Milanesa napolitana

Milanesa napolitana
Nombre Milanesa napolitana
Procedencia Flag of Argentina.svg  Argentina
Distribución Mundial, principalmente en Argentina, Bolivia, Paraguay y Uruguay.
[ editar datos en Wikidata]
Milanesa napolitana la cual se sirve "al plato" tradicionalmente con una guarnición de papas fritas (debajo de la cubierta de una feta de queso con salsa de tomate y una feta de jamón crudo se encuentra una milanesa que junto a la feta de jamón, a la feta de queso y el añadido de salsa de tomate han sido en conjunto [el conjunto de la milanesa napolitana] cocinadas en un horno).

La milanesa napolitana o milanesa a la napolitana es un plato creado en la Ciudad de Buenos Aires y típico de la Gastronomía argentina, boliviana, paraguaya y uruguaya. Consiste en una milanesa, habitualmente de carne vacuna , llevada al horno para ser recubierta como una pizza, con salsa de tomate y queso mozzarella, añadiéndosele distintos ingredientes ( jamón, panceta, atún, cebolla...).

Historia

No se llama así por la ciudad de Nápoles, en Italia, sino por el restaurant Nápoli de Jorge La Grotta, donde se vendió por primera vez en Buenos Aires a finales de la década de los 40. Se la llamaba milanesa a la Nápoli. El establecimiento se encontraba en la calle Bouchard entre la Avenida Corrientes y la calle Lavalle, en frente del estadio cubierto Luna Park, en la Ciudad de Buenos Aires.

Según una de las leyendas sobre el origen de este plato,[1] cuenta que el mismo fue casual: un habitué llegó después de que el cocinero de Nápoli hubiera terminado su turno y ordenó (como todas las noches) una milanesa, que fue cocida por un asistente con más voluntad que talento. La milanesa se pasó de punto y no quedaba otra en el local. Para no desairar al cliente, La Grotta le propuso al asistente que removiera el pan rallado quemado y cubriera la milanesa con salsa de tomate, jamón y queso, y la gratinara en el horno. Al cliente le gustó tanto la nueva versión que El Nápoli la incluyó en la carta como especialidad de la casa.

Según descendientes de Jorge La Grotta, la leyenda sobre la milanesa pasada de cocción es simplemente una leyenda, y el origen es más bien producto de crear un menú original combinando otras costumbres culinarias de Italia como la pizza Napolitana y la cottoleta a la milanese; esto es: la primera milaneza a la Napoli era una milanesa recubierta con una salsa de tomate y de albahaca luego otros restaurantes copiaron la idea y le añadieron el queso y el jamón etc, motivo por el cual la familia La Grotta exigió que no se la llamara la Napoli aunque quedó consagrado el nombre «a la napolitana».

Other Languages