Parque nacional El Palmar

Parque nacional El Palmar
Categoría UICN II ( Parque nacional)
Argentina - Entre Ríos - Parque Nacional El Palmar (entrada).JPG
Situación
País Flag of Argentina.svg  Argentina
División Provincia de Entre Ríos
Subdivisión Departamento Colón
Ecorregión Espinal
Coordenadas 31°51′11″S 58°19′21″O / -31.85305556, 31°51′11″S 58°19′21″O / -58.3225
Datos generales
Administración Administración de Parques Nacionales
Grado de protección Parque nacional
Fecha de creación 28 de enero de 1966 (publicación en el Boletín Oficial de la ley N.° 16802), constituido en 1973
Legislación Ley N.° 16 802
Superficie 8500 ha
Sitio web
[ editar datos en Wikidata]
El parque nacional El Palmar en Entre Ríos.
Carpinchos, una de las especies protegidas por el Parque Nacional.

El parque nacional El Palmar fue creado con el objetivo de preservar un sector representativo de palmares de la variedad yatay. Está localizado en el centro-este de la provincia de Entre Ríos en Argentina, sobre la orilla derecha del río Uruguay. Se halla en el departamento Colón, por lo que es conocido también como "El Palmar Grande de Colón" o "El Palmar de Colón" (se trata de uno de los palmares naturales más australes del planeta).

Características generales

Con una extensión total de 8500 hectareas, el área protegida se caracteriza por ser representativa de la ecorregión del espinal, a la cual se suman algunas especies típicas del pastizal pampeano y de la selva paranaense.

Las palmeras yatay se distribuían originalmente no sólo en esta región, sino también en sectores de las provincias de Santa Fe, Corrientes y Chaco. Su población se vio disminuida notablemente debido a la instalación de cultivos y al pastoreo excesivo. Por su cercanía con los principales centros urbanos del país, este parque es uno de los más visitados y conocidos de la República Argentina. Lo llamativo de su paisaje poblado de palmeras, los bosques en galería que pueblan las márgenes de los ríos, el río Uruguay y la abundancia de su fauna silvestre constituyen los principales atractivos. Asimismo, ofrece comodidades y servicios para el visitante: caminos, camping, proveeduría, centro de informes, folletería y una playa sobre el río Uruguay.


Posee distintos ambientes característicos del Espinal. El pastizal, por ejemplo, que se encuentra íntimamente ligado con los palmares, formando un ecosistema único (palmar-pastizal), que brinda alimento y refugio a innumerables especies de animales: extraordinaria cantidad de insectos; reptiles, como la yarará, varias especies de culebras, pequeños roedores, el gato montés y aves típicas de estos ambientes, como el carpintero blanco y el real. Siguiendo las ondulaciones del terreno los bosques de yatay se van raleando hacia las zonas bajas, para dejar paso a dilatadas sabanas, salpicadas por espinillos, talas y ñandubayes por donde transitan ñandúes, hurones, zorrinos, entre otros. Los pastizales que ocupan las suaves pendientes, se confunden con los pajonales de los terrenos más bajos e inundables, formando ambientes acuáticos de increíble riqueza faunística, que albergan batracios y aves como el chiflón, el pecho amarillo y el ipacaá entre otros. Existen también tortugas pintadas. En las cercanías del camping hay una formación densa y baja, el Monte Xerófilo, en el que crecen el molles, espinillos y ñandubayes, junto a numerosos arbustos, adornados por enredaderas como la pasionaria o mburucuyá. Aquí es común observar a los zorros de monte. Dentro del camping se encuentran señalizadas las numerosas vizcacheras, en las que habita una gran población de este roedor de hábitos nocturnos. Las costas bajas del río Uruguay están tapizadas por una profusa vegetación, aunque en algunos sectores existen pronunciadas barrancas de hasta 15 metros de altura. Esta formación húmeda, que es una prolongación empobrecida de la selva misionera, se la denomina Selva en Galería y contiene una gran diversidad de especies vegetales. Abundan las enredaderas, lianas y epífitas (como el clavel del aire y barba de viejo, entre otras), las cuales se encuentran asociadas a distintas especies arbóreas como el arrayán del norte y el laurel. El arañero de cara negra y el pitiayumí son las aves más características que encuentran refugio en esta formación boscosa. Un ambiente similar bordea los distintos arroyos que surcan el parque, siendo los más importantes el Palmar y Los Loros. Estos cursos de agua son los ambientes predilectos del roedor más grande del mundo: el carpincho y de otros mamíferos como el lobito de río, el coipo o mal llamado nutria, junto a aves acuáticas como el biguá y los martín pescadores.

Dentro del parque se hallan las ruinas de la Calera de Barquín.

Other Languages