Pedro Antonio Blanco

Manifestación en Madrid en repulsa del asesinato del teniente coronel Pedro Antonio Blanco García que reunió a más de 1 100 000 personas según la delegación de Gobierno.[1]

Pedro Antonio Blanco García (11 de junio de 1952 - Madrid, 21 de enero de 2000) fue un militar español asesinado por ETA en el año 2000. Con este atentado ETA ponía fin a 14 meses de tregua unilateral.[3]

Biografía

Teniente Coronel del Ejército de tierra español destinado en la Dirección de Asuntos Económicos de la Secretaría Técnica del Ministerio de Defensa, dedicado a labores de intendencia.

Asesinado por ETA mediante la colocación de un coche bomba cuando tenía 47 años, el 21 de enero de 2000, en la calle Pizarra de Madrid cuando acababa de salir de su domicilio y esperaba la llegada de un vehículo oficial en una zona residencial militar. Estaba casado y tenía dos hijos. Su viuda, Concepción Martín, es patrona de la Fundación Víctimas del Terrorismo.[ cita requerida]

Tras la primera explosión en la que además se produjeron cuatro heridos leves, se produjo a pocos metros una segunda explosión en la que no hubo víctimas de otro coche-bomba en la calle Paradinas, que habría sido utilizado por ETA para realizar la detonación del primero.[3]

Con su asesinato, el número 770º de la organización, ETA ponía fin a la tregua indefinida que fue anunciada unilateralmente el 16 de septiembre de 1998.

Poco después, en las inmediaciones del lugar del atentado, un agente de policía acabó a tiros con la vida de Juan Carlos Sanz Ruiz de 25 años al que consideró sospechoso; posteriormente se comprobó que el fallecido no tenía ninguna relación con el atentado. El policía declaró que se le disparó el arma al tropezarse. ETA reaparece y asesina a un militar en Madrid.[4] El informe forense dictaminó que la trayectoria de la bala fue de abajo arriba y la familia presentó querella por homicidio.

Other Languages