ecuador a la Gran Colombia, se crea la Provincia de Cuenca el 25 de junio de 1824 (que en 1835, cambiaría su nombre a Azuay), lo que la hace una de las 7 primeras provincias del Ecuador. Esta provincia es el corolario de la subdivisión del extinto Departamento de Azuay.

Historia

Primeras ocupaciones

Durante el Período Precerámico (10000 a. C.-3500 a. C.) según los vestigios arqueológicos y antropológicos, encontrados en Chobshi y Cubilán, se sabe que los primeros habitantes del área datan del año 8060 a. C. siendo estos cazadores nómadas y recolectores. Su presencia se extiende hasta aproximadamente el año 5580 a.C., desde esa fecha los asentamientos humanos desaparecen y no es hasta el 2000 a. C. que vuelven a aparecer sociedades.

En el Período Formativo (3500 a. C.-500 a. C.) aparece la Cultura Cerro Narrío (2000 a. C.-500 a. C.), llamada también Challuabamba, esta cultura presenta pequeños asentamientos de una organización correspondiente a una cultura Formativa, una incipiente división de clases sociales, además se caracteriza por la presencia de agricultura y por la fabricación en masa de cerámica.

Para el Período de Desarrollo Regional (500 a. C.-500 d. C.) Se desarrollan las culturas Tuncahuán, así como las primeras etapas de las fases Tacalshapa (Azuay) y Cashaloma (Cañar), siendo estas fases correspondientes a la Cultura Cañari. Esta etapa se caracteriza por sociedades con división del trabajo y perfectamente jerarquizadas, utilizan una agricultura intensiva y su cerámica tiene ciertas figuras antropomorfas. Lo más representativo de esta fase es la utilización de metales como oro, plata y cobre.

Etapa Cañari

En el periodo de Integración (500 d. C. -1500 d. C.) esta zona se caracteriza por las conquistas y alianzas, así pues la parte nuclear de la cultura Cañari se integraría en una diarquía cuyas capitales fueron Shabalula ( Sigsig) y Hatun Cañar (ciudad de Cañar), mientras que las partes exteriores del territorio Cañari sólo se mantenían confederadas a la parte nuclear, razón por la cual eran políticamente independientes. La dinastía Duma gobernó desde la capital Shabalula, mientras que no se sabe la línea de gobernantes de Hatun Cañar.

Lo que hoy es Cuenca fue un centro señorial importante de la diarquía Cañari, esta zona se llamaba Guapondelig en lengua Cañari significaba "llanura amplia como el cielo"[5] y era caracterizada por la agricultura, como la región Cañari no es muy apta para esta práctica esto hizo de Guapondelig una de las zonas más importantes de los Cañaris.

A mediados del siglo XIX, en el Sigsig, se encontraron una serie de tumbas, de gobernantes Cañaris, ricas en metales preciosos y cerámica, lamentablemente la mayoría de lo encontrado fue saqueado y vendido, por fortuna Marshall Saville escribió un libro sobre las piezas extraídas, el libro se llamó "El Tesoro de Oro del Sigsig, Ecuador".

Etapa Inca

El río Tomebamba a la izquierda y las Ruinas de Pumapungo a la derecha.

Para el año 1470 d. C. (aprox.) los Cañaris fueron conquistados por los Incas, y el Inca Tupac Yupanqui refunda Guapondelig, pero esta vez como la ciudad más importante del Chinchaysuyo, Paucarbamba (que significa "llanura de flores"[8] Luego el nombre fue empleado como "Tomebamba" por los hispanos con recursos vocálicos fuertes.

Esta nueva ciudad se habrá de erigir como la capital norteña del Imperio Inca, y según numerosos cronistas aquí habría nacido Huayna Capac.

Durante los gobiernos de Tupac Yupanqui y Huayna Capac, 60 años más o menos, aproximadamente la mitad de la población Cañari fue sacada y re-ubicada en otras partes del imperio Inca para luego ser reemplazada con mitimaes,[10] esto provocó una deformación en la cultura (aculturización) de los Cañaris, sin embargo a pesar de esto este grupo pudo mantener su identidad.

Años después cuando Huayna Capac regresó al norte del imperio, para reconquistar la zona de Quito y la diarquía Caranqui-Cayambe, se instaló en Tomebamba y llevó a cabo una serie de construcciones para embellecer la ciudad y toda la provincia Cañari en general. Existen teorías que afirman que la ciudad mantuvo su nombre preinca hasta el retorno de Huayna Capac, y sería en ese momento en que el Inca la renombró con Tumipampa, nombre que de hecho era el mismo de la Panaca de Huayna Capac. Durante años posteriores el Inca y su hijo, Ninan Cuyuchi, co-gobernaron el Imperio Inca desde Tomebamba, ayudados por Huáscar y Atahualpa, quienes se encontraba en Cuzco (Capital principal del Imperio) y Quito, respectivamente.

Más o menos para 1528 fallecieron Huayna Capac en Quito y Ninan Cuyuchi, el príncipe sucesor, en Tomebamba, con esto se creó un vacío de poder que desencadenó la guerra civil entre Atahualpa y Huáscar. Como parte de los Cañaris y la aristocracia Inca de la provincia apoyaron a Huáscar esto provocó la ira de Atahualpa, quien militarmente conquistó y destruyó la ciudad de Tomebamba, además de ordenar el asesinato de miles de Cañaris y de los orejones Incas, sin embargo después ordenó la reconstrucción de la ciudad, algo que por la llegada de los conquistadores nunca fue llevado a cabo.

Conquista hispana

La guerra civil la ganó Atahualpa y mientras iba al Cuzco para ratificar su soberanía fue capturado y asesinado por Francisco Pizarro en Cajamarca. Los Cañaris por su odio a Atahualpa se aliaron a los españoles y ayudaron, con la participación también de otros grupos étnicos a conquistar el Imperio Inca. [Sebastián de Benalcázar], convencido por los Cañaris, se encaminó a la conquista de Quito, pasó por las ruinas de Tomebamba y ahí recibió más refuerzos, así pues con ayuda de 11.000 Cañaris, Benalcázar derrotó a Rumiñahui y conquistó Quito.

Los Cañaris debido a la mortandad realizada por Atahualpa y las enfermedades europeas, así como también por el hecho de que estos guerrearon a favor de los Conquistadores durante años, provocó que para 1547, cuando el cronista Pedro Cieza de León pasó por Tomebamba, este vio que ahí existía un hombre por cada quince mujeres, así mismo comprobó que los Cañaris estaban cristianizados.[11] Cuando él pasó por la ciudad y la provincia, fue capaz de ver las ruinas de muchos de los templos y palacios Incas.

En la actual ciudad de Cuenca se pueden apreciar muchos vestigios de su pasado Inca, destacando el palacio de Pumapungo.

Etapa Colonial.

Cuando Francisco Pizarro, el conquistador del Perú, comisionó al Capitán Rodrigo Núñez de Bonilla para que ejerza las funciones de encomendero en el repartimiento de la Provincia de los Cañaris o Tomebamba en 1538 se instaló en la llanura de Paucarbamba levantando un pequeño asentamiento.

Después de 19 años el Virrey de Lima Don Andrés Hurtado de Mendoza ordena al Capitán Gil Ramírez Dávalos la fundación de una nueva ciudad.

El lunes de semana santa del 12 de abril de 1557, el Cap. Gil Ramírez con la compañía de un grupo de españoles y de los caciques Diego, Juan Duma, Luis y Hernando Leopulla,[12] sobre las ruinas de Tomebamba se refundó una ciudad con el nombre de "Santa Ana de los ríos de Cuenca" en honor a la ciudad española de Cuenca, lugar de origen de Andrés Hurtado de Mendoza.

El domingo 18 de abril de 1557, día de Pascua de Resurrección, Gil Ramírez Dávalos condujo el acto jurídico de la Constitución del Primer Cabildo de la Ciudad, luego trabajó hasta el día 26 de abril adjudicando los primeros terrenos y creando el trazado básico tipo damero de la ciudad.[13]

Antigua Catedral de Cuenca, uno de los primeros edificios construidos, hoy en día un museo.

En 1563, al crearse la Real Audiencia de Quito pasó a formar parte de esta en calidad de Corregimiento, teniendo en ese momento bajo su jurisdicción las poblaciones de Azogues, Cañar, Cañaribamba (hoy llamada Girón), Cumbe, Déleg, Gualaceo, Paute, Paccha, San Bartolomé y Sayausí.[15]

En el año de 1730 paso por esta ciudad la Misión Geodésica Francesa y en 1778, se realiza el primer censo real en la ciudad, el conteo oficial de este hecho alcanzó la cifra de 18 916 habitantes en la ciudad de los cuales 12 936 estaban en la zona Urbana y 5 983 en la zona rural. La estructura social tenía en su sima el 10% de la población que eran españoles de sangre pura, el 22% de la población que eran mestizos eran los siguientes, los indígenas eran la mayoría de la población y ocupaban el próximo nivel social con el 67% de la población y al final estaban los negros con el 1%.[15]

La ciudad continuó creciendo durante los tres siglos de la Era Colonial, en los que se consolida una personalidad mestiza de interesantes rasgos: sensible, amante del paisaje, conservadora de sus bienes, tranquila y laboriosa, que se enriqueció, particularmente, por el comercio de sus artesanías, en especial de sus tejidos, y gracias a la explotación y trabajo de los metales. Gracias a su desarrollo adquirió gran importancia social y política; fue así que, durante la colonia, logró convertirse en el principal enlace entre las poblaciones del sur de la Audiencia.[16]

En este periodo la sociedad cuencana no se encontraba atraída por la cultura o las artes (se encontraba bajo el control de la iglesia) ni por la educación. Los artistas más destacados de la época fueron Gaspar Sangurima y Miguel Vélez, de quienes todavía se conservan sus cristos más representativos.[15]

Durante este período la ciudad también tomó como modelo arquitectónico al usado en España, particularmente el de la región de Andalucía.[16]

Uno de los últimos gobernadores españoles de Cuenca fue el licenciado Juan López-Tormaleo y Teijeiro.

Independencia

Desde el año 1795 hubo en Cuenca la expresión pública por conseguir la libertad, en diferentes lugares de la ciudad, el día 25 de marzo de este año, circularon varios escritos y letreros que contenían ideas de libertad.

Las autoridades españolas racionaron y enjuiciaron a los responsables, no se sabe exactamente el paradero de los juicios, pero se cree que los participantes en la creación de dichas leyendas fueron: Paulino Ordóñez, Fernando Salazar y Piedra, Joaquín Tobar.

Con el fin de obtener libertad se hicieron luego dos intentos, pero ambos fracasaron, hasta que el 3 de noviembre de 1820 el Dr. José María Vásquez de Noboa como gobernador de la ciudad mandó a publicar unas Reales Ordenes Españolas, acompañado de la escolta militar; mientras se leía dicho mando en una esquina de la ciudad, nueve patriotas en complot con Vásquez se echaron sobre la escolta y la desarmaron a la fuerza.[17]

Los nueve estaban comandados por el Teniente Tomás Ordóñez, quién fue herido cuando se hallaba trabado en una lucha con un soldado y una bayoneta le atravesó la pierna de un golpe. Los patriotas se reunieron en la Plaza de San Sebastián. Allí con un numeroso grupo de ciudadanos cuencanos proclamaron la libertad e Independencia de Cuenca. Ordóñez a pesar de encontrarse herido, recorría las calles, animando y entusiasmando las multitudes; luego se unen dos sacerdotes: José Peñafiel y Juan María Ormaza, quién fue el principal orador, manifestó con elocuencia los sacrificios que todos debían hacer por la libertad e independencia. El jefe militar llamado Antonio García Trelles originario de España al ver este ataque, da la orden a sus 109 soldados para que salgan del cuartel e iniciaran la pelea entre la gente del pueblo y los militares.[17]

En la tarde del día 4 de noviembre llega la ayuda desde la población de Chuquipata al mando de otro sacerdote llamado Javier Loyola. Con la llegada de esa gente los patriotas logran vencer finalmente a la tropa española en el sector de Verdeloma.

Con la independencia, los patriotas proclamaron la República de Cuenca. El 8 de noviembre fue convocado el Consejo de la Sanción, para elaborar el Plan de Gobierno o Ley Fundamental de la República de Cuenca luego conocida como la Constitución política Cuencana de 1820, aprobada por los diputados el 15 de noviembre de 1820. La Junta Suprema de Gobierno quedó presidida por José María Vázquez de Noboa quién en ese momento comunicó la hazaña libertaria al entonces Vicepresidente de la Gran Colombia, el General Francisco de Paula Santander.[18]

Represión española

Sin embargo la alegría no duró mucho ya que el 20 de diciembre de 1820 los patriotas fueron derrotadas en Verdeloma, por el Coronel Francisco González, quien con seiscientos soldados veteranos y bien armados se enfrenta con un millar de hombres sin experiencia y poco armados, dejando a su paso más de 200 cadáveres en el campo de batalla para luego irrumpir en Cuenca y así acabar con la República.[18]

La verdadera independencia

Después de poco más de un año de la represión y luego de realizar la campaña de Machala a Saraguro y de este lugar a Cuenca, el General Antonio José de Sucre hace su entrada triunfal, al mando de sus tropas, el 21 de febrero de 1822. Cuando las tropas realistas, a cuyo frente se halla el Coronel Carlos Tolrá, ven aproximarse a las fuerzas libertadoras, abandonan la ciudad, dirigiéndose a Riobamba.

Finalmente la independencia real se dio cuando todo el territorio de la Real Audiencia de Quito, actual Ecuador, se independiza el 24 de mayo de 1822 en la batalla del Pichincha, batalla en la cual el cuencano Abdón Calderón a pesar de recibir múltiples heridas no se retiró de la lucha, él moriría días después en un hospital en Quito, dicho acto de valentía durante la batalla fue considerado heroico por el libertador Simón Bolívar, y este lo ascendió de rango. Hoy en día, Abdón Calderón es considerado un héroe a nivel nacional.

Etapa Republicana

Ejemplo de arquitectura republicana en Cuenca, Ecuador.

Con la organización de la República de la Gran Colombia, Cuenca fue asignada como capital del Departamento del Azuay, en el Distrito del Sur. En 1828, durante la Guerra Gran Colombo-Perúana, la ciudad estuvo a punto de caer en manos del Perú, cuyas fuerzas eran comandadas por el general, presidente y también cuencano Mariscal José de la Mar. Sin embargo en la batalla del Portete de Tarqui, al sur de la ciudad, las fuerzas de la Gran Colombia lograron derrotar al ejército peruano evitando así que llegaran a la ciudad.

También en 1828, Fray Vicente Solano que es el precurso del movimiento de las artes en la ciudad, introduce la primera imprenta, además importa libros y funda el primer periódico llamado “Eco del Azuay”.[15]

Tras la separación de la República de Quito (que luego pasaría a llamarse República del Ecuador) de la Gran Colombia en 1830, Cuenca se convirtió en la capital de la provincia del Azuay.

Durante la construcción del Canal de Panamá en Azuay se empezó a hacer en masa los Sombreros de Paja toquilla, y a pesar del enorme descenso en la demanda, después de que el Canal antes mencionado concluyese, el Sombrero de Paja toquilla pasó a formar parte de la vestimenta típica indígena de esta zona, siendo destacado en la vestimenta de Chola cuencana, y Azuay se convertiría en el hogar adoptivo de este producto, así pues en esta ciudad se puede visitar el Museo de dicho producto.

En el año de 1885 se inicia la construcción en el centro de la ciudad de la Nueva Catedral de Cuenca también llamada Catedral de la Inmaculada Concepción, que no sería completada hasta 1975. Los planos de la catedral fueron elaborados por el hermano redentorista alemán Juan Bautista Stiehle, quien siguiendo los lineamientos dados por el Obispo León Garrido, diseñó un templo de dimensiones colosales, sin embargo nunca se llegó a construir la catedral como indicaban los planos (las dos torres de la fachada también deberían haber tenido sus cúpulas) debido al excesivo peso del techo. Hoy en día es uno de los mayores y más conocidos íconos de la ciudad.

Other Languages
العربية: مقاطعة أزواي
беларуская: Правінцыя Асуай
беларуская (тарашкевіца)‎: Асуай
български: Асуай
dansk: Azuay
Deutsch: Provinz Azuay
Esperanto: Azuay
suomi: Azuay
français: Azuay
עברית: אסואי
Bahasa Indonesia: Provinsi Azuay
日本語: アスアイ県
한국어: 아수아이 주
Ladino: Azuay
македонски: Азуај (покраина)
Bahasa Melayu: Pentadbiran Azuay
Nederlands: Azuay
norsk bokmål: Azuay
پنجابی: صوبہ ازوآیے
português: Azuay
Runa Simi: Asway marka
русский: Асуай
sámegiella: Azuay (provinsa)
svenska: Azuay
українська: Асуай
Tiếng Việt: Azuay (tỉnh)
Winaray: Azuay
中文: 阿苏艾省