OTAN

Organización del Tratado del Atlántico Norte
North Atlantic Treaty Organization
Organisation du Traité de l'Atlantique Nord
Flag of NATO.svg
Bandera
Insignia de las OTAN
Insignia
Lema: «Animus in consulendo liber»[1]
(en latín: «Espíritu libre para decidir»)
 
Estados miembros de la OTAN

Estados miembros de la OTAN
 
SedeBruselas, Bélgica
Idiomas oficialesInglés y francés[2]
TipoAlianza militar
Jens Stoltenberg
Fundación4 de abril de 1949
Miembros
Sitio webwww.nato.int

La Organización del Tratado del Atlántico Norte u OTAN (en inglés: North Atlantic Treaty Organization o NATO; en francés: Organisation du Traité de l'Atlantique Nord u OTAN), también denominada Alianza del Atlántico, Alianza del Atlántico Norte o Alianza Atlántica,[4]

En sus primeros años, la OTAN no era mucho más que una asociación política. Sin embargo, la guerra de Corea hizo que se planteara una coalición permanente, y desde entonces se creó una nueva estructura militar bajo la dirección de los comandantes de Estados Unidos. El curso de la Guerra Fría llevó a las naciones rivales a crear el Pacto de Varsovia, que se formó en 1955. Siempre se han manifestado dudas sobre la alianza europeo-norteamericana ante una invasión soviética, desacuerdos que se plasmaron con la creación por parte de Francia de la fuerza de choque nuclear, y finalmente con su retirada del comando integrado de la alianza en 1966.

Después de la caída del Muro de Berlín en 1989, la organización intervino dentro de la guerra de Yugoslavia, lo que se convirtió en la primera intervención conjunta de la OTAN, y también después en 1999. Políticamente la organización ha ido mejorando sus relaciones con los antiguos miembros del bloque del Este, que culminaron al incorporarse varios miembros del Pacto de Varsovia entre 1999 y 2004. En septiembre de 2001 ha sido la única ocasión en que un país miembro, Estados Unidos, ha invocado el artículo 5 del tratado[6]​ la cuarta ha sido invocada por Polonia durante la crisis de Crimea de 2014, debido a la movilización de tropas rusas en la frontera polaca con Kaliningrado y las maniobras rusas en el mar Báltico.

Historia

Origen de la OTAN

En 1949, en plena Posguerra de la Segunda Guerra Mundial, en Occidente se veía con preocupación la política expansionista que estaba siguiendo la Unión Soviética. Era evidente que la Organización de las Naciones Unidas no podría ser capaz por sí sola de mantener la estabilidad en el mundo, ya que las propuestas de Estados Unidos en el Consejo de Seguridad eran rechazadas por los numerosos vetos soviéticos. La aparición de gobiernos comunistas en Europa Central y Oriental por influencia soviética aumentaban la presión en Europa Occidental. Entre 1947 y 1949, una serie de sucesos, más dramáticos por el hecho de la reciente marcha de las tropas estadounidenses y canadienses que aún se encontraban en Europa desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, marcaron el punto más alto en la tensión que se estaba experimentando. Estos sucesos fueron amenazas a la soberanía de Noruega, Grecia, Turquía y Checoslovaquia, entre otros, donde el golpe de Praga de febrero de 1948, fue interpretado como un ataque directo a los intereses europeos. Además, el bloqueo de Berlín, entre junio de 1948 y mayo de 1949, empeoró la situación para los países antes mencionados.[7]

La necesidad de una asociación de países cada vez era más manifiesta, de forma que en marzo de 1948, Francia, Bélgica, Países Bajos, Luxemburgo y el Reino Unido firmaron el Tratado de Bruselas, con el que creaban una alianza militar, la Unión Europea Occidental.

Firma del Tratado de Washington por el presidente de Estados Unidos, Harry Truman, el 4 de abril de 1949.

Ante la creciente expansión socialista, se decidió crear una alianza defensiva más amplia que la Unión Europea Occidental, por lo que se llevaron a cabo negociaciones entre Estados Unidos, Canadá y los países de la Unión Europea Occidental, a las que se decidió invitar a Dinamarca, Islandia, Italia, Noruega y Portugal. Las negociaciones giraron en torno a la creación de una alianza militar que tuviese una base en el artículo 51 de la Carta de las Naciones Unidas, y tuvieron como resultado la firma del Tratado de Washington, el 4 de abril de 1949, por la que se establecían las bases de la creación de la Organización del Tratado del Atlántico Norte.

Una de las dificultades surgidas durante las negociaciones estuvo relacionada con la integración de Estados Unidos en la organización. Los países europeos, devastados después de la guerra, estaban interesados en aliarse con Estados Unidos para así asegurarse una defensa eficaz, pero en Estados Unidos no se compartía este deseo. Sin embargo, el golpe de Praga y el bloqueo de Berlín hicieron aumentar la reivindicación por parte de los europeos, especialmente de Francia, de la creación de una alianza militar con Estados Unidos. En secreto, en Reino Unido se firmó un acuerdo, llamado Pentagon Paper,[cita requerida] con el que se establecía un esbozo de como debía ser una alianza en el Atlántico Norte.

El último elemento a tener en cuenta en el proceso de integración de Estados Unidos pasó por la necesidad de sortear la dificultad que suponía la prohibición por parte de la Constitución de los Estados Unidos de aliarse militarmente en tiempos de paz. El senador Vandenberg promovió la votación en el Senado de los Estados Unidos de la Resolución 239, que el 11 de junio de 1948 dio luz verde a la unión de Estados Unidos a la Alianza Atlántica. Bajo petición del Senado de Estados Unidos, se hizo constar en el tratado de constitución de la alianza (artículo 5) que las medidas a tomar en caso de agresión a algún país miembro fuesen resultado de la libre elección de cada país. El Senado quería mantener así el poder de decisión del Congreso de los Estados Unidos en materia militar.

Guerra Fría

Alianzas militares en Europa durante la Guerra Fría (1945-1990).

Teóricamente destinada a ser una garantía de seguridad de los estados de Europa Occidental ante la Unión Soviética y sus aliados. Como le era propio a la coyuntura de la Guerra Fría las fuerzas de la OTAN actuaron solo como fuerza disuasoria.

Después de la constitución de la OTAN, nuevos países se fueron adhiriendo a ella. En 1952 se unieron los dos primeros: el Reino de Grecia y Turquía.

Conferencia de la OTAN en París en mayo de 1955.

En 1954, la Unión Soviética propuso su unión a la OTAN, con el objetivo de mantener la paz en Europa,[9]​ por el ministro de Asuntos Exteriores de Noruega, Halvard Lange— tuvo como consecuencia inmediata la creación del Pacto de Varsovia, firmado el 14 de mayo de 1955 por la Unión Soviética y sus aliados. Este pacto se considera la respuesta formal a la OTAN, poniendo de manifiesto los dos bandos opuestos de la Guerra Fría.

La unidad de la OTAN fue puesta en evidencia ya desde sus principios. En 1958, el presidente francés Charles de Gaulle protestó por el papel hegemónico que tenían los Estados Unidos en la Organización y por lo que, a entendimiento del presidente, era una relación especial entre Estados Unidos y Reino Unido. En un memorándum enviado al presidente estadounidense Eisenhower y al primer ministro británico Macmillan el 17 de septiembre de 1958, De Gaulle argumentaba a favor de la creación de una dirección tripartida, que pusiese a Francia en igualdad de condiciones con Estados Unidos y Reino Unido, abogando también por la expansión de la OTAN en las áreas geográficas de interés para Francia, como Argelia, donde Francia intentaba eliminar a las fuerzas insurgentes y necesitaba la ayuda de la OTAN.

De Gaulle consideró las respuestas dadas como insatisfactorias, así que decidió construir una defensa independiente para su país. El 11 de marzo de 1959, Francia retiró su flota en el Mediterráneo del comando de la OTAN; tres meses después, en junio de 1959, De Gaulle prohibió la entrada de armas nucleares extranjeras en territorio francés. Esto provocó que Estados Unidos transfiriera doscientos aviones a Francia y devolviera el control, entre 1950 y 1967, de las diez mayores bases aéreas que habían operado en Francia. La última base devuelta fue la de Toul-Rosières, base de la 26ª Ala de Reconocimiento, que fue trasladada a la base aérea de Ramstein, en Alemania Occidental.

Mientras tanto, Francia había iniciado independientemente su propio programa nuclear, llamado Force de frappe. Francia probó su primer arma nuclear, Gerboise Bleue, el 13 de febrero de 1960 en el desierto del Sahara.

Aunque Francia mostró solidaridad respecto al resto de la OTAN durante la crisis de los misiles en Cuba en 1962, De Gaulle continuó con su propósito de constituir una defensa independiente retirando del comando la flota francesa del Atlántico y del canal de la Mancha. En 1966, las Fuerzas armadas francesas fueron retiradas del comando integrado de la OTAN, y se ordenó que todas las tropas no francesas abandonasen el territorio galo. Todo ello también provocó que el 16 de octubre de 1967 se trasladase el Cuartel General Supremo de las Potencias Aliadas en Europa (SHAPE) de Rocquencourt, cerca de París, a Casteau, al norte de Mons, en Bélgica. Francia continuó siendo miembro de la alianza, y siguió ayudando a la defensa de Europa ante un posible ataque soviético con sus tropas estacionadas en Alemania Occidental.

El 30 de mayo de 1982 España firmó el Tratado de Washington, convirtiéndose en el miembro número dieciséis de la Alianza Atlántica. Sin embargo, tras las elecciones generales de 1982 se produce una suspensión de la integración española en la organización, celebrándose el 12 de marzo de 1986 un referéndum sobre la permanencia de España en la OTAN que, con un 52,54% de los votos, se mostró a favor de permanecer en la alianza pero sin participar en su estructura militar integrada.[10]

Desintegración del bloque del Este

Un F-15 estadounidense de la Base Aérea de Aviano en Italia durante el ataque aéreo de la OTAN contra Yugoslavia de 1999.

Después de las revoluciones de 1989 y la disolución de la Unión Soviética en 1991, el Pacto de Varsovia también quedó disuelto. La OTAN reformuló sus objetivos y actividades hasta apropiarse de la seguridad de todo el hemisferio norte.

En este marco, se desarrolló la primera operación de ataque por parte de la OTAN de su historia, la incursión en 1995 en la República de Bosnia y Herzegovina contra las fuerzas serbias en lo que se conoció como la Operación Fuerza Deliberada. En 1999 se llevó a cabo la Operación Fuerza Aliada, el ataque aéreo contra la República Federal de Yugoslavia, destinada a parar la limpieza étnica en Kosovo, donde se estaban realizando una gran cantidad de crímenes contra la población civil.[11]

En 1996, con la autorización del Congreso de los Diputados, España comenzó a negociar su ingreso en la nueva estructura de mandos de la OTAN, aspirando a la «plena participación» en la estructura militar integrada, entonces en periodo de reforma. España culminaría su incorporación en la estructura militar integrada el 1 de enero de 1999.[10]

La República Checa, Hungría y Polonia, antiguos miembros del Pacto de Varsovia, se unieron a la Alianza Atlántica el 12 de marzo de 1999.[12]

Después del 11-S

Tras los atentados del 11 de septiembre de 2001 se lleva a cabo la Operación Libertad Duradera, la invasión de Afganistán por parte de Estados Unidos. La OTAN activó por primera vez el mecanismo de defensa mutua que prevé el artículo 5 del Tratado de Washington para apoyar los ataques de Estados Unidos a Afganistán.[13]

Logo del ISAF. Escrito en pastún se lee: کمک و همکاری (Komak wa Hamkari), que significa «Ayuda y Cooperación».

En Afganistán, desde el 11 de agosto de 2003, la OTAN lideró una misión encargada por la ONU llamada Fuerza Internacional de Asistencia para la Seguridad (ISAF). El objetivo principal de la ISAF era ayudar al gobierno afgano a proporcionar una seguridad efectiva en todo el país y a desarrollar unas fuerzas de seguridad propias. Originalmente fue desplegada para proporcionar seguridad entorno a Kabul, a medida que la presencia de la ISAF se fue expandiendo para cubrir todo el país sus tropas participaron en la lucha contra la insurgencia al tiempo que intentaban ayudar a la reconstrucción del país.[14]

En Irak, la OTAN simplemente se ha limitado a entrenar a las fuerzas de seguridad de este país. Las negativas de numerosos países europeos a que la OTAN actuara en el conflicto iraquí, encabezados por Alemania, disuadió a este organismo de involucrarse directamente en una guerra iniciada por Estados Unidos y Reino Unido.

El 29 de marzo de 2004 Bulgaria, Eslovaquia, Eslovenia, Rumania y las ex repúblicas soviéticas Estonia, Letonia y Lituania firmaron el Tratado de Washington.[15]

En febrero de 2005 Gerhard Schröder propone crear una comisión para reformar la OTAN ante el peso creciente de la Unión Europea. El canciller alemán considera necesario reestructurar la Alianza Atlántica, dado que hoy los desafíos estratégicos están fuera de su ámbito defensivo y no requieren en primera línea una respuesta militar, «últimamente ha habido malentendidos, malestares, desconfianza y hasta tensiones», indicó el canciller, como quedó reflejado tras la invasión de Irak de 2003 que dejó de manifiesto cuán profundas pueden ser las discrepancias y cuán poco preparada está la OTAN para reaccionar a tales dificultades.[cita requerida]

En septiembre de 2006, la OTAN puso en marcha la Operación Medusa sobre el sur de Afganistán, con el objetivo de acabar con los reductos talibán en Panjwai y Zhari, en Kandahar, donde los insurgentes poseían una fuerte presencia. Se estima que en la operación fallecieron unos quinientos talibanes.[16]

En 2008 la OTAN solicitó a Colombia tropas del Ejército colombiano y expertos en antiminas y antinarcóticos para participar en la labor que se desarrollaba en la región afgana bajo la jurisdicción del Ejército español, debido a su gran experiencia en estos temas, mayor a la del resto de países que conformaban la OTAN.[18]​ El caso de Colombia resulta particular por no pertenecer geográficamente a la región del Atlántico Norte y, al mismo tiempo, no ser una nación perteneciente a la OTAN.

Croacia y Albania se adhirieron a la Alianza Atlántica el 1 de abril de 2009.[19]

El presidente Nicolas Sarkozy reintegró a Francia en el comando integrado coincidiendo con la cumbre del 60.º aniversario de la Alianza del 3 y 4 de abril de 2009, que se celebró entre Estrasburgo y Kehl, en la frontera franco-alemana.

El 31 de diciembre de 2014 la Alianza Atlántica puso fin a la misión de la ISAF. Desde 2015 la OTAN lleva a cabo en Afganistán la misión Apoyo Resuelto, con una presencia militar más reducida, para entrenar, asesorar y ayudar a las fuerzas afganas.[20]

En 5 de junio de 2017 se adhirió Montenegro, convirtiéndose en el vigésimo noveno miembro de la Alianza.[21]

Other Languages
Afrikaans: NAVO
Alemannisch: NATO
አማርኛ: ኔቶ
aragonés: OTAN
অসমীয়া: নাটো
azərbaycanca: NATO
تۆرکجه: ناتو
башҡортса: НАТО
Boarisch: NATO
žemaitėška: NATO
беларуская: НАТА
беларуская (тарашкевіца)‎: Арганізацыя Паўночнаатлянтычнай дамовы
български: НАТО
বাংলা: ন্যাটো
bosanski: NATO
буряад: НАТО
کوردی: ناتۆ
Чӑвашла: NATO
Cymraeg: NATO
dansk: NATO
Deutsch: NATO
Zazaki: NATO
Ελληνικά: ΝΑΤΟ
English: NATO
Esperanto: NATO
eesti: NATO
estremeñu: OTAN
فارسی: ناتو
suomi: Nato
Võro: NATO
føroyskt: NATO
galego: OTAN
עברית: נאט"ו
हिन्दी: नाटो
Fiji Hindi: NATO
hrvatski: NATO
հայերեն: ՆԱՏՕ
interlingua: OTAN
Interlingue: NATO
Patois: NATO
Basa Jawa: NATO
Kabɩyɛ: OTAN ŋgbɛyɛ
kalaallisut: Nato
ಕನ್ನಡ: ನ್ಯಾಟೋ
kurdî: NATO
Кыргызча: НАТО
lietuvių: NATO
latviešu: NATO
мокшень: ПАСО
македонски: НАТО
മലയാളം: നാറ്റോ
монгол: НАТО
मराठी: नाटो
مازِرونی: ناتو
Napulitano: NATO
नेपाल भाषा: नेटो
norsk nynorsk: NATO
norsk: NATO
Novial: NATO
ਪੰਜਾਬੀ: ਨਾਟੋ
Pälzisch: NATO
polski: NATO
Piemontèis: NATO
پنجابی: نیٹو
پښتو: ناټو
rumantsch: NATO
русский: НАТО
русиньскый: НАТО
ᱥᱟᱱᱛᱟᱲᱤ: ᱱᱮᱴᱳ
sicilianu: NATO
Scots: NATO
davvisámegiella: NATO
srpskohrvatski / српскохрватски: NATO
Simple English: NATO
slovenščina: NATO
shqip: NATO
српски / srpski: НАТО
Seeltersk: NATO
svenska: Nato
Kiswahili: NATO
тоҷикӣ: НАТО
ไทย: เนโท
Türkçe: NATO
українська: НАТО
اردو: نیٹو
oʻzbekcha/ўзбекча: NATO
vèneto: NATO
Tiếng Việt: NATO
Volapük: NBNL
ייִדיש: נאט"א
Yorùbá: NATO
Bân-lâm-gú: NATO