Nueva Holanda

Nueva Holanda en uno de los globos de Coronelli.

Nueva Holanda fue un nombre histórico que recibió la isla-continente de Australia.

Historia

Mapa de parte de Nueva Holanda, confeccionado por William Dampier en 1699

El nombre fue aplicado a Australia por primera vez en 1644 por el navegante neerlandés Abel Tasman, y permaneció en uso durante más de 150 años. Después de la fundación de un asentamiento en Nueva Gales del Sur en 1788, el topónimo «Nueva Holanda» fue usado sobre todo para referirse solo a la parte del continente australiano que no había sido anexionada a Nueva Gales del Sur. Así, se usaba para denominar a la región que hoy es Australia Occidental.

A comienzos del siglo XIX, Matthew Flinders recomendó emplear el nombre «Australia» en lugar de «Nueva Holanda», pero el cambio de nombre no sería oficial hasta 1824.[1]

Other Languages