Plana de Vic

Localización de la Plana de Vich.
Vista parcial de la Plana, con Manlleu en primer término y el Montseny al fondo.

La Plana de Vich[1]​ es una depresión alargada en dirección Norte-Sur que constituye el núcleo central de la comarca de Osona de la provincia de Barcelona (Cataluña). La ciudad de Vich, situada en su centro, es su localidad más importante.

El río Ter y sus afluentes con su acción erosiva, mucho más profunda en la parte de levante que en la de poniente, originaron la Plana de Vich, que tiene una superficie de 600 km2.

Se encuentra totalmente rodeada de montañas, las del Ripollés y la Garrocha en el norte; las Guillerías al este; el Montseny al sureste; el Moyanés y el Llusanés hacia el oeste, quedando cerrada por un anillo de sierras.

Geografía física

La Plana de Vich, considerada estrictamente, es una cuenca de erosión de unos 30 km de longitud por 10 km de anchura, extendida de norte a sur sobre un terreno de margas grises azuladas. Tiene una altura media de 500 m, que oscila entre los 400 y los 600 m. Por el norte, cierran la Plana los primeros relieves pirenaicos, las sierras de Vinyoles, Bellmunt y Curull, que se enlazan por el nordeste con el Cabrerés y la cordillera Transversal. Por el este, se encuentra el macizo de las Guillerías, cortado por el río Ter, que encuentra por ahí su salida de la Plana. Por el sur, cierra la comarca el macizo del Montseny, por el que se abre paso el río Congost, y por el oeste, la sierra de Collsuspina y los altiplanos del Moianés y el Llusanés.[2]

Los materiales que conforman el centro y sur de la Plana de Vich pertenecen a la Depresión Central Catalana o Depresión del Ebro, cuyas características están definidas por los relieves en cuestas sobre una base del Eoceno (calizas en Tavertet y areniscas en Folgarolas, Tona, Voltregá y Collsuspina) y glacis cuaternario en el fondo de la Plana. En el extremo sur afloran los esquistos del Montseny, entre Seva y Viladrau.[3]

El elemento más característico de la Plana son las margas azules con algunas elevaciones de arenisca en Orís, en Tona y en Bellmunt, con abundancia de Nummulites. Las margas alcanzan su máximo espesor en el norte, hasta 400 m y se adelgazan hacia el sur en forma de cuña.

La Plana de Vich es una parte del valle del río Ter a su salida del Pirineo, que se desplaza de norte a sur durante un tramo y gira hacia el este a la altura de Manlleu para dirigirse a Roda de Ter y atravesar el macizo de las Guillerías, donde se encuentra el pantano de Sau.

Durante el Eoceno (entre 35 y 50 millones de años), la Plana de Vich era un mar somero y cálido con un clima húmedo, que se aprecia por los restos de algas, el carbonato cálcico y las áreas rojas que se encuentran en los bordes de la cuenca. El área de mayor profundidad se situaba en el norte, y allí es donde los sedimentos son más espesos, debido a las aportaciones pirenaicas por medio del río Ter. Los primeros sedimentos se caracterizan por la presencia de calizas arenosas masivas de Nummulites. Más tarde, se inició la sedimentación margosa en el centro de la Plana, y hace unos 35-40 millones de años, con una sedimentación detrítica y calcárea, y finalmente arcillas y areniscas, se inició el cierre de la cuenca marina.[4]

En esta zona, el río Ter recibe como afluentes, por el nordeste, el río Ges, por el oeste, el Sorreig, y por el sur, el río Gurri, que recibe al río Meder.

Other Languages
català: Plana de Vic
Cebuano: Plana de Vic
English: Plain of Vic
svenska: Plana de Vic