Orden 66

La orden 66 es el nombre de la resolución del universo de ficción Star Wars dictada por el Canciller Palpatine casi al final de la Guerras Clon, y antes de nombrarse el Emperador del Imperio Galáctico, en el tercer episodio de la saga.


El Canciller expuso ante el Senado Galáctico que los Jedi habían iniciado una revuelta, para hacerse él mismo con el poder. Gracias a ello obtuvo el respaldo de dicha institución y dio la orden de eliminar a todos y cada uno de los Jedi, puesto que eran considerados enemigos de la República Galáctica. Por ello, todos los soldados clon, que estaban creados genéticamente para obedecer sin cuestionamiento alguno las órdenes del supremo líder de la República, eliminaron a los Jedi que los dirigían.

Entre los Jedi más conocidos que fueron asesinados por la orden 66 hallamos a: Aayla Secura, Barriss Offee, Ki-Adi-Mundi, Plo Koon & Stass Allie. En total se calcula que unos 5.000 Jedi cayeron en combate.

Este se puede explicar como que el Canciller Supremo Palpatine planeaba destruir a la Orden Jedi, y para ello convencio a los representantes de los planetas de ejecutar la Orden 66 para tornar a la galaxia hacia el Lado Oscuro de la Fuerza.

Desde un punto de vista realista se puede ver como una persona con un gran poder de convencimiento convence a otras de hacer un genocidio para cumplir sus propias metas y tomar el poder que los otros poseían.

Texto de la Orden 66

"En caso de que los oficiales Jedi actúen en contra de los intereses de la República, y después de haber recibido órdenes específicas verificadas del Comandante Supremo (Canciller Supremo), los comandantes clones eliminarán a estos oficiales a partir de fuerza letal, y éstos, luego, se dirigirán al Comandante Supremo hasta que una nueva estructura de mando sea establecida."

Other Languages
беларуская (тарашкевіца)‎: Загад 66
日本語: オーダー66
Nederlands: Bevel 66
norsk bokmål: Ordre 66
português: Ordem 66
română: Ordinul 66
svenska: Order 66
Türkçe: Emir 66