Paz de Zanjón

Se conoce como Paz de Zanjón o Pacto de Zanjón al documento que establece la capitulación del Ejercito Libertador cubano frente a las tropas españolas, poniendo fin a la llamada Guerra de los Diez Años (1868-1878). Este acuerdo no garantizaba ninguno de los dos objetivos fundamentales de dicha guerra: la independencia de Cuba, y la abolición de la esclavitud.

Causas de la capitulación

Las causas del fracaso se debieron fundamentalmente a la falta de unidad, crisis interna conocida por ¨Quiebra de la unidad¨ dentro de los aparatos de dirección independentista (gobierno, ejército, exilio) en diferentes frentes de lucha.

División de los patriotas en el exilio

Antes del estallido de la guerra del 68, en el territorio de EUA existía desde décadas atrás, una emigración insular que había atravesado por los vaivenes ideológicos anexionista y reformistas. El presidente Carlos Manuel de céspedes designo en 1869 un Agente en el exterior quien entro en contacto con miembros prominentes de la burguesía esclavista occidental s, siendo desplazado por sus dirigentes Miguel Aldama y José Morales Lemus quienes utilizaron los canales de la labor de la emigración en función de los intereses de clase de su grupo social, entorpeciendo cualquier apoyo a la guerra de independencia. Céspedes envió un nuevo agente el mayor general Gonzalo de Quesada en 1870, lo que determino la división del grupo dirigente emigrado en dos grandes sectores, los Aldamistas y Quesadistas. El enfrentamiento continuo de ambos sectores, provoco la desvinculación de su verdadera proyección histórica, la ayuda a la revolución en Cuba. Tras la deposición de céspedes, el nuevo presidente Salvador Cisneros Betancourt designo como su agente en el exterior a Miguel Aldama de tendencia oportunista y contrarrevolucionaria, sin hacer grandes avances en enviar expediciones, las cuales llegaron a ser nulas.

División en el Gobierno de la República de Cuba en Armas

El 10 de abril de 1869 en la Asamblea de Guáimaro es elegido presidente Carlos Manuel de Céspedes, el único patriota que tenía una alta madurez política y una visión más amplia y clara del proceso revolucionario iniciado el 10 de octubre. Las decisiones radicales de Céspedes entraron en contradicción con los intereses de clase de un grupo de terratenientes camagüeyanos pertenecientes al gobierno, y estos prepararon una conjura dirigidos por Salvador Cisneros Betancourt presidente de la cámara, y depusieron a Céspedes en 1873. A partir de este hecho, surgió una agrupación llamada Los Hermanos del Silencio, Cespedistas, que emplearían la resistencia cívica contra los que depusieron a Céspedes.

División entre el Gobierno y el Ejercito Libertador

La forma de gobierno aprobada en la Asamblea de Guáimaro, no era la idónea, es decir, una institución civil controlando a la institución militar(ejercito libertador),luego de la deposición de Céspedes, esta contradicción se agravo y provoco una serie de sediciones por parte de fuerzas del ejército libertador contra el gobierno como:

  • (1875) Sedición de lagunas de Varona liderada por el Mayor General Vicente García que logro la deposición de Salvador Cisneros Betancourt.
  • (1877) Sedición de Santa Rita apoyada por el Mayor General Vicente García.
  • (1877)La creación del Cantón Independiente de Holguín con gobierno propio

Por último, el gobierno inicio las gestiones de paz sin contar con la aprobación de todo el ejército libertador.

División dentro del Ejército Libertador

El ejército libertador estaba compuesto por dirigentes y soldados sin experiencia militar, ni madurez política. Una medida acertada de Céspedes fue colocar jefes militares con experiencia (mayoría extranjeros, como los hermanos Cavada, los Marcano, Máximo Gómez, Modesto Díaz, Tomas Jordán, Carlos Roloff, etc.) en mandos militares y como asesores de los jefes cubano sin experiencia. Otras tendencias que afectaron la disciplina y el orden fueron el regionalismo (tropas identificadas con su localidad) y el caudillismo (tropas adictas a un jefe local), las cuales junto a las sediciones contra el gobierno, provocaron la paralización o fracaso de operaciones militares, como la campaña de las Villas y la invasión al occidente , donde no llegaron los refuerzos necesarios, y los generales Máximo Gómez y Antonio Maceo no eran aceptados por los villaclareños influenciados por una sociedad secreta llamada Unidad Republicana.

Dentro del ejército libertador se fomento el sentimiento de capitulación de jefes y oficiales que debilitaron aún más la moral y disciplina, y que aceptaron con facilidad el pacto del Zanjón.

Otras causas del fracaso de la guerra del 68 están relacionadas con la falta de recursos para continuar la guerra, la campaña pacificadora del capitán General Arsenio Martínez Campos y la oposición sistemática del Gobierno de EUA al ejército libertador, y su apoyo a España.

Other Languages