Premio en Ciencias Económicas en memoria de Alfred Nobel

Comité del Premio en 2008.

El Premio del Banco de Suecia en Ciencias Económicas en memoria de Alfred Nobel[1] (en sueco: Sveriges Riksbanks pris i ekonomisk vetenskap till Alfred Nobels minne), también conocido erróneamente como Premio Nobel de Economía, fue instituido en 1968 por el Banco de Suecia (Sveriges Riksbank), el más antiguo de los bancos centrales, para celebrar el tricentésimo aniversario de su fundación.

El premio es gestionado por la Real Academia de las Ciencias de Suecia, que lo otorga anualmente en Noruega. Para completar las semejanzas con el premio real lo entregan en las mismas fechas que los Premios Nobel (excepto el de la Paz) y al igual que en los Premios Nobel, no puede repartirse entre más de tres personas en cada ocasión. El premio no es de ninguna manera sufragado por la Fundación Nobel, sino por el Banco de Suecia, pero la cantidad es la misma que la atribuida a los premios Nobel. El llamado Premio en Ciencias Económicas en memoria de Alfred Nobel ha sido entregado desde 1969, galardonando a 70 economistas hasta el 2013 inclusive. Hasta ese mismo año estaba dotado con 10 millones de coronas suecas.

Un premio controvertido

Este premio, organizado por los bancos, suele ver cuestionada su pertinencia y los críticos discuten que el prestigio del premio de Economía se deriva solamente de una asociación con los Premios Nobel originales ya que Alfred Nobel nunca mencionó intención de premiar a esta disciplina, como ha sido resaltado sobre todo desde 2001 por Peter Nobel, expresidente de la Cruz Roja en Suecia, abogado en favor de los derechos humanos y bisnieto de Alfred Nobel.[2]

Friedrich Hayek, representante de la escuela austriaca del liberalismo y ganador en 1974, cuando se le pidió su opinión sobre el premio dijo que estaba «fuertemente en contra» de su creación y que ningún hombre debería ser señalado como si fuese una referencia en un tema tan complejo como la economía.[4]

La selección de los ganadores también es criticada por favorecer habitualmente a los economistas más « ortodoxos» evitando las corrientes «heterodoxas» y a los estadounidenses sobre otras nacionalidades. Estas críticas consideran que el historial de concesiones está sesgado hacia la economía neoclásica, especialmente la Escuela de Chicago (10 premios), y que de los premiados, 65 % son estadounidenses y 15 % británicos. Además, la mayoría de los ganadores del Premio han sido hombres, y sólo hasta 2009 una mujer, Elinor Ostrom, consiguió el premio por primera vez.[6]

Si bien, en los primeros años de su existencia, el premio fue otorgado a los teóricos principales, también fue criticado por cubrir una disciplina que, una vez superados los premios de 1970 y 1980, le escasea la justificación de la concesión anual de un premio que se supone sirve para premiar avances clave. Así, según un economista anónimo a principios de 1980, «todos los árboles grandes han caído, no quedan más que pequeños arbustos».[7] Otro tipo de críticas procede de sectores de las ciencias físicas o exactas, desde las que se discute el carácter científico del discurso económico.

A pesar de todo las críticas no se han difundido extensamente y el premio sigue suponiendo la coronación de los economistas, siendo el premio que más publicidad les reporta.

Other Languages
беларуская (тарашкевіца)‎: Нобэлеўская прэмія па эканоміцы
Bahasa Indonesia: Nobel Ekonomi
norsk nynorsk: Nobelprisen i økonomi
پنجابی: کارل سپتلر
srpskohrvatski / српскохрватски: Nobelova nagrada za ekonomiju
Simple English: Nobel Prize in Economics