Naturalización

La naturalización o nacionalización (léase también el artículo "nacionalización") es el proceso por el cual un ciudadano de un Estado adquiere la nacionalidad de un segundo con el cual ha adquirido algunos vínculos producto de la estadía mantenida de manera legal en dicho país u otros motivos, como el matrimonio o ascendencia directa (padres, abuelos, etc.). Para aquellas personas que cumplen con los requisitos para la mayoría de edad, al adoptar una nacionalidad por naturalización, adquieren también la calidad de ciudadanos de ese país.

La mayoría de Estados establecen que para que un ciudadano de otro país adquiera su nacionalidad, debe primero renunciar a su nacionalidad anterior ante un funcionario público de su país. Sin embargo existen convenios bilaterales o multilaterales por el cual los ciudadanos de un país pueden adquirir la nacionalidad y la ciudadanía del otro país sin necesidad de renunciar a la anterior, resultando una doble nacionalidad.

Naturalización por países

Argentina

La naturalización se encuentra regulada por el art. 20 de la Constitución Nacional, la Ley 346 y su decreto reglamentario 3213/84. Sólo se requiere tener al menos 18 años de edad, haber vivido en el país por dos años y solicitar la carta de ciudadanía a un juez federal. El decreto establece como causales de rechazo el estar procesado en causa criminal, haber estado en la cárcel por más de 3 años en los últimos 5 años, tener un medio de vida deshonesto o haber cometido actos contra la democracia, delitos de lesa humanidad o que importen la concentración del poder. A diferencia de otros países, no hay un nexo causal entre la residencia legal y la ciudadanía. Es decir, se puede solicitar la ciudadanía argentina aún estando indocumentado ya que el requisito es el de haber vivido en la Argentina por 2 años. Las cortes han aceptado el trabajo irregular como trabajo honesto así como la Corte Suprema reconoce desde 1928 que el ingreso irregular puede ser subsanado por constituir el hogar con ánimo de arraigo en el país. El requisito de los 2 años puede ser sorteado por tener hijos y/o cónyuge argentino. Hay otras causales también.

Colombia

La Constitución Política de 1991, en su artículo 96[1]

Según la Ley 43 de 1993, se adquiere la calidad de ciudadano colombiano al reunirse las siguientes condiciones, en el caso de extranjeros residentes:

Los extranjeros que residan en el territorio colombiano pueden adoptar la ciudadanía colombiana si siendo extranjeros, demuestran que su domicilio en Colombia duró cinco o más años continuos en el territorio nacional. Para los españoles, el periodo es de dos años continuos, y para los nativos de cualquier país hispanoamericano y del Caribe, un año continuo[2]

Para que un extranjero pueda acceder a la ciudadanía colombiana debe manifestar su voluntad sobre el acogimiento de la misma, así mismo y en acuerdo a la anterior ley deberá solicitar su inscripción ante el Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia,[4]

Costa Rica

Según la constitución nacional de Costa Rica, la nacionalidod se puede obtener de las siguientes formas:

  • Naturalización por residencia: Para naturalizarse por esta ley, se requiere haber residido en Costa Rica de manera oficial por espacio de cinco años, quienes sean iberoamericanos y españoles por nacimiento, y siete años, quienes son de las demás nacionalidades.
  • Naturalización por permanencia legal en el país (más de 20 años): Para naturalizarse por esta ley, se requiere haber residido en Costa Rica de manera física por espacio de 25 años o más.
  • Naturalización por matrimonio: Para naturalizarse por esta modalidad, se requiere haber estado casado (a) con costarricense por espacio de dos años y haber residido físicamente por ese mismo período en el país.

Así mismo, diferentes leyes estipulan lo concerniente a la naturalización y/o adopción de la ciudadanía costarricense:

  • Naturalización por Ley 1902 (Mayores de 25 años): Para naturalizarse por esta ley, se requiere haber nacido en el extranjero, y ser hijo o hija de padre o madre costarricense por nacimiento, mayor de 25 años, que no haya hecho opción de nacionalidad y haber residido en Costa Rica físicamente por espacio de 05 (cinco) años cuando el lugar de nacimiento sea en alguno de los países iberoamericanos y 07 (siete) años, cuando el país de nacimiento corresponde a alguna de las demás nacionalidades.
  • Naturalización por la Ley 1916 del 5 de agosto de 1955: Para naturalizarse por esta ley, se requiere ser nacido en Costa Rica, hijo de padres extranjeros, mayor de 25 años, que no haya hecho opción de nacionalidad y haber residido en físicamente en el país por espacio de 05 (cinco) años cuando los padres sean iberoamericanos o españoles por nacimiento, y 07 (siete) años, cuando los padres son de las demás nacionalidades.

Perú

La Constitución Política del Perú establece que la nacionalidad peruana se obtiene por nacimiento, por opción o por naturalización. Estos dos últimos supuestos se verificarán sólo si es que la persona tiene residencia en Perú.

Un ciudadano extranjero, para optar por la nacionalidad peruana, deberá residir legalmente en el Perú un mínimo de dos años, demostrar una renta mínima de 10 UITs y tener un excelente récord migratorio. No tiene que renunciar a su primera ciudadanía.

México

La Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos establece que la nacionalidad mexicana se adquiere por nacimiento o por naturalización (Artículo 30).

Los ciudadanos extranjeros que adquieren la nacionalidad mexicana, deberán acreditar que han residido en territorio nacional cuando menos durante los últimos cinco años inmediatos anteriores a la fecha de su solicitud, salvo algunas excepciones que marca la Ley de Nacionalidad en su artículo 20. Así mismo los extranjeros formularán renuncia expresa a la nacionalidad que les sea atribuida, a toda sumisión, obediencia y fidelidad a cualquier Estado extranjero, especialmente de aquél que le atribuya la otra nacionalidad, a toda protección extraña a las leyes y autoridades mexicanas, y a todo derecho que los tratados o convenciones internacionales concedan a los extranjeros en el territorio mexicano. Asimismo, protestarán adhesión, obediencia y sumisión a las leyes y autoridades mexicanas y se abstendrán de realizar cualquier conducta que implique sumisión a un Estado extranjero.

El Salvador

Según lo estipulado en las constituciones modernas, hay casi siempre un parágrafo que dice que toda persona nacida en un país determinado o que es originaria de ese lugar lógicamente recibe la nacionalidad de ese lugar.

En el Artículo 92 de la constitución de El Salvador se enumeran cuatro formas de naturalizarse bajo la nacionalidad salvadoreña.

  1. Los españoles e hispanoamericanos del origen que tuvieren un año de residencia en el país.
  2. Los extranjeros de cualquier origen que tuvieren cinco años de residencia en el país.
  3. Los que por servicios notables prestados a la República obtengan esa calidad del Órgano Legislativo
  4. El (la) extranjero/a casado/a con salvadoreño/a o que acreditaren dos años de residencia en el país, anteriores o posteriores a la celebración del matrimonio.

Así mismo, se establece que la naturalización solo puede ser otorgada por la autoridad competente (Ministerio de Gobernación). La Ley de Extrajería establece además que el requisito indispensable para la naturalización es la manifestación de la voluntad positiva de serlo, según lo dispuesto en el Artículo 28 de la misma, más adelante habla inclusive, de las formas de perder la nacionalidad adquirida por naturalización.

Other Languages
العربية: تجنيس
čeština: Naturalizace
Ελληνικά: Πολιτογράφηση
français: Naturalisation
עברית: התאזרחות
Bahasa Indonesia: Naturalisasi
日本語: 帰化
한국어: 귀화
lietuvių: Natūralizacija
Bahasa Melayu: Naturalisasi
Nederlands: Naturalisatie
norsk bokmål: Naturalisering
português: Naturalização
srpskohrvatski / српскохрватски: Naturalizacija
Simple English: Naturalization
српски / srpski: Натурализација
Türkçe: Telsik
українська: Натуралізація
中文: 归化
粵語: 歸化