Municipio de Jesús María (Aguascalientes)

Municipio de Jesús María
Municipio
[[Archivo:
Escudo del Municipio de Jesús María-01.jpg
|88x88px]]
Escudo
Jesus Maria en Aguascalientes.svg
Ubicación del municipio en el estado de Aguascalientes
Coordenadas 21°57′40″N 102°20′36″O / 21°57′40″N 102°20′36″O / -102.34333333333
Cabecera municipal Jesús María
Entidad Municipio
 • País México
 • Estado Aguascalientes
Presidente municipal Noel Mata Atilano PAN (Mexico).svg
Superficie  
 • Total 506,455 km²
Altitud  
 • Media 1890 msnm
 • Máxima 2 600 m s. n. m.
 • Mínima 1 900 m s. n. m.
Población (2010)  
 • Total 99 590 hab.[1]
Código INEGI 01005
[ editar datos en Wikidata]

Jesús María es un municipio del estado de Aguascalientes, México, se localiza a once kilómetros de la capital del Estado, en la parte centro-oeste del estado, en las coordenadas 21º 57' 40' latitud norte y 102º 20' 36' longitud oeste , a una altura de 1.880 metros sobre el nivel del mar. Jesús María limita al norte con los municipios de San José de Gracia, Pabellón y San Francisco de los Romo; al sur y oriente con el municipio de Aguascalientes y al poniente con el municipio de Calvillo. Se divide en 120 localidades de las cuales las más importantes son: Jesús María y Jesús Gómez Portugal. El municipio cuenta con una superficie de 499.18 kilómetros cuadrados, representando el 8.96% del territorio del estado. El municipio perteneciente a la provincia de la Mesa Central, se caracteriza por contar con zonas accidentadas que abarcan un 25 por ciento, localizadas en la parte norte-noreste y sur. Las zonas semiplanas cubren un 45% en la parte noreste, oeste y sur y las zonas planas representan el 30% restante y se localizan al norte y noreste del municipio.

Historia

El municipio de Jesús María se llamó originalmente Jesús María de los Dolores, este se fundó en un lugar donado por una familia española, llamado JONACATIC o XONACATIQUE palabra náhuatl que significa "lugar donde crecen las cebollas", terreno cedido por el capitán José Rincón Gallardo, está entrega quedó escriturada ante la Real Audiencia de Guadalajara el 24 de julio de 1699. El 23 de diciembre de 1700 se autorizó la entrega a los nuevos fundadores por el doctor Alonzo de Ceballos Villa Gutiérrez funcionario de la Real Audiencia de la Nueva Galicia y por don Francisco Domínguez de Riezo. El 29 de noviembre de 1701 fue confirmado el derecho de los indios provenientes de un lugar llamado Charco azul (Asientos Aguascalientes)a formar el nuevo pueblo.

Así el 1° de diciembre de 1701 la transmisión de derechos fue certificada por el escribano público y del cabildo Salvador Delgado Cervantes. La entrega fue realizada por don Diego de Parga y Galloso, abogado de la Real Audiencia de la Nueva Galicia, Regidor decano de la ciudad de Zacatecas y alcalde Mayor y la Santa Hermandad en la Villa de Aguascalientes.

La fundación se realizó ante la ausencia de su principal promotor el cacique indígena Matías Saucedo y Moctezuma, Capitán de Fronteras Chichimecas, que estaba a cargo del puesto de Pilotos (Asientos Aguascalientes). La documentación que acreditó la propiedad otorgada a los indios fue recibida por don Juan Rodríguez de la Tapia quien dijo ser indio cacique, venido de conquistadores de los de Jilotepeque y descendiente del rey Jicotea. También firmaron 32 como fundadores Miguel Suárez, Fabian Díaz, Domingo de Lima, Matias de Saucedo, Diego Flores, Juan Gabriel, Marcos Rodríguez, Salvador González, Lorenzo de la Meza, Miguel de la Cruz, Felipe de la Cruz, Juan Silvestre, Juan Cristobal, Manuel de la Cruz, Lucas de Aguilar, Isidro Martín, Tomás de Aguilar, Juan Martín de Luna y Tapia, Francisco de Torres, Pascual Ramírez, Juan Nicolás, Juan Martín, Bartolome de Luna, Domingo de Luna, Lucas "El Obrajero", Miguel de Torres, diego Ramírez, Domingo Hernández, Nicolás Ventura, Sebastian de luna y Joaquin de Luna.

Los indios efectuaron el acto de posesión de las tierras equivalente a un sitio de ganado mayor y cuatro caballerías (1883.99 hectáreas) arrancando hierbas, tirando piedras, manoseando el agua y repicando la campana que indicaba el lugar que ocuparía la iglesia.

Algunos indígenas no estuvieron de acuerdo en el sitio que se les concedió, e intentaron fundar otro pueblo en el sitio de Bocas, pero los Rincón Gallardo intervinieron para evitarlo.