Ofensiva del Levante

Ofensiva del Levante
Guerra Civil Española
Bombardeo sobre la estación del Norte en Valencia.jpg
Bombardeo sobre la estación del Norte y el barrio de Ruzafa en Valencia. Durante la campaña de levante los bombardeos contra Valencia aumentaron considerablemente.
Fecha23 de abril - 25 de julio de 1938
LugarProvincias de Castellón, Teruel y Valencia (España)
ResultadoVictoria defensiva republicana
ConsecuenciasLa provincia de Castellón es ocupada por el Ejército franquista, aunque su plan de operaciones fracasa.
Beligerantes
Flag of Spain (1931–1939).svg República EspañolaFlag of Spain (1938–1945).svg España Franquista
Bandera de Alemania Alemania Nazi
Flag of Italy (1861–1946).svg Reino de Italia
Comandantes
Flag of Spain (1931–1939).svg Leopoldo Menéndez
Flag of Spain (1931–1939).svg Manuel Matallana
Flag of Spain (1931–1939).svg Francisco Ciutat
Flag of Spain (1931–1939).svg Gustavo Durán
Flag of Spain (1931–1939).svg Carlos Romero
Flag of Spain (1931–1939).svg Ernesto Güemes
Flag of Spain (1931–1939).svg Joaquín Vidal
Flag of Spain (1931–1939).svg Juan Ibarrola Orueta
Flag of Spain (1938–1945).svg Francisco Franco
Flag of Spain (1938–1945).svg José Enrique Varela
Flag of Spain (1938–1945).svg José Solchaga
Flag of Spain (1938–1945).svg Antonio Aranda
Flag of Spain (1938–1945).svg Rafael García Valiño
Flag of Italy (1861–1946).svg Mario Berti
Fuerzas en combate
Ejército del Levante
• 125.000 hombres[1]
Fuerzas franquistas
• 125.000 hombres[2]
Bajas
5.000 muertos y heridos20.000 muertos, heridos y prisioneros

La Ofensiva del Levante, a veces también conocida como Campaña del Levante, fue una ofensiva lanzada por el Ejército franquista con el objetivo de capturar Valencia y la región levantina.

Valencia había sido hasta entonces la capital de la República y constituía uno de los principales puertos de la España republicana, además del gran número de instalaciones que poseía y ser una de las principales ciudades españolas durante los años 30. Aunque la ofensiva franquista logró conquistar casi toda la provincia de Castellón, sus tropas se vieron detenidas a las puertas de Sagunto por la cadena de fortificaciones de la Línea XYZ. Con el comienzo de la Batalla del Ebro las operaciones en Levante se vieron detenidas hasta el final de la contienda.

Antecedentes

La Ofensiva de Aragón de marzo y abril de 1938 había terminado con una completa victoria del bando rebelde, especialmente con la conquista esta región y tras la llegada de las tropas franquistas al Mar Mediterráneo. Esto provocó que la zona controlada por la República quedase cortada definitivamente en dos y dejando a Cataluña aislada del resto de territorio bajo control republicano. El camino a Barcelona quedaba abierto a sin apenas obstáculos o defensas.[5]​ La decisión fue muy criticada entonces por muchos militares, ya que veían un error abandonar el avance la prácticamente indefensa Barcelona y dirigirse a Valencia a través del montañoso Maestrazgo. De hecho, Franco todavía no deseaba finalizar la guerra de aniquilación contra los Republicanos, dado que esperaba poder eliminar toda oposición. En este sentido, Dionisio Ridruejo dijo:

"...Una guerra larga significa la victoria total. Franco eligió la opción más cruel que, en su punto de vista, también era la más efectiva."[4]

El 23 de abril se ordenó al Cuerpo de Ejército de Castilla mandado por José Enrique Varela y el Cuerpo de Ejército de Galicia de Antonio Aranda iniciar el avance hacia el sur.[4]

Other Languages