Partido Regionalista Independiente

Partido Regionalista Independiente
PRI Chile 2015.PNG
Presidente Alejandra Bravo Hidalgo[1]
Vicepresidente Raúl Herrera Herrera
Secretario/a general Eduardo Salas Cerda
Fundación 12 de mayo de 2006
Legalización 4 de julio de 2006
Eslogan Un nuevo centro social Cristiano para Chile y sus regiones
Ideología Regionalismo[2]
Reformismo moderado[2]
Semipresidencialismo[3]
Economía mixta[4]
Progresismo[5]
Socialcristianismo[6]
Posición Centro [7]
Partidos
creadores
ANI
PAR
Miembro de Chile Vamos
Sede Miraflores 113 Of. 33 Santiago, Chile
País Chile
Membresía 17 479 (2017)[8]
Senadores
0 / 38
Diputados
0 / 120
Consejeros regionales
3 / 278
Alcaldes
2 / 345
Concejales
44 / 2240
Sitio web pricentro.cl
[ editar datos en Wikidata]

El Partido Regionalista Independiente (PRI) es un partido político chileno de ideología centrista y regionalista, que en el momento de su fundación se planteó como alternativa a las coaliciones predominantes en el sistema electoral chileno. Fue creado el 4 de julio de 2006, tras la fusión de los partidos Alianza Nacional de los Independientes (ANI) y Partido de Acción Regionalista de Chile (PAR), movimientos antes agrupados en la Fuerza Regional Independiente.[10]

En febrero de 2014 el PRI fue declarado como disuelto por el Servicio Electoral tras no alcanzar el 5% mínimo de votos en las elecciones parlamentarias de 2013,[12]

Historia

Antecedentes (2002-2005)

Pese a haber trabajado durante casi una década, sólo en el año 2002 se hizo oficial, tras haber sido inscrita en el Servicio Electoral,[13]​ la Alianza Nacional de los Independientes (ANI), partido de carácter regionalista cuyo objetivo era instalar, en el sur y extremo austral de Chile, una vía alternativa al centralizado panorama político nacional. Con similar propósito, y en el año 2003, el alcalde de Iquique y ex miembro de la Concertación, Jorge Soria, funda otro partido independiente, cuyo ámbito de acción abarca el extremo norte del país, llamado Partido de Acción Regionalista de Chile (PAR).

Las primeras elecciones que ambos partidos enfrentaron, de forma independiente, fueron las municipales del año 2004. En esta elección, el PAR, que corrió como " Nueva Fuerza Regional" obtuvo sólo un alcalde electo, Jorge Soria en Iquique, y el ANI, que corrió como " Nueva Alternativa Independiente", también obtuvo un alcalde, Guillermo Vásquez en Lonquimay.

Ambos partidos decidieron aprovechar sus similitudes ideológicas, corriendo juntos en las elecciones parlamentarias de 2005 a través del pacto denominado " Fuerza Regional Independiente". Sólo obtuvieron una diputada, Marta Isasi del PAR, por el distrito nº2 ( Alto Hospicio, Camiña, Colchane, Huara, Iquique, Pica y Pozo Almonte). En cuanto a la elección presidencial del mismo año, el líder del PAR, Jorge Soria, respaldó públicamente al candidato de la Alianza por Chile, Sebastián Piñera, mientras que el ANI entregó su apoyo a la candidata de la Concertación, Michelle Bachelet, quien finalmente saldría electa como Presidenta de Chile.[14]

Nacimiento del PRI (2006-2007)

Primer logotipo del PRI.

Tanto el PAR como el ANI se vieron amenazados por el sistema electoral chileno, que exige a los partidos tener un porcentaje superior al 5% para permanecer activo y los partidos de regiones son excluidos por número a nivel nacional. Por ello, ambos partidos se reunieron en el Partido Regionalista de los Independientes (PRI), que fue fundado oficialmente el 4 de julio de 2006, ampliando su ámbito de acción a seis regiones, y con proyección al resto del país.

El 28 de julio de 2007, la única representante del partido -hasta ese entonces- en el Congreso Nacional de Chile, la diputada Marta Isasi, renunció a éste aduciendo desencuentros con la familia del alcalde de Iquique, en ese entonces prófugo de la justicia, Jorge Soria, y anunció que no se uniría a otra colectividad.[16]

El 20 de agosto de 2007, el PRI firmó el "Manifiesto del Movimiento Nacional y Popular", en donde se señaló:

Nuestro llamado es que las bases ejerzan el derecho a proponer y elegir a sus propios candidatos en todas y cada una de las instancias ciudadanas, para recuperar una democracia participativa, multicultural y regionalizada para todos los chilenos; a fin de que las mujeres y hombres de nuestra patria encuentren, permanentemente, una instancia donde expresarse, donde aportar y donde sus anhelos y esperanzas constituyan efectivamente el programa de trabajo de un gobierno auténticamente democrático. La inclusión y cohesión social, lejos de ser un problema, es la única solución para Chile y su pueblo.

Manifiesto del Movimiento Nacional y Popular[17]

En septiembre de 2007 salió a la luz pública la intención por parte de militares retirados de formar un nuevo partido político de carácter pinochetista, que tendría por nombre "Partido Militar Metropolitano". Este movimiento, que tendría como objetivo la Región Metropolitana de Santiago, fue sindicado por la prensa como un posible aliado del PRI,[19]

Llegada de los «colorines» (2008-2009)

Adolfo Zaldívar, fallecido en 2013, es considerado uno de los principales referentes del PRI.

El año 2007 el senador Adolfo Zaldívar, líder histórico de una tendencia interna del Partido Demócrata Cristiano fue expulsado por votar en contra de un acuerdo de partido en razón a una política de Gobierno. Junto con Zaldívar renuncian y se integran al partido cinco diputados, que fueron conocidos como los «colorines» —por el cabello rojo de Zaldívar— más una decena de dirigentes y centenares de afiliados. El PRI solidarizó con el senador y Zaldívar encabeza un movimiento político nacional que se integra al PRI e inicia un proceso de constitución del partido en todas las regiones del país, quedaban 9 regiones por inscribirse, entre ellas las que representan el 70% de los electores, incluyendo la región Metropolitana, Bio Bío y Valparaíso. Esta tarea la ejecutan cientos de militantes a lo largo del país dirigidos por Adolfo Zaldívar quien le encarga la secretaría Ejecutiva al dirigente Eduardo Salas Cerda.

El año 2008 el PRI anunció su intención de participar en las elecciones venideras en el país como alternativa a las dos coaliciones mayoritarias. Para ello, como ya se señaló, se inicia el proceso de recolección de firmas y afiliados para inscribir el partido en todo Chile. El, entonces diputado, Jaime Mulet, asumió la presidencia de los Regionalistas. Pese a que en un comienzo el ex presidente de la colectividad, Juan Carlos Moraga, se integró a la directiva, luego fue marginando desatando un conflicto entre «históricos» y «colorines», que finalizó con una nueva directiva, encabezada nuevamente por Mulet. Tras el control del PRI por los «colorines», el sector «histórico» del partido se alejó para formar el Movimiento Regionalista.

Para las elecciones municipales de 2008 se aglutinó al PRI junto al Partido Ecologista de Chile y el movimiento Chile Primero, en una lista llamada « Por un Chile Limpio», donde se presentaron 1429 candidatos en todo el país (de los que 639 pertenecían al PRI y 500 independientes PRI).[20]​ lo que posicionó al partido como un elemento relevante a nivel nacional en la política chilena, consolidándose como una opción a los conglomerados predominantes, la Concertación y la Alianza por Chile.

La directiva ampliada del PRI decidió el 10 de enero de 2009 proclamar a Adolfo Zaldívar como precandidato representante de la colectividad para la elección presidencial del 11 de diciembre de ese año. Zaldívar aceptó la propuesta al día siguiente.[22]

Para las elecciones parlamentarias de 2009, el PRI se unió al Movimiento Amplio Social y a Fuerza País en un nuevo pacto electoral denominado Chile Limpio. Vote Feliz. El PRI obtuvo tres diputados; Pedro Araya Guerrero, Luis Lemus Aracena y Alejandra Sepúlveda.

Gobierno de Piñera y segundo gobierno de Bachelet (2010-actualidad)

Emblema del PRI en 2012.
Emblema del PRI en 2013.
Ricardo Israel fue el primer y hasta ahora único candidato presidencial propio del PRI, que compitió en la elección de 2013.

En abril de 2010, Jaime Mulet fue expulsado del PRI, debido al apoyo que entregó a Eduardo Frei Ruiz-Tagle durante la segunda vuelta presidencial, realizada en 2010.[23]​ El 16 de junio de ese año, Adolfo Zaldívar fue nombrado embajador de Chile en Argentina por el gobierno de Sebastián Piñera. Zaldívar fallecería en el mes de febrero de 2013, mientras ejercía su cargo. Entre el año 2010 y 2012, los tres diputados electos por el partido renunciaron, dejando al PRI sin representación parlamentaria.

En las elecciones municipales de 2012,[24]​ obtuvo el 4,39% de los votos a nivel de concejales, eligiendo 96 cupos (sin contar a independientes que postularon con apoyo del partido), y ganó cinco alcaldías.

Para la elección presidencial de 2013, el PRI entregó su apoyo al candidato Ricardo Israel.[26]​ En la parlamentaria que se realizó en paralelo a la primera vuelta no consiguió la elección de ningún diputado, mientras que en la de elección de consejeros regionales pudo elegir a ocho integrantes de su lista.

El 26 de abril de 2014 el partido fue reinscrito ante el Servicio Electoral de Chile bajo el nombre Partido Regionalista Independiente[33]​ llamado Chile Vamos.