Portal cautivo

Un portal cautivo es un programa o máquina de una red informática que vigila el tráfico HTTP y fuerza a los usuarios a pasar por una página especial si quieren navegar por Internet de forma normal.[1]

El programa intercepta todo el tráfico HTTP hasta que el usuario se autentifica. El portal se encargará de hacer que esta sesión caduque al cabo de un tiempo. También puede empezar a controlar el ancho de banda usado por cada cliente (haciendo lo que se llama calidad de servicio).

Usos

Se usan sobre todo en redes inalámbricas abiertas, donde interesa mostrar un mensaje de bienvenida a los usuarios y para informar de las condiciones del acceso (puertos permitidos, responsabilidad legal, etc.). Los administradores suelen hacerlo para que sean los propios usuarios quienes se responsabilicen de sus acciones, y así evitar problemas mayores. Se discute[¿quién?] si esta delegación de responsabilidad es válida legalmente.[cita requerida]

Referencias

  1. Ana Ibañez. «Cómo crear tu Portal Cautivo con Easy Hotspot». Consultado el 22 de octubre de 2011. 

Véase también

Enlaces externos

Other Languages