Presión intracraneal

La presión intracraneal es la presión en el interior del cráneo.

La hipótesis Monro-Kellie

La relación volumen-presión está determinada por el LCR, la presión intracraneal, la sangre, el tejido cerebral y la presión de perfusión cerebral, conocido como la hipótesis Monro-Kellie[3]

La hipótesis establece que el cráneo, se comporta como un compartimento rígido con un volumen fijo a su interior. El cráneo y sus componentes internos (sangre, LCR y el tejido cerebral) crean una especie de equilibrio en donde al existir un aumento o disminución de volumen de uno de los tres componentes, tiene que haber una compensación por parte de los otros dos componentes.[3]

El principal tampón para incrementar los volúmenes son el LCR, y en menor grado, la sangre. Aquellos tampones responden al incremento de volumen, existiendo un desplazamiento por parte del LCR o de la sangre venosa.[3] Aquellos mecanismos compensatorios son capaces de mantener la presión intracraneal dentro de los rangos normales ante cambios de volumen inferiores a 120ml.[ cita requerida]

Other Languages