Planicies litorales

Playa Brava, en la estrecha planicie litoral entre la cordillera de la Costa y el océano Pacífico en Iquique.

Planicies litorales es el nombre genérico dado en la geografía chilena a una de las cuatro estructuras de relieve principales, también llamadas "macroformas". Se extienden entre el mar Chileno y la cordillera de la Costa en sentido oeste- este, y de norte a sur desde el límite norte del país hasta el canal de Chacao, en la Región de Los Lagos.

Descripción

Las planicies litorales son en parte producto de los lentos movimientos epirogenéticos de ascenso y descenso de bloques costeros que afectaron de manera diversa al litoral durante el Terciario y el Cuaternario. Su altura va disminuyendo paulatinamente mientras avanza hacia el sur. Primero se presentan en forma discontinua, entrecortadas por el denominado " farellón costero" (abrupta caída de la cordillera de la Costa al mar), que se levanta desde el nivel del mar hasta alturas cercanas a los 1 000 metros sobre la línea costera, en el norte del país, y luego continúan en forma ininterrumpida, en forma de terrazas con un número de escalones y anchura media variables según la zona del país.[1]

Zona norte

Planicie litoral en Taltal, Región de Antofagasta.

En el sector norte, estas planicies son interrumpidas por los acantilados del farellón costero, hasta aproximadamente la latitud de Taltal, en la Región de Antofagasta, para seguir en forma ininterrumpida hasta el límite sur. Estas se presentan en forma de terrazas, sin embargo el número de escalones y ancho varían a lo largo de su extensión. En Arica e Iquique, se conforma como una antigua plataforma de abrasión marina de unos 3  km de ancho, limitada por una muy maciza cordillera de la Costa. Hacia la península de Mejillones, al norte de Antofagasta, se distinguen hasta nueve escalones con un ancho máximo de 5 km cada uno, alcanzando una altura de hasta 585 msnm. El desarrollo más amplio de estas planicies se da en la costa de Carrizalillo, en la Región de Atacama, y en el sector de La Serena, en la Región de Coquimbo, donde llegan a alcanzar un ancho máximo de 30 km, y alturas de hasta 110 m.[2]

Zona central

Planicie litoral en la desembocadura del río Maipo, en Llolleo, Región de Valparaíso.

Ya en la región de Valparaíso, las planicies litorales se desarrollan ampliamente, llegando a presentar hasta cuatro niveles de escalonamiento al pie de la cordillera de la Costa y confundiéndose con las terrazas fluviales en los valles y desembocaduras. Se presenta entre plana a ligeramente ondulada, con un ancho máximo de 20 a 30 km hacia el interior, con altura de hasta 140 msnm. El nivel más bajo se encuentra cubierto por dunas, especialmente al sur de Quintero. Al norte de esta ciudad y especialmente en la costa de Horcón y Papudo, las planicies se presentan aspecto de acantilados, alcanzando niveles de 20 a 100 m.[1]

Zona sur

Terrazas en Corral, en la Región de Los Ríos.

En la Zona Sur hay un mayor desarrollo, específicamente entre los ríos Toltén e Imperial debido a la poca presencia de la cordillera costera.[1]

Other Languages