Metro de Málaga

Metro de Málaga
Logotipo del Metro de Málaga.svg
MetroMalagaTren.JPG
Tren en la Estación Perchel
Lugar
Ubicación Málaga, España
Área abastecida Málaga
Descripción
Tipo Metro
Correspondencia
Inauguración 30 de julio de 2014
Intercambiadores Estación El Perchel
Características técnicas
Longitud 11,3 km
Estaciones 17
Ancho de vía 1435 mm
Velocidad máxima 70 km/h
Propietario Junta de Andalucía
Explotación
Líneas 1 y 2 (En servicio parcialmente)
Nº trenes 14 unidades CAF Urbos 3
Pasajeros 5 millones/año[1]
Operador Consorcio empresarial MetroMálaga:
FCC-Globalvía
Agencia de Obra Pública Junta de Andalucía (AOPJA)
Sando
Cajamar
Constructora Vera
Cointer
Comsa Emte
Mapa
Mapa Esquemático del Metro de Málaga.svg
Plano de las líneas 1 y 2.
[ editar datos en Wikidata]

El Metro de Málaga es la red de tren ligero de la ciudad española de Málaga, que consta de dos líneas actualmente en servicio parcial, y que une diferentes puntos de la ciudad interactuando con el resto de la red de transporte del Consorcio de Transporte Metropolitano del Área de Málaga.

Las líneas utilizan unidades de tren ligero del tipo Urbos 3 de CAF con capacidad para 202 pasajeros (145 de pie y 57 asientos). La velocidad máxima que alcanzan estas unidades es de 70 km/h, el ancho vía es de 1.435 mm ( ancho estándar) y electrificada a 750 vcc, permitiendo tener toda la red conectada. Los vehículos tienen una longitud de 31 m de largo y una anchura de 2,65.

La red está gestionada por la concesionaria Metro Málaga de la que forman parte FCC-Globalvía, la Agencia Obra Pública Junta de Andalucía (AOPJA), Sando, Cajamar, Constructora Vera, Cointer y Comsa Emte, con un capital social de 136,5 millones de euros.

Pese a que el contrato inicial fue adjudicado por un costo total de 403 millones de euros, el sobrecoste de la construcción finalmente dejará la cifra en un monto de 870 millones de euros, más del doble de lo que se presupuestó[2] .

Historia

El Metro en Málaga dio sus primeros pasos durante la década de 1990 cuando se planteó la posibilidad de crear una red de metro ligero que permitiera mejorar el caos circulatorio del área metropolitana. Las primeras propuestas sugerían la clase de vehículos y el tipo de plataformas idóneas, considerándo más conveniente realizar tramos subterráneos en las zonas céntricas de la ciudad y trazados en superficie en tramos más periféricos.

El 30 de octubre de 2001, la Consejería de Obras Públicas y Transportes de la Junta de Andalucía encargó el estudio informativo de la red de metro para Málaga, tomando como base el Plan Intermodal de Transportes que había planteado inicialmente 4 líneas. En este estudio idearon las líneas del metro, los trazados y la infraestructura, así como otros aspectos como las previsiones de demanda. Además, se determinó utilizar un sistema de doble vía con ancho internacional, una distancia media de 500 metros entre paradas y un alto nivel de accesibilidad. La financiación correría a cargo del Gobierno de España, la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Málaga.

En una primera fase se determinó la construcción de las líneas 1 y 2, dejando el desarrollo del resto de las líneas para fases posteriores. La adjudicación de las obras y de la explotación de ambas líneas durante 30 años correspondió a una unión temporal de empresas liderada por FCC y de la que también formaban parte la Agencia Obra Pública Junta de Andalucía (AOPJA), Sando, Cajamar, Constructora Vera, Cointer y Comsa Emte, con un capital social de 136,5 millones de euros.

El proyecto definitivo de construcción del metro se aprobó en abril de 2005.

Evolución de las obras [3]

Boca de metro de la Estación Ciudad de la Justicia.
  • Línea 2

El 17 de noviembre de 2005 la Junta de Andalucía presentó el proyecto constructivo de la Línea 2. Este proyecto no incluía el tramo inicial de la línea desde el centro hasta la estación de Málaga-María Zambrano, debido a algunos aspectos que no fueron resueltos hasta julio de 2010.[4]

Las obras de este tramo comenzarían en enero de 2006 entre las estaciones de Martín Carpena- El Perchel en el Distrito Carretera de Cádiz, afectando a la Avenida de Velázquez y la Calle Héroe Sostoa[5] al utilizar la técnica constructiva de muros pantalla, fórmula elegida para prevenir posibles daños en los edificios colindantes, en detrimento del uso de tuneladoras.

La Línea 2 en su inauguración parcial de 2014 se encontraba solo en servicio hasta la Estación Perchel, con sus dos tramos finales inconclusos, los más cercanos a la zona centro de la ciudad, uno en obras y otro en proyecto.

  • Línea 1

Este tramo se inició en marzo de 2008 en el tramo en superficie a través del Campus Universitario de Teatinos: Universidad- Talleres y cocheras, [9]

La Línea 1 en su inauguración parcial de 2014 se encontraba solo en servicio hasta la Estación Perchel, con sus dos tramos finales inconclusos, los más cercanos a la zona centro de la ciudad, uno en obras y otro en proyecto.

Tramo compartido en el Centro

El inicio de las obras en el tramo desde El Perchel hasta Guadalmedina se produjo en enero de 2010.[11]

La Junta de Andalucía apostaba, hasta mediados de 2012, por continuar con el método constructivo de muros pantalla en el tramo Guadalmedina-Atarazanas, lo que obligaría a cortar al tráfico en uno de los ejes viarios principal de la ciudad ( Alameda Principal - Plaza de la Marina) durante más de un año. Además, la ejecución de este tramo sería compleja por la probable localización de restos arqueológicos significativos en el subsuelo[13]

Cambios en los gestores de la Consejería y suspensión de la ejecución de nuevos tramos

Desde finales de 2012, los nuevos gestores de la Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía pertenecientes al partido político Izquierda Unida (España)]], con la nueva consejera, Elena Cortés Jiménez, al frente, decidieron de forma unilateral, no continuar con el proyecto aprobado y consensuado siete años antes, por los anteriores titulares de la Consejería y el Ayuntamiento malacitano,[15]

Estos recientes cambios y nuevo diseño para los tramos finales de las líneas 1 y 2 suscitaron gran polémica y controversia, topando con la firme oposición tanto del Ayuntamiento de Málaga como de grandes sectores de la ciudadanía y del tejido asociativo de la ciudad de Málaga,[17]

En marzo de 2013, la obra, en los tres tramos finales de las líneas 1 y 2, Guadalmedina, La Marina y La Malagueta, se encontraba paralizada en su ejecución, al existir profundas discrepancias entre los planteamientos de la Consejería de Fomento andaluza y el Ayuntamiento de Málaga. Por lo que solo estaba prevista la puesta en funcionamiento parcial de las líneas 1 y 2, durante el último trimestre de dicho año, fecha en la que tampoco se cumplieron los plazos, quedando suspendida la inauguración.

Nuevas variaciones en el proyecto

El 27 de septiembre de 2013, la Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Málaga llegan a un consenso, en el que se sustituye el tramo soterrado "Guadalmedina-La Malagueta", por uno de menor dimensión que incluye el paso por debajo del río Guadalmedina denominado "Guadalmedina-Atarazanas" con una única estación en Calle Torregorda, recortando así el presupuesto inicial de 108 millones de euros a solo 50 millones. Por otro lado se retoma el proyecto de la Línea 4, como una línea completamente tranviaria, que partiría de la Estación Guadalmedina en dirección Calle Hilera finalizando inicialmente en el Hospital Civil de Málaga; y además se descarta la Línea 3 de Metro proyectada hacia el Distrito Este. Los responsables de la Consejería andaluza de Fomento argumentan que sea el Ministerio de Fomento el que se haga cargo de la prolongación del Cercanías de Málaga hasta La Malagueta.[19]

Inauguración

La inauguración de las líneas 1 y 2 estaba prevista para febrero de 2009,[21] fecha en la que tampoco se inauguraron los tramos por nuevos retrasos en las obras.

Se designó el 31 de octubre de 2013 como nueva fecha para inaugurar de forma parcial las líneas 1 y 2, desde la estación de El Perchel hasta sus respectivos finales de línea, a la espera de consensuar la solución final para el resto del tramo.

El 21 de diciembre de 2013 se celebró la primera prueba pública dinámica, en casi todo el trazado parcial.[23]

Vestíbulo de la Estación Ciudad de la Justicia desde una de las escaleras mecánicas de acceso, con los tornos de validación de billetes al fondo.

El metro se inauguró de manera oficial el 30 de julio de 2014.[24]

Other Languages