Pereña de la Ribera

Pereña de la Ribera
municipio de España
Escudo de Pereña de la Ribera (Salamanca).svg
Escudo
Iglesia de Santa María (Pereña).jpg
Pereña de la Ribera ubicada en España
Pereña de la Ribera
Pereña de la Ribera
Ubicación de Pereña de la Ribera en España.
Pereña de la Ribera ubicada en Provincia de Salamanca
Pereña de la Ribera
Pereña de la Ribera
Ubicación de Pereña de la Ribera en la provincia de Salamanca.
Apodo: El balcón de Las Arribes
PaísFlag of Spain.svg España
• Com. autónomaFlag of Castile and León.svg Castilla y León
• ProvinciaBandera de la provincia de Salamanca.svg Salamanca
• ComarcaLa Ribera
• Partido judicialVitigudino
• MancomunidadArribes del Duero
Ubicación41°14′24″N 6°31′27″O / 41°14′24″N 6°31′27″O / -6.5241666666667
• Altitud682 msnm
Superficie48,82 km²
Población366 hab. (2017)
• Densidad9,2 hab./km²
Gentiliciopereñano, -a
Código postal37175
Alcalde (2015)Luis Rodríguez (PSOE)
PatronaNª Sª del Castillo
(14 de mayo)
Nª Sª de los Ángeles
(8 de septiembre)
Sitio webperenadelaribera.es
[editar datos en Wikidata]

Pereña de la Ribera es un municipio y localidad española de la provincia de Salamanca, en la comunidad autónoma de Castilla y León. Se integra dentro de la comarca de Vitigudino y la subcomarca de La Ribera (Las Arribes). Pertenece al partido judicial de Vitigudino.[2]

En algunas ocasiones se le referencia como «el balcón de Las Arribes». Está formado por un solo núcleo de población, ocupa una superficie total de 48,82 km² y según datos del padrón municipal elaborado por el INE en 2017, cuenta con una población de 449 habitantes.

En su límite fronterizo con el término municipal de Masueco de la Ribera se encuentra el Pozo de los Humos, una imponente cascada que destaca a nivel provincial como uno de los lugares de mayor atractivo turístico dentro del Parque natural de Arribes del Duero. También son de importancia turística el Pozo Airón, la ermita de Nuestra Señora del Castillo, la Fuente Santa y la iglesia parroquial de Santa María.

Etimología

Pereña podría ser un topónimo latino, formado en época romance por repobladores cristianos, entre los siglos X y XII. El origen podría ser el antropónimo «Pero» (Pedro) que posteriormente sufriría un proceso de derivación con el añadido del sufijo locativo «eña» (lugar de Pero). Otras teorías basan su origen en el vocablo latino «petrinea» (hecho de piedra), entendido como una adjetivación de «fonte petrinea» o de «ponte petrinea». El nombre se sustantiva desde el momento en que se elimina el término referenciado.

Other Languages