Pepito de ternera

Pepito de ternera cortado en dos.

El Pepito de ternera es un bocadillo caliente muy popular en los bares de España que suele elaborarse con pan francés y carne de ternera ( filete) a la plancha o frita en aceite con algo de ajo laminado. Por regla general se trata de un solomillo.[2] Andalucía y de otros lugares de España.

Historia

Se cuentan diferentes versiones sobre el invento de este original bocadillo, pero lo cierto es que su referencia más antigua data de los años de postguerra en España (en torno a mediados de los 50 cuando pudo haber un usuario habitual de bar y que bien podría haberse llamado Pepe o "Don Pepito" que es la denominación más familiar) y que pidiera un bocadillo con un filete de ternera (es decir un medio bisté o bistelito) en su interior. Esta petición seguro que se fue repitiendo regularmente por el mismo pepito hasta que los clientes del bar fueron pidiendo: "Quiero un bocadillo como el de Pepito", y con el tiempo fueran solicitando sólo: "un pepito de ternera".[2]

La denominación "pepito" se ha convertido en un concepto tan popular que a veces se denomina a cualquier clase de bocadillo. De esta forma los hay de: lomo, pollo, pavo, etc. Algunos de ellos suelen tener algún otro condimento y suele encontrarse también: pepito de ternera con jamón y queso, pepito de ternera con beicon, pepito de ternera con queso y pimientos etc. La explicación histórica acerca de este bocadillo la da el cocinero e historiador culinario Teodoro Bardají Mas en un artículo del semanario "Ellas" el 7 de mayo de 1933.[4]

Other Languages