Pop sueco

El pop sueco es música pop de Suecia, y algunos de Finlandia cuyo idioma materno es el sueco.

El pop sueco incluye canciones en sueco y en inglés. El mercado para esta música cuando es exclusivamente en sueco se limita al mercado escandinavo. Grupos como Drömhus y Peaches o solistas como Carola Häggkvist han promovido el pop sueco en su lengua materna. Sin embargo a partir de la gran popularidad que esta música goza la mayoría de los cantantes y grupos cantan en idioma inglés. Cabe destacar que Suecia es uno de los mayores exportadores de música pop y rock en el mundo.[2]

La música pop sueca empezó a ser conocida en el mundo a fines de los años 1960. El grupo ABBA fue uno de los principales exponentes de dicho género musical en sus inicios. El pop sueco fue evolucionando desde aquella época de los ritmos disco y hasta el llamado teen pop. La fórmula del grupo ABBA (dos hombres, dos mujeres, dos rubios, dos con cabello negro, melodías bailables con letras fáciles de aprender) se ha repetido varias veces y en ocasiones con éxito como fue el caso los grupos Ace of Base o A*Teens.

Durante los años 80 Suecia exportó dos grandes agrupaciones: Europe, conocidos por canciones como The Final Countdown y el dúo Roxette, que obtuvo 4 singles en el número uno del Billboard, 6 Top Ten en el Reino Unido. Es sabido que Suecia obtiene siempre un buen papel en el concurso anual de Eurovisión. El productor y escritor musical Max Martin fue uno de quienes expandieron la popularidad del pop sueco a principios de los años 1990 con colaboraciones para artistas como Backstreet Boys, Britney Spears, Céline Dion o Westlife entre otros.

Anualmente el pop sueco queda fuertemente influenciado por el Melodifestivalen, la preselección sueca para el Festival de la canción de Eurovisión, donde muchas de las canciones participantes se convierten en grandes éxitos, incluso superando a la ganadora.

El pop sueco ha sido además cantado en varios idiomas. Además de cantar en sueco, artistas como ABBA grabaron algunos de sus éxitos en alemán, francés y español. A mediados de los años 90, Roxette también siguió esa línea al editar un álbum completamente en español, donde incluían sus principales canciones románticas. Canciones como Chiquitita, Fernando, de ABBA, y Un día sin ti ( Spending My Time) o No sé si es amor ( It Must Have Been Love) llegaron a la cima de los charts mundiales primero en inglés, y luego para España y Latinoamérica nuevamente en sus versiones en español.

Metal Sueco

Por otro lado, en décadas recientes géneros como el heavy metal, comenzaron a crecer dentro de la escena musical sueca, abarcando un amplio abanico de subgéneros con exponentes reconocidos mundialmente. Junto con Noruega, el país ha sido el centro de desarrollo de muchos de estos estilos y artistas. En la década de 1980 resulta notable la influencia de bandas como Bathory en el Black metal[6]

Música Electrónica de Suecia

En la segunda década del siglo XXI, se desarrolla en Suecia una potente escena electrónica de la que destacan nombres como Lykke Li, Swedish House Mafia, Avicii, Loreen, e Icona Pop.

Los 5 top sellers en Suecia

Las ventas son aproximadas y suman singles y álbumes.

Ranking. Grupos Ventas Género Años Activos
1. ABBA 300 millones + Pop 1972–1982
2. Roxette 70 millones + Pop rock 1986–presente
3. Ace of Base 50 millones + Eurodance 1990–presente
4. Europe 20 millones + Glam metal / Hard rock 1979–1992; 1999; 2003–presente
5. The Cardigans 15 millones + Alternative rock 1992–presente

Véase también

Other Languages