Norma X.25

X.25 es un estándar ITU-T para redes de área amplia de conmutación de paquetes. Su protocolo de enlace, LAPB, está basado en el protocolo HDLC (publicado por ISO, y el cual a su vez es una evolución del protocolo SDLC de IBM). Establece mecanismos de direccionamiento entre usuarios, negociación de características de comunicación, técnicas de recuperación de errores. Los servicios públicos de conmutación de paquetes admiten numerosos tipos de estaciones de distintos fabricantes. Por lo tanto, es de la mayor importancia definir la interfaz entre el equipo del usuario final y la red. X.25 está orientado a la conexión y trabaja con circuitos virtuales tanto conmutados como permanentes. En la actualidad se trata de una norma obsoleta con utilidad puramente académica.

Introducción de historia

La norma X.25 es el estándar para redes de paquetes recomendado por CCITT, el cual emitió el primer borrador en 1974. Este original fue en 1976, en 1978, en 1980 y en 1984, para dar lugar al texto definitivo publicado en 1985. El documento inicial incluía una serie de propuestas sugeridas por Datapac, Telenet y Tymnet, tres nuevas redes de conmutación de paquetes.

La X.25 se define como la interfaz entre equipos terminales de datos y equipos de terminación del circuito de datos para terminales que trabajan en modo paquete sobre redes de datos públicas. Las redes utilizan la norma X.25 para establecer los procedimientos mediante los cuales dos ETD que trabajan en modo paquete se comunican a través de la red. Este estándar pretende proporcionar procedimientos comunes de establecimiento de sesión e intercambio de datos entre un ETD y una red de paquetes (ETCD). Entre estos procedimientos se encuentran funciones como las siguientes: identificación de paquetes procedentes de ordenadores y terminales concretos, asentimiento de paquetes, rechazo de paquetes, recuperación de errores y control de flujo. Además, X.25 proporciona algunas facilidades muy útiles, como por ejemplo en la facturación a estaciones ETD distintas de la que genera el tráfico.

Dentro de la perspectiva de X.25, una red opera en gran parte como un sistema telefónico. Una red X.25 se asume como si estuviera formada por complejos conmutadores de paquetes que tienen la capacidad necesaria para el enrutamiento de paquetes. Los anfitriones no están comunicados de manera directa a los cables de comunicación de la red, sino que cada anfitrión se comunica con uno de los conmutadores de paquetes por medio de una línea de comunicación serial. En cierto sentido la comunicación entre un anfitrión y un conmutador de paquetes X.25 es una red miniatura que consiste en un enlace serial. El anfitrión puede seguir un complicado procedimiento para transferir sus paquetes hacia la red.

El estándar X.25 no incluye algoritmos de enrutamiento, pero conviene resaltar que, aunque las interfaces ETD/ETCD de ambos extremos de la red son independientes una de otra, X.25 interviene desde un extremo hasta el otro, ya que el tráfico seleccionado se enruta al final. A pesar de ello, el estándar recomendado es asimétrico, ya que sólo se define un lado de la interfaz con la red (ETD/ETCD).

Other Languages
العربية: بروتوكول X25
azərbaycanca: X.25
bosanski: X.25
català: X.25
čeština: X.25
dansk: X.25
Deutsch: X.25
English: X.25
eesti: X.25
euskara: X.25
فارسی: اکس ۲۵
français: X.25
עברית: X.25
magyar: X.25
Bahasa Indonesia: X.25
italiano: X.25
日本語: X.25
한국어: X.25
Bahasa Melayu: X.25
Nederlands: X.25
norsk nynorsk: X.25
polski: X.25
português: X.25
русский: X.25
svenska: X.25
ไทย: X.25
Türkçe: X.25
українська: X.25
中文: X.25