Monumento a la familia Goyeneche

El Monumento levantado en honor de José Sebastián de Goyeneche, Obispo de Arequipa, Arzobispo de Lima y Primado del Perú, y de toda la arequipeña familia Goyeneche constituye una de las obras artísticas de recuerdo y homenaje más importantes y conocidas de Arequipa.

El soberbio monumento fue erigido por suscripción popular del pueblo de Arequipa, que quiso así recordar al que durante espacio de 42 años fue su obispo y a toda su familia que desde su llegada a la Ciudad Blanca desde España en el siglo XVIII dedicó grandes esfuerzos y caudales en favor de las clases más desfavorecidas de esta ciudad.

Su construcción se encargó al escultor italiano Giulio Tadolini y su instalación en la Avenida Goyeneche de Arequipa al ingeniero peruano Gerardo Alberto Cornejo Iriarte.

El 11 de febrero de 1912 se puso la primera piedra del monumento bajo el padrinazgo del Presidente de la República Augusto B. Leguía.

El 21 de agosto de 1921 se inauguró solemnemente en el transcurso de un acto de enorme repercusión en la época al que asistieron el Nuncio Apostólico Monseñor Carlo Pietropaoli (Arzobispo de Chalcis) en representación de SS el Papa (quien descorrió el velo de la estatua); el Embajador de Francia, General Charles Mangin; el Obispo de Arequipa, Monseñor Fr. Mariano Holguín; el Prefecto del Departamento, Coronel Temístocles Molina Derteano; la Corte Superior de Justicia; el Honrado Concejo Provincial; el Comandante General de la III Región Militar; la Sociedad de Beneficencia; el Comité del Monumento y el pueblo de Arequipa en pleno.

El monumento

El monumento consiste en una amplia base de granito sobre la que se levanta una artística peana de mármol, en cuyas paredes destacan hermosos medallones de bronce con retratos de miembros de la familia Goyeneche y los escudos de armas del Perú, de Arequipa, del Arzobispo y de la Casa de Goyeneche.

Corona esta mole de granito y mármol una soberbia estatua del prelado, que aparece sentado y con la episcopal actitud de bendecir a Arequipa mientras, incorporado, contempla una bellísima alegoría de la caridad, de bronce, que se destaca sobre la base de granito: una Hermana de la Caridad sosteniendo a un escuálido enfermo.

En la parte frontal del monumento se colocó un letrero en bronce con la leyenda "Arequipa a sus benefactores los señores de Goyeneche"

Other Languages