Pedro de Alcántara Álvarez de Toledo y Salm-Salm

Pedro de Alcántara Álvarez de Toledo retratado por Vicente López Portaña. Museo del Prado.
Escudo del XIII duque del Infantado.

Pedro de Alcántara Álvarez de Toledo y Salm-Salm ( Madrid, 1768- 1841), XIII duque del Infantado, IX duque de Pastrana, IX duque de Estremera, X duque de Francavilla y XII marqués de Távara, entre otros títulos nobiliarios, caballero de la Insigne Orden del Toisón de Oro, fue un político y militar español.

Biografía

Fue hijo del matrimonio entre Pedro de Alcántara Álvarez de Toledo y Silva, XII duque del Infantado, y de la princesa Maria Anna Viktoria Wilhelmine zu Salm-Salm, perteneciente a una familia de la nobleza del Sacro Imperio Romano Germánico.[2]

Su padre falleció en 1790 y a los veintidós años se convirtió en el jefe de la Casa del Infantado. Durante su juventud mostró interés por algunos proyectos industriales a los que la nobleza ilustrada española ya no era tan reacia, como la fábrica de hilaturas de Torrelavega[4]

Participó en la guerra del Rosellón contra los revolucionarios franceses como coronel del Regimiento de voluntarios de Castilla, organizado a su costa en 1793, y en la guerra de las Naranjas en 1800. Resultado de su participación en la guerra contra la Convención fue su ascenso a brigadier. En 1795 fue nombrado mariscal de campo y en 1802, teniente general.[6]

Tras el motín de Aranjuez, Fernando VII nombró al duque Presidente del Consejo de Castilla y Coronel jefe de la Guardia española. Algunos informes de quien había sido embajador de Francia en Madrid, François de Beauharnais, atribuyéndole el liderazgo de la resistencia española, pusieron bajo su pista a Joaquín Murat, que había llegado a la capital en marzo de 1808. No obstante, el duque del Infantado acompañó al nuevo rey en el viaje que se inició el 10 de abril y que terminó, a pesar de su consejo adverso, en las abdicaciones de Bayona.[7]

A su regreso de Francia, aunque lo hizo acompañando a José I, se pasó al bando español, razón por la cual Napoleón Bonaparte confiscó todos sus bienes mediante decreto de 12 de noviembre de 1808,[10]

Formó parte del gobierno nombrado por Fernando VII en 1814. Fue presidente del Consejo de Regencia en 1823 y del Gobierno entre 1825 y 1826. Murió en Madrid en 1841.

En su juventud, siendo soltero, tuvo un hijo y dos hijas. Al morir, su testamento fue impugnado y dio lugar al juicio de testamentaría más importante de la época. Su hijo, Manuel Álvarez de Toledo Lasparre Salm-Salm y Valledor, habido de su relación con Manuela Lasparre Valledor, nacido en Guadalajara en 1805, reconocido por su padre y legitimado por Real Rescripto en 1825,[11] fue XII duque de Pastrana, XIII duque de Francavilla y XIII marqués de Cenete, por cesión, realizada en 1852, del XI duque de Pastrana, Mariano Téllez-Girón y Beaufort Spontin.

Other Languages