Parcas

En la mitología romana, las Parcas (en latín Parcae) eran las personificaciones del Fatum o destino. Sus equivalentes griegas eran las Moiras y las Nornas en la Mitología nórdica de los pueblos germanos septentrionales. Controlaban el metafórico hilo de la vida de cada mortal e inmortal desde el nacimiento hasta la muerte. Incluso los dioses temían a las Parcas: el propio Júpiter estaba sujeto a su poder. [1] Las parcas son las diosas del destino. Son tres hermanas hilanderas que personifican el nacimiento, la vida y la muerte. Escribían el destino de los hombres en las paredes de un enorme muro de bronce y nadie podía borrar lo que ellas escribían. Se llamaban Nona, Décima y Morta. En griego se llamaban: Cloto, Láquesis y Átropos. En la mitología nórdica eran conocidas como Urðr (o Urd, "lo que ha ocurrido", el destino), Verðandi (o Verdandi, "lo que ocurre ahora") y Skuld ("lo que debería suceder, o es necesario que ocurra"). Las tres se dedicaban a hilar; luego cortaban el hilo que medía la longitud de la vida con una tijera y ese corte fijaba el momento de la muerte. Ellas hilaban lana blanca y entremezclaban hilos de oro e hilos de lana negra. Los hilos de oro significaban los momentos dichosos en la vida de las personas y la lana negra, los periodos tristes.

Véase también

Other Languages
azərbaycanca: Parkalar
български: Парки
català: Parques
Deutsch: Parzen
English: Parcae
eesti: Parkad
français: Parques
magyar: Párkák
italiano: Parche
日本語: パルカ
한국어: 파르카이
Latina: Parcae
Nederlands: Parcen
polski: Parki
português: Parcas
русский: Парки
srpskohrvatski / српскохрватски: Parke
Simple English: Parcae
српски / srpski: Парке
svenska: Parcer
українська: Парки
walon: Parkes
中文: 帕耳开