Movimiento por una vivienda digna en España

El Movimiento por una Vivienda Digna es el nombre que se atribuyen una serie de movimientos sociales surgidos en España con el fin de reclamar el derecho a una vivienda digna, recogido en el artículo 47 de la Constitución española. Es un movimiento muy heterogéneo en el que tienen cabida gran cantidad de colectivos, que se han movilizado por este motivo a raíz de mayo de 2006.

Desde la crisis inmobiliaria española de 2008 y la posterior crisis económica de 2008-2012, miles de familias han sido desahuciadas, siendo en la actualidad ( 2012) unas 250 familias desahuciadas al día.[1]

Antecedentes

Desde 1999 el precio de la vivienda en España subió en torno a un 180%, muy por encima de los sueldos, lo que llevó a una situación en la que los ciudadanos gastan gran parte de su sueldo en la compra de un piso.[2]

La subida de los precios fue causado por la burbuja inmobiliaria, el cual está causado por factores como la escasez de vivienda en alquiler (85% del total de viviendas destinado a la propiedad, mientras que ésta tasa es del 61% en el resto de Europa,[4]

A pesar de esto España es uno de los países de Europa con menor tasa de alquiler[6] y a la indefensión de los propietarios de los pisos ante inquilinos indeseables. El aumento del precio de la vivienda se ha realimentado con procesos de corrupción urbanística y especulación.

Desde crisis económica de 2008-2012 el aumento del desempleo se ha disparado a cifras superiores al 20%, que, junto con la subida de las hipotecas por el Euribor, ha causado la imposibilidad para miles de familias de hacerse cargo del pago de la hipoteca de la vivienda que Desde 2007, 350.000 familias se quedaron sin casa, embargadas por impago de la hipoteca ha causado que más de 350.000 familias hayan sido desahuciadas en España tras la crisis. Tras la subasta de la vivienda, las casas vuelven a ser tasadas por debajo de su precio inicial de tasación, teniendo los propietarios que hacer frente al pago de la diferencia sin disponer del disfrute del inmueble.[7]

Other Languages