P. G. Wodehouse

P. G. Wodehouse
PGWodehouse.jpg
Información personal
Nacimiento 15 de octubre de 1881 Ver y modificar los datos en Wikidata
Guildford, Reino Unido Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 14 de febrero de 1975 Ver y modificar los datos en Wikidata (93 años)
Southampton, Estados Unidos Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Británica y estadounidense (desde 1955) Ver y modificar los datos en Wikidata
Educación
Alma máter
Información profesional
Ocupación Escritor, novelista, guionista, escritor de ciencia ficción, letrista y compositor de canciones Ver y modificar los datos en Wikidata
Género Comedia Ver y modificar los datos en Wikidata
Distinciones
  • Caballero comendador de la Orden del Imperio británico Ver y modificar los datos en Wikidata
[ editar datos en Wikidata]

Pelham Grenville Wodehouse ( Guildford, 15 de octubre de 1881- Southampton, Nueva York, 14 de febrero de 1975) fue un escritor humorístico británico que gozó de un extraordinario éxito en vida y sigue siendo leído. Reconocido por la calidad literaria de sus obras, y doctor honoris causa por la Universidad de Oxford, entre sus admiradores se cuentan Hilaire Belloc, Evelyn Waugh, George Orwell, W. H. Auden, Aldous Huxley, Lionel Trilling, Herbert Henry Asquith y Wittgenstein,[1] entre otros.

Biografía

Era hijo de Eleanor Wodehouse (nacida Deane) y de Henry Ernest Wodehouse ( 1845- 1929), que fue juez británico en Hong Kong. Los Wodehouse llevaban asentados en Norfolk durante muchos siglos. Su bisabuelo, el reverendo Philip Wodehouse, fue el segundo hijo del parlamentario Armine Wodehouse, 5º baronet (de Wilberhall), hijo póstumo de John Wodehouse, 1º Baron Wodehouse, ancestro de los condes de Kimberley. Su padrino fue Pelham von Donop, por el que se le puso su nombre.

Vivió hasta los tres años en Hong Kong,[ cita requerida] donde su padre era juez del gobierno británico. De regreso a Londres y habiendo cursado estudios en el Dulwich College, su primer artículo retribuido fue "Aspects of Game Captaincy". Pese a que su padre no aprobaba sus inclinaciones literarias, continuó su carrera en 1903 publicando una serie de historias escolares que fueron recogidas en The Captain, una revista para chicos, donde aparece ya por primera vez Psmith, uno de sus personajes más importantes. En 1901, colabora por primera vez con The Globe y el año siguiente Punch publica un artículo suyo.[2]

Gran deportista, representó al Dulwich College en boxeo y ganó la distinción Azul en críquet y en rugby, deportes que, junto al golf, figuran directa o indirectamente en muchos de sus relatos. En 1905, debutó, junto con Arthur Conan Doyle, en el Authors Cricket Club, equipo de críquet formado por autores británicos que más tarde desaparecieron a causa del estallido de la Primera Guerra Mundial.[3]

Nueva York

Aunque ya había visitado Nueva York en 1904, es en 1909, durante otra visita, que Wodehouse vendió «dos cuentos cortos a las revistas Cosmopolitan y Collier's por una suma total de 500 dólares –mucho más de lo que jamás había ganado», por lo que dimitió de su puesto en The Globe para quedarse en Nueva York. En 1914, se casó con Ethel Newton, una viuda que había conocido en Nueva York dos meses antes y cuya hija, Leonora, fue adoptada por él. El año siguiente es contratado como crítico de teatro de la revista desaparecida Vanity Fair.[2]

Ya por entonces sus primeras novelas A Prefect's Uncle (1903) y Mike (1909) habían tenido cierto éxito. Desde 1909 Wodehouse vivió entre París y Estados Unidos; su reputación como novelista de humor quedó asentada con su obra Psmith in the City ( 1910), primera de una serie de novelas con este personaje como protagonista. Mantuvo su enorme popularidad a través de unas 100 novelas protagonizadas por sus curiosos y muy británicos personajes (Psmith, lord Emsworth, Wooster, Jeeves, Mulliner, Ukridge, entre otros), casi siempre hombres jóvenes ociosos desorientados por las absurdas y cómicas situaciones en que su maquiavélico autor les envuelve. En 1919 empieza la que será su serie de novelas y relatos más famosa, con My Man Jeeves; este personaje, Jeeves, un ayuda de cámara sagaz que saca siempre de aprietos a su señor, había aparecido ya, al igual que su joven y atolondrado amo, Bertie Wooster, en un relato corto dentro de la recopilación titulada The Man with Two Left Feet ("El hombre con dos pies izquierdos") de 1917. De toda la serie, se puede destacar Muy bien, Jeeves de ( 1930).

Wodehouse fue asimismo autor, como letrista, de numerosas comedias musicales, junto a Cole Porter, Irving Berlin y George Gershwin, entre las que se pueden destacar O, Kay ( 1926) y Rosalie ( 1928), que se representaron fundamentalmente en los Estados Unidos, país en el que llevó a cabo gran parte de su producción.

Francia y la Segunda Guerra Mundial

En 1934, ya con gran éxito como escritor, y para evitar la doble imposición sobre sus ingresos, Wodehouse se traslada a vivir en Francia. Con el estallido de la Segunda Guerra Mundial en 1939, en lugar de regresar al Reino Unido decidió permanecer en su casa en la costa de Le Touquet. En el verano de ese año, Wodehouse había ido a Oxford para ser nombrado doctor honoris causa y poco después de su regreso a Le Touquet[1] las autoridades alemanas le internaron, con casi sesenta años, como «extranjero enemigo», primero en Bélgica, luego en la Alta Silesia (ahora Toszek en Polonia).

Mientras Wodehouse estuvo internado, murió su hijastra Leonora. Liberado al cabo de un año, poco antes de cumplir los sesenta años, Wodehouse se alojó en el famoso Hotel Adlon de Berlín y se le propuso realizar una serie de cinco trasmisiones radiofónicas para sus aficionados en los Estados Unidos. Pensando que sería una buena oportunidad de demostrar que, a pesar de haber sido prisionero de guerra, había sabido mantener la moral alta («keep a stiff upper lip»).[4]

El gobierno británico, a pesar de tener un informe redactado por un alto cargo del MI5 que le exoneraba de traición, informe que no fue publicado hasta después de su muerte, le denunció como un colaboracionista nazi, y los medios de comunicación continuaron acusándole de traidor durante mucho tiempo.[1]

Wodehouse, disgustado por el trato recibido por su país, nunca volvió al Reino Unido, y en 1955 obtuvo la nacionalidad estadounidense.

Other Languages