Productor ejecutivo

Un productor ejecutivo permite la fabricación de un producto de entretenimiento cultural o comercial, como en la producción cinematográfica. El productor ejecutivo suele ocuparse de la contabilidad, de la gestión o los problemas legales asociados (como los derechos de autor o regalías). Un productor ejecutivo generalmente contribuye al presupuesto del producto y puede o no trabajar en conjunto.

A nivel práctico las obligaciones de un productor ejecutivo varían de forma notable entre culturas, países, e incluso, dentro del mismo país, entre empresas.

Cine, radio y televisión

  • Reúne, contrata y gestiona al equipo humano.
  • Coordina la acción de todos los equipos de técnicos: grabación, iluminación, emisión, etc.
  • Busca financiación, ya sea por parte de capital privado o instituciones públicas (subvenciones, etc.).
  • Organiza las necesidades logísticas con las temporales, a fin de desarrollar un manejo eficiente de la circunstancia tiempo/espacio.
  • Controla el correcto desarrollo del plan de trabajo/rodaje establecido, decidiendo cómo han de abordarse los diferentes imprevistos a los que se tenga que hacer frente (mal tiempo que impide rodar/grabar, equipo defectuoso que retrasa la producción, etc.), siendo el que reorganiza el plan de trabajo, o, en su defecto, da su visto bueno a las propuestas que se le presenten.
  • Desglosa las necesidades presupuestarias, teniendo potestad para desviar financiación de una partida a otra.
Other Languages