Muhammad ibn Mardanis

Muhámmad ibn Mardanís
Información personal
Nacimiento 1124 ó 1125
Peñíscola
Fallecimiento 1172
Murcia
[ editar datos en Wikidata]

Abú Abd Al·lah Muhámmad ibn Sa`d ibn Muhámmad ibn Áhmad ibn Mardaniš al-Ŷudhamí o at-Tuŷibí (en árabe: أبو عبد الله محمد بن سعد بن محمد بن أحمد بن مردنيش الجذامي o التجيبي, Abū ʿAbd Allāh Muḥammad ibn Saʿd ibn Muḥammad ibn ’Aḥmad ibn Mardanīš al-Ŷuḏāmī o at-Tuŷībī), conocido como Muhámmad ibn Mardanix o Ibn Mardanís, o Rey Lobo por los cristianos ( Peñíscola, 1124 o 1125[2]Murcia, marzo de 1172).

Líder y militar andalusí que tras el final del dominio almorávide se proclamó emir independiente de Mursiyya, Balansiyya y al-Mariyya, convirtiéndose en dominador efectivo de toda Xarq al-Ándalus entre los años 1147 y 1172. Figura capital de los Segundos reinos de taifas, se opuso a la invasión de los almohades, los cuales no consiguieron conquistar por completo sus dominios hasta su muerte.

Orígenes y ascenso al poder en Xarq al-Ándalus

Descendiente de una familia de aristócratas muladíes de origen mozárabe, su apellido podría derivar del apellido hispano-romance "Martínez".[3] Pasó a la historia como uno de los hombres más polémicos de su tiempo.

Su padre, Sa`d ibn Mardanix, fue gobernador de Fraga con los almorávides y luchó contra Alfonso I de Aragón en 1134. Uno de sus tíos, Abd Al·lah ibn Muhámmad, fue lugarteniente de Abd Al·lah ibn Iyad, militar que a las órdenes de Zafadola tomó el control de Murcia y Valencia en la revuelta contra los almorávides de 1144 que supuso la desintegración de su imperio en la península. Al morir Ibn Muhámmad en la batalla de al-Luŷŷ en 1146, su sobrino, Ibn Mardanís, ocupó su lugar como lugarteniente.

Tras la muerte de Ibn Iyad luchando contra los Banu Yumayl en agosto de 1147 (y la previa de Zafadola en al-Luŷŷ), Muhammad ibn Mardanīš se hizo con el poder en Murcia y Valencia. Sin embargo, en un primer momento Abd Al·lah al-Thaghri le va a disputar el control de Murcia, imponiéndose momentáneamente por lo que Ibn Mardanís se retiró a Valencia, cuya población le proclamó emir.

Emparentó por matrimonio con Ibrahim ibn Hamushk de Jaén que le cedió el distrito de la sierra de Segura.

Ibn Mardanix recuperó el control de todo Xarq al-Ándalus y lo mantendrá gracias a tropas mercenarias que contrataba en Barcelona, Castilla y Aragón; firmando tratados con la República de Pisa y la República de Génova. De hecho, la tradición dice que administró Almería en nombre de Alfonso VII de Castilla y León después de 1147, tras la toma momentánea de la ciudad por los cristianos.

En aquel momento dejó el gobierno de Valencia a su hermano, Yúsuf ibn Mardanix, y estableció su capital en Murcia.