Mujeres (película)

Mujeres es una película basada en la obra teatral de Clare Boothe Luce.

Argumento

Mary Haines ( Norma Shearer) se plantea divorciarse de su marido cuando la aventura que este mantiene con una vendedora de perfumes, Crystal Allen ( Joan Crawford), de unos grandes almacenes se convierte en el cotilleo de más éxito en su círculo de amigos. Tal vez, si la historia no se hubiese divulgado ella no habría tomado esta decisión, pero siendo de dominio público, no tiene más remedio que poner fin a su matrimonio. Como curiosidad hay que señalar que en esta divertida película sólo actúan mujeres, no aparece ningún hombre en ningún momento.

Mujeres sigue las vidas de las mujeres de Manhattan, centrándose en particular en Mary Haines (Norma Shearer), la alegre y contenta esposa de Stephen y madre de Little Mary (Virginia Weidler). Después de que se oyen algunos cotilleos, visitan a estas mujeres adineradas, la prima de Mary Sylvia Fowler (Rosalind Russell) que va a un salón para obtener el nuevo y exclusivo color de uñas: Jungle Red. Ella oye de una manicura que el marido de Mary ha estado teniendo una aventura amorosa con una chica vendedora de perfume llamada Crystal Allen (Joan Crawford). Siendo un chisme notorio, Sylvia se complace en compartir las noticias con los amigos de Mary; establece a Mary con una cita con la misma manicura para que escuche el rumor sobre la infidelidad de Stephen.

Mientras que la madre de Mary (Lucile Watson) la insta a que ignore los chismes, Mary comienza a tener sus propias sospechas sobre las afirmaciones cada vez más frecuentes de su marido de que necesita trabajar hasta tarde. Decide viajar a Bermudas con su madre para pensar sobre la situación y esperar que los rumores se desvanezcan. A su regreso, Mary se dirige a un desfile de moda y descubre que Crystal está presente, probándose la ropa en un vestidor. Mary, ante la insistencia de Sylvia, la enfrenta a ella, pero Crystal no se disculpa y sugiere astutamente que Mary mantenga el status quo a menos que quiera perder a Stephen en un divorcio. Con el corazón destrozado y humillado, Mary se va rápidamente. El chisme continúa, exacerbado por Sylvia y su amiga Edith (Phyllis Povah), quienes convierten el asunto en un escándalo público al contar la versión de Sylvia de la historia a un notorio columnista de chismes. María decide divorciarse de su marido a pesar de sus esfuerzos para convencerla de que se quede. Mientras se prepara para irse a Reno, Mary explica el divorcio a Little Mary.

En el tren a Reno, donde se divorciará, Mary se encuentra con varias mujeres con el mismo destino y destino: la dramática y extravagante condesa de Lave (Mary Boland); Miriam Aarons (Paulette Goddard), una corista; y, para su sorpresa, su amiga Peggy Day (Joan Fontaine), una joven tímida. Mary y sus nuevas amigas se establecen en un rancho de Reno, donde obtienen un montón de consejos no solicitados de Lucy (Marjorie Main), la mujer brusca y cariñosa que dirige el rancho. La condesa cuenta historias de sus múltiples esposos y parece haber encontrado otra perspectiva en Reno, un vaquero llamado Buck Winston. Miriam revela que ha tenido una aventura con el esposo de Sylvia Fowler y planea casarse con él.

Antes de que Mary pueda decidir, suena la llamada de Stephen, quien le informa a Mary que Crystal y él se han casado.

Pasan dos años En el departamento de Haines, Crystal, ahora la Sra. Haines, está tomando un baño de burbujas y hablando por teléfono con su amante, que resulta ser Buck Winston, ahora marido de la Condesa y una exitosa estrella de radio. La pequeña escucha por casualidad la conversación antes de ser ahuyentada por Crystal, quien, como era de esperar, no tiene tiempo ni paciencia para la niña. Sylvia descubre con quién Crystal ha estado hablando y está teniendo una aventura amorosa. Sylvia guarda esta información para usarlo más tarde. Mary organiza una cena para sus amigos de Reno para celebrar el aniversario de dos años de la condesa y Buck, después de lo cual la condesa, Miriam y Peggy van a un club nocturno e instan a Mary a que venga. Mary decide quedarse en casa. Charla con Little Mary, quien sin querer revela lo infeliz que es Stephen y menciona la conversación de Crystal con Buck por teléfono. Esta noticia cambia la opinión de Mary sobre la fiesta. Se viste, con la intención de luchar para recuperar a su ex: "¡He tenido dos años para cultivar garras"

En el club nocturno (en la sala de mujeres), Mary vitorea los detalles de la aventura de Sylvia, luego se asegura de que se le avise a un columnista de chismes (interpretada por una de la vida real, Hedda Hopper). Mary le dice a la condesa que su marido, Buck, ha estado teniendo una aventura con Crystal, luego le informa a Crystal que todos saben lo que ha estado haciendo. A Crystal no le importa y le dice a Mary que puede recuperar a Stephen, ya que ahora tendrá a Buck para mantenerla. La condesa revela que ha estado financiando la carrera de la radio de Buck y que con Crystal, estará sin dinero y sin trabajo. Crystal se resigna al hecho de que volverá al mostrador de perfumes, y agrega: "Y, por cierto, hay un nombre para vosotras, pero no se usa en la alta sociedad, sino en una perrera".

Other Languages
català: The Women
Nederlands: The Women (1939)
português: The Women
srpskohrvatski / српскохрватски: The Women (film, 1939)
svenska: Kvinnorna
українська: Жінки (фільм)